#Catalunya  #JudiciProcés  Mundo

Tardà: “Este juicio está inspirado en la venganza de un Estado que se sintió humillado el 1-O”

El juicio contra el procés en el Tribunal Supremo ha continuado este miércoles abriendo una nueva fase, la testifical. El diputado de ERC, Joan Tardà, ha sido el primero en declarar seguido de Artur Mas que ha afirmado: "El referéndum no se quería hacer unilateral, sino acordado con el estado". Marchena ha suspendido los testimonios de Antonio Baños y Eulàlia Reguant por negarse a contestar a Vox. También han testificado Mariano Rajoy, Soraya Saenz de Santamaría y Cristobal Montoro. La sesión continuará este jueves con Iñigo Urkullu, Gabriel Rufián, Ada Colau y Juan Ignacio Zoido, entre otros testigos. Observadores internacionales advierten sobre la "carga política" del juicio.
| 27 febrero, 2019 20.02
Tardà: “Este juicio está inspirado en la venganza de un Estado que se sintió humillado el 1-O”
Tardà atiende a los medios tras testificar en el Supremo. Foto: ERC

Tardà niega que hubiera violencia el 20-S

El primero en declarar este jueves ha sido el diputado de ERC, Joan Tardà, al que el Tribunal ha impedido testificar en catalán argumentando que ese derecho “solo lo tienen los acusados”. “Este juicio está inspirado en la venganza, en la venganza de un Estado que se sintió humillado el 1-O”, ha manifestado ya en castellano.

El presidente del tribunal, el magistrado Manuel Marchena, ha amonestado al diputado de ERC: “No empezamos bien. No está ustéd autorizado a hacer valoraciones políticas, solo a someterse a lo que es la razón de su declaración”.

Tardà ha asegurado que lo que sucedió el 20 de septiembre de 2017 en la Consellería de Economía fue una concentración “absolutamente espontánea”, pacífica y sin violencia pues “ni la unidad de España ni la independencia de Catalunya valen una mínima violencia”. Ha incidido en que no vio violencia: “En absoluto, los concentrados aplaudieron palabras muy sensatas que tenían como punto central no caer en ninguna provocación”.

Mas: “El referéndum no se quería hacer unilateral, sino acordado con el estado”

El expresident de la Generalitat Artur Mas, ha sido el segundo en testificar. En su comparecencia ha relatado que desde el 2012 existían negociaciones entre el Govern, el Gobierno de Rajoy y el PSOE, liderado entonces por Rubalcaba. También ha apuntado que le dijo a Carles Puigdemont que no perdiera la capacidad de iniciativa dentro del marco constitucional. “Siempre que estuve allí [en las reuniones con miembros del Govern de Puigdemont], oí la voluntad de acordar los términos del referéndum con el Gobierno español. Puigdemont llegó a la conclusión de que tenía que haber un segundo referéndum. Pero fue el Govern de la Generalitat, de forma colectiva, quien tomó la decisión”, ha afirmado.

“El referéndum no se quería hacer unilateral, sino acordado con el estado”, ha incidido Mas para asegurar que la vía unilateral “no fue ni la primera ni la segunda ni la tercera opción del soberanismo catalán”. Mas, que ha apelado en repetidas ocasiones a la “experiencia” de la consulta del 9 de noviembre de 2014, por la que está inhabilitado hasta febrero de 2020, ha asegurado que su Govern tenía más vinculación con el 9N que el que lideró Carles Puigdemont con el 1-O, donde el protagonismo de la sociedad civil fue “determinante”. “Puigdemont escuchaba diferentes ideas. A partir de ahí, los que deben de tomar las decisiones valoran lo escuchado y finalmente toman una decisión. No tengo constancia de que Puigdemont se reuniera con Ómnium Cultural y ANC”, ha añadido.

El expresident ha explicado que el 1-O fue a votar sobre las 10.00 horas al colegio Niño de Jesús y que “la primera imagen que me encontré fue una persona conocida, vecina del barrio, que llevaba la frente llena de sangre y la blusa completamente manchada” por un golpe de porra durante las cargas policiales en ese centro. “Me equivoqué. Nunca pensé que la reacción del Estado sería enviar fuerzas de seguridad para intervenir en el 1-O. ¿Por qué fueron tan poco inteligentes y ofrecieron una imagen que les perjudique en todo el mundo?”, ha sentenciado Mas sobre la violencia policial durante el referéndum del 1 de octubre.

Por último, ha asegurado que se marchó porque quiso: “Tenía dos opciones: convocar elecciones o marcharme, y me marché porque quise”, para añadir que su nombre “suscitó discrepancias entre las fuerzas políticas soberanistas”.

Marchena suspende los testimonios de Antonio Baños y Eulàlia Reguant por negarse a contestar a Vox 

“Por dignidad democrática y antifascista me niego a responder las preguntas de Vox”. Así se ha expresado el periodista y exdiputado de la CUP, Antonio Baños. Acto seguido, Marchena le ha advertido de “posibles responsabilidades penales” y le ha propuesto que Javier Ortega Smith, abogado y secretario general de Vox, le hiciera las preguntas a través del propio magistrado, es decir, repitiendo Marchena la pregunta a Baños. Baños ha aceptado, pero en la tercera pregunta ha pasado esto:

Marchena: Hemos terminado, se va a dejar constancia de que usted no quiere siquiera a través de la presidencia…

Baños: No es cierto eso, no me niego, no me niego a contestar a la presidencia. Solo preguntaba. 

Marchena: Lo que ha dicho usted está muy claro, no vamos a entrar en debates, la solución que yo le he propuesto estaba muy clara.

Tras este rifirrafe, Marchena ha decretado un receso de cuatro minutos. Al reanudarse la sesión, el presidente del tribunal ha suspendido definitivamente la declaración de Baños: “Puede usted marcharse, vamos a deducir testimonio al juzgado de guardia”.

Parecida escena se ha producido con la también exdiputada de la CUP, Eulàlia Reguant. “Ante la extrema derecha, un partido machista y xenófobo, me niego a responder a sus preguntas”, ha manifestado. Marchena le ha advertido también de las “posibles responsabilidades penales” y le ha pedido que se marche de la sala y mandará el asunto al juzgado de guardia.

Ambos, que estaban citados como testigos por la acusación popular ejercida por Vox y también por las defensas, han sido multados con 2.500 euros y el tribunal les ha dado cinco días para reconsiderar su posición, bajo la amenaza de imputarles por desobediencia.

Marta Pascal y Nùria de Gispert

La excoordinadora general de PDeCAT, Marta Pascal, ha defendido los objetivos independentistas, pero ha aclarado que ella no es partidaria de la vía unilateral y que trasladó a Puigdemont la necesidad de convocar elecciones y no ir a la unilateralidad. También ha asegurado que el president, ahora exiliado en Bélgica, buscó en todo momento que el referéndum fuera acordado con el Gobierno español pero que no fue posible.

La última en testificar en esta octava jornada del juicio ha sido Nùria de Gispert, expresidenta del Parlament de Catalunya. En su declaración, ha confirmado la versión dada por Carme Forcadell durante el juicio y ha defendido la “legalidad” de su actuación. “¿Usted hubiera actuado igual que la señora Forcadell?”, le ha preguntado la letrada, “Y tanto”, ha respondido. También ha indicado que la mesa del Parlament no tiene iniciativa parlamentaria.

El juicio contra el procés continuará este jueves

Este jueves continuará el proceso con los testimonios del lehendakari Iñigo Urkullu (10.00 horas), Gabriel Rufián (10.30), Albano Dante-Fachín (11.00), Ernest Benach (11.30), Ada Colau (12.00), Juan Ignacio Zoido (16.00), Xavier Domènech (16.30), Josep Ginesta (17.00), Francesc Iglesias (17.30 horas) y Adrià Comella (18.00 horas). El lunes 4, a las 11.30 horas, lo hará el president del Parlament de Catalunya, Roger Torrent, que estaba citado este miércoles pero ya había anunciado que no acudiría por coincidir con sesión en el Pleno de la Cámara catalana.

La primera fase del juicio contra el procés se cerró este martes con los interrogatorios a Jordi Cuixart, president de Òmnium Cultural, y Carme Forcadell, expresidenta del Parlament de Catalunya. La sala segunda del Tribunal Supremo ya ha sido testigo de las declaraciones de Oriol Junqueras y Joaquim Forn; Jordi Turull y Raül Romeva; Josep Rull, Dolors Bassa, Meritxell Borràs y Carles Mundó; y Santi Vila y Jordi Sànchez.

Observadores internacionales advierten sobre la “carga política” del juicio

Durante esta octava sesión, la plataforma Internacional Trial Watch -que ejerce de observadora internacional-, ha mostrado su sorpresa por la “carga política” del juicio contra el independentismo, tanto antes como después del juicio oral que empezó hace tres semanas al Supremo. “Se producen preguntas que son referentes a la adscripción ideológica, la participación asociativa de estos y que se repiten en el núcleo del sumario. Estas preguntas tienen afectación a derechos fundamentales, como el de reunión, asociación y libertad de expresión”, han criticado en una comparecencia ante los medios.

La plataforma ya mostró su preocupación por la actitud de la Fiscalía en lo que llevamos de juicio en un informe difundido esta semana.

27 febrero, 2019

Autor/Autora

Redactor, editor, funciones de coordinación y administración. Integrante del Consello d’AraInfo y uno de los cofundadores. @igoiz17


Vimeo
Ocurrió un error. Comprueba que el id 1756922 corresponde a un 0 y que existe.
Twitter
Facebook

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

CERRAR