Simone Biles da "un paso atrás" para cuidar su salud mental

"Tenemos que proteger nuestra mente y nuestro cuerpo y no limitarnos a hacer lo que el mundo quiere que hagamos", destacaba la gimnasta más laureada de la historia tras su retirada de la final olímpica por equipos. Biles también ha renunciado a tres de las cuatro finales de aparatos. Sus valientes palabras reabren un debate muy necesario que debería romper, de una vez por todas, el estigma de la salud mental.

Simone Biles. Foto: @USAGym

Pocas horas después de retirarse de la final olímpica por equipos, tras hacer solo el primer ejercicio, Simone Biles explicó sus motivos. "Después de la actuación que hice, no quería seguir. Tengo que centrarme en mi salud mental. Creo que la salud mental está más presente en el deporte ahora mismo", remarcó la gimnasta más laureada de la historia, con cinco medallas en la última cita olímpica: cuatro de oro y una de bronce, y seis veces campeona del mundo.

"Tenemos que proteger nuestra mente y nuestro cuerpo y no limitarnos a hacer lo que el mundo quiere que hagamos. Ya no confío tanto en mí misma. Tal vez sea por hacerme mayor. No somos sólo atletas. Somos personas al fin y al cabo y a veces hay que dar un paso atrás", añadió la gimnasta de Texas que 24 horas antes ya había manifestado sentir "todo el peso del mundo sobre mis hombros".

El miércoles 28, el equipo estadounidense confirmó que Simone Biles no competiría en la final individual del concurso completo del jueves 29, en el que iba defender el título. "Tras una posterior evaluación médica, Simone se retira de la final del concurso completo de los Juegos de Tokio para centrarse en su salud mental. Apoyamos incondicionalmente su decisión y apoyamos su valentía", explicaban en un comunicado.

Biles tampoco competirá en la finales de salto, asimétricas y suelo

Hasta este sábado, 31 de agosto, se desconocía si podría participar en las finales de aparatos. Biles estaba clasificada para las cuatro finales, las de salto y barras asimétricas, el domingo 1 de agosto, suelo el lunes 2, y barra el martes 3, desde las 10.00 (hora de Aragón).

Finalmente, la noticia se confirmaba. Primero, su retirada de las finales del domingo. "Después de una nueva consulta con el personal médico, Simone Biles ha decidido retirarse de las finales de salto y barras asimétricas. Seguirá siendo evaluada diariamente para determinar si competirá en las finales de ejercicio en el suelo y barra de equilibrio", escribía en un tuit la Federación de Estados Unidos.

Horas después, se anunciaba que tampoco competiría en el ejercicio de suelo de este lunes. "Simone se ha retirado de la final de suelo", dijo la Federación de Estados Unidos en su cuenta de Twitter. La propia Biles destacó el viernes en sus redes sociales que su cuerpo y su mente no están sincronizados.

Quedaba en el aire su participación en la final de barra de equilibrio, la de este martes. "Tomará una decisión sobre la final de barra más adelante. En cualquier caso, estamos contigo, Simone", añadía la Federación. La final de barra es la última prueba de la que aún no se ha borrado y en la que todo indica que será la de su regreso a la competición para despedir los Juegos de Tokio 2020.

No obstante, pase lo que pase en lo deportivo, las valientes palabras de la gimnasta de 24 años y su manera de afrontar esta situación reabren un debate muy necesario que debería romper, de una vez por todas, el estigma de la salud mental. Y de paso, replantear lo que pasa en el llamado deporte de élite.


Más sobre Tokio 2020 aquí. Calendario y resultados en la web oficial de Tokio 2020.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de nuestra política de cookies, pincha el enlace para más información.

ACEPTAR
Aviso de cookies