El 14,6% de los empleadores de la fruta serán sancionados por no presentar la declaración responsable

Con este documento se comprometen expresamente al cumplimiento de las condiciones y requisitos laborales y sanitarios exigibles y a velar por las adecuadas condiciones de alojamientos y de transporte de su plantilla desplazada

fruta
El banco de recursos fitogenéticos de frutales del CITA de Aragón.

El 85,4% de los empleadores y empleadoras del sector hortofrutícola aragonés han presentado las declaraciones responsables solicitadas por la Orden de medidas de control y prevención para asegurar el cumplimiento de la normativa laboral en el ámbito de la seguridad y la salud para la próxima temporada de la recogida de la fruta.

Tras un mes hábil, el plazo concluyó el viernes pasado a las 24.00 horas y el consejero de Agricultura, Ganadería y Medio Ambiente del Gobierno de Aragón, Joaquín Olona, ha hecho públicos los datos este martes, 23 de marzo de 2021.

Asimismo, conforme a lo previsto en la normativa vigente y que hace referencia a la salud pública, el consejero ha anunciado el inicio inminente de un expediente sancionador para el 14,6% de los empleadores y las empleadoras que no han presentado la declaración responsable a la que estaban obligadas, representado el 5,4% de la superficie.

La Orden obliga a quienes gestionen más de una hectárea de frutal a comunicar las previsiones de contratación de trabajadores y trabajadoras temporales para la próxima temporada de recogida de la fruta dulce, a través de la presentación de una declaración responsable. El número total de agricultores y agricultoras con esta obligación es de casi 3.000 y a un total de 37.800 hectáreas de tierra.

Olona ha valorado “positivamente” el dato conseguido, aunque ha reconocido que esperaba superar el 90% “para darse por satisfecho con el grado de cumplimiento alcanzado”. “El 98% de los que no han presentado la declaración tienen explotaciones de menos de 20 hectáreas. Mientras que los de más de 50 hectáreas lo han hecho el 100%”, ha explicado.

Una vez más, Olona ha recalcado los dos objetivos primordiales que tiene la Orden. Por un lado, disponer de toda la información necesaria del volumen del personal a contratar, para que las diferentes administraciones puedan planificar las medidas necesarias en la gestión de la pandemia. Y, por otro, conseguir que el sector se involucre más y mejor en las condiciones transporte y alojamiento, además de las laborales.

La campaña de la fruta de 2020

Cabe recordar que durante la pasada temporada surgieron varios brotes de coronavirus durante la recogida de la fruta. El pasado 10 de agosto, AraInfo recogía alguna de las declaraciones del presidente de Aragón, Javier Lambán, donde criminalizaba a los y las trabajadoras y las responsabilizaba de sus pésimas condiciones laborales: “Origen primero de la pandemia en Aragón”. A su juicio aseguraba que esta es “cientos de ellos viven en la ciudad de Zaragoza y son una población particularmente preocupante desde el punto de vista del contagio”, ha asegurado, para después afirmar que su afirmación pretendía no tener “ánimo de demonizar” a este colectivo.

En 2020, la Administración solo recibió el 47% de las declaraciones responsables de obligado cumplimiento. “En el caso de la temporada pasada, la Orden salió tarde, y hay que reconocer que el tiempo que les dimos a los agricultores para reaccionar fue muy breve, puesto que solo tuvieron unos días hábiles para poder presentar la documentación. Por el contrario, este año nos hemos adelantado mucho al momento más álgido de la campaña, que será en los meses de julio y agosto, y han tenido un mes de tiempo”, ha apuntado Olona.

Entre los brotes de 2020, el más destacado fue el de Calatayud, donde Open Arms tuvo que acudir al auxilio de la DGA para controlar el brote. Así lo explicábamos en AraInfo el 2 de septiembre de 2020.

La Orden obliga a comunicar las previsiones de contratación para la próxima campaña

La Orden se publicó en el Boletín Oficial de Aragón (BOA) el pasado 18 de febrero de manera conjunta por los Departamentos de Agricultura, Ganadería y Medio Ambiente; Economía, Planificación y Empleo; y Sanidad y establece medidas de control para asegurar el cumplimiento de la normativa laboral en el ámbito de la seguridad y salud en la próxima campaña de recogida de la fruta en Aragón.

A través de esta Orden se obliga a los empleadores y empleadoras a comunicar las previsiones de contratación de trabajadores agrarios temporales antes del inicio de la campaña, a través de la presentación de una declaración responsable. En ella, se comprometen expresamente al cumplimiento de las condiciones y requisitos laborales y sanitarios exigibles y a velar por las adecuadas condiciones de alojamientos y de transporte de su plantilla desplazada.

Asimismo, el empleado o empleadas solo podrá desplazarse con una declaración responsable sujeta a un contrato de trabajo y donde figure su domicilio. Esta declaración responsable debe de estar firmada tanto por esta persona, como por el empleador o empleadora.

La intención del Gobierno de Aragón en relación con la próxima campaña de fruta –cuyo núcleo se centra en los meses de julio y agosto-, pasa por la firmeza en la exigencia del cumplimiento estricto de las obligaciones laborales que, como empleadores y empleadoras, tienen con independencia de la dimensión de su actividad. Para ello, como ya se anunció, además estas medidas preventivas, el Ejecutivo aragonés se ha comprometido a aumentar las inspecciones en las explotaciones agrícolas y a trabajar de forma conjunta con el resto de las administraciones para incrementar los controles en las zonas donde se concentra el personal temporal.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de nuestra política de cookies, pincha el enlace para más información.

ACEPTAR
Aviso de cookies