La Ribera Baja, fuera de peligro tras la crecida del Ebro

Tras una noche de nervios, las y los habitantes de las poblaciones de la Ribera Baja de El Burgo, Quinto, Pina y Villafranca de Ebro se encontraban más aliviadas durante el transcurso de la mañana de este miércoles, viendo como la punta máxima de la crecida aguas debajo de Zaragoza no comprometía la seguridad de los cascos urbanos.

El Ebro a su paso por Villafranca de Ebro. Foto: DGA

En El Burgo se procedido a defender el casco urbano con un cordón de refuerzo con gravas ante la duda de que la mota resistiera la presión. Es la primera vez que se ha corrido este riesgo, dado que está pendiente el refuerzo de la mota actual. Según ha explicado el alcalde, Vicente Royo, la huerta siempre se anega y son alrededor de 300 o 400 hectáreas de cereales y alface las que se ven afectadas.

En Quinto de Ebro también son los cultivos los más anegados, afectando a unas 1000 hectáreas, según el alcalde, Jesús Morales. El caudal, sin embargo, alcanzaba los cinco metros a mediodía y no se esperaba sobrepasar los 5,20 metros (por debajo de 5,50 en 2018 y 5,85 en 2015).

La alcaldesa de Pina, Mercedes Abós, se ha mostrado aliviada tras llegar la punta de la crecida del Ebro, cuyo caudal de 2.000 m3 ha llegado a mediodía, gracias al aguante de las motas y finalmente, no ha sido necesario romper los marcos fusibles, y ha recordado que todos los traslados de personas más vulnerables han sido "meramente preventivos".

En Villafranca de Ebro, la alcaldesa Volga Ramírez ha explicado que el casco urbano tampoco ha tenido ninguna afección.

La consejera de Presidencia del Gobierno de Aragón, Mayte Pérez, ha recordado que en aplicación del Plan Integral del Ebro de 2018 se ha actuado en Sobradiel, Pina y Alcalá de Ebro, mientras que en Pradilla se actuó en 22 hectáreas de soto.

Además, el Departamento de Agricultura ha convocado este año, por primera vez, una Orden para llevar a cabo limpiezas selectivas y que el Ejecutivo está impulsando la Estrategia Ebro Resilience entre Pradilla y Fuentes de Ebro. Además, se van a poner en marcha "zonas de amortiguación" entre Osera y Fuentes con un presupuesto de un millón y medio de euros.

En la riada de 2015 fueron evacuadas 1.500 personas y en esta ocasión, de manera preventiva, se han desalojado solo 23 viviendas en Novillas durante menos de 24 horas. Pérez ha elogiado el "comportamiento responsable" de la mayoría de los agricultores y ganaderos, porque se han desalojado las explotaciones cuando la DGA lo ha recomendado y los campos de cultivo han laminado el agua.

Balance CECOPI

En la reunión del Centro de Coordinación Operativa Integrada celebrada este miércoles desde el 112 Aragón se ha trasladado que las afecciones durante la noche han sido muy reducidas y que los caudales de la presa de Pina y de Villafranca del Ebro estaban ya descendiendo.

En El Burgo, la UME finalizó el martes el refuerzo de la mota, que ha sido suficiente. En Pina, una vez reforzada la mota sur se han estado vigilando todos los testigos para evaluar si era necesario romper o no los fusibles, algo que no se ha llevado finalmente a cabo. Este miércoles se han iniciado los trabajos de reconocimiento en el resto de municipios de la Ribera Baja.

En relación con las carreteras, ha sido reabierto al tráfico el tramo de la carretera CP-03 que une a las localidades de Pradilla y Boquiñeni, mientras que continúan cortadas la A-1107 en Pina de Ebro, la CP2 entre la A-126 y Novillas y la A-127a en el acceso a Gallur desde la A-127.

A su vez, en la reunión se ha informado sobre la actualidad en el CEIP Jerónimo Zurita de Zaragoza, que se encuentra cerrado por las afecciones causadas por la crecida en sus instalaciones. En la mañana de este miércoles, se ha constatado que el nivel del agua había comenzado a bajar en sus patios, que el martes se encontraban totalmente inundados. Mientras dura este cierre, la actividad lectiva se está desarrollando a distancia.

La Confederación Hidrográfica del Ebro ha trasladado que los máximos caudales en Zaragoza se dieron este martes sobre las 20.00 horas, con una altura de 5,52 metros y un caudal de 2.118 m3/s, cantidades inferiores a 2015 pero mayores que 2018. Esto miso se va a repetir previsiblemente en el resto de municipios de la Ribera Baja.

El martes concluyó el traslado preventivo de personas dependientes y con movilidad entre el 061, Cruz Roja y los servicios sociales de la comarca. También está listo el albergue de Bujaraloz por si fuera necesario alojar a alguien.


Toda la información sobre la crecida del Ebro aquí.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de nuestra política de cookies, pincha el enlace para más información.

ACEPTAR
Aviso de cookies