La Red de Agua Pública analiza qué significará en Aragón el IMAR

El IMAR, antiguo ICA, ha sido el centro del encuentro que la RAPA ha llevado a cabo en Zaragoza, en el que han desglosado que supondrá su aplicación en el territorio

Foto: David Becker (Unsplash)

El Centro Joaquín Roncal de Zaragoza ha acogido el encuentro que la Red de Agua Pública de Aragón (RAPA) ha realizado para hacer partícipe a las personas interesadas de la situación actual del saneamiento en el territorio y especialmente en las repercusiones que el ImpuestoMedioambiental sobre las Aguas Residuales (IMAR), aprobado por las Cortes de Aragón, va a suponer.

En este encuentro, se presentó un breve resumen de la actividad de la RAPA, un largo camino recorrido junto a un importante número de personas y colectivos de Zaragoza y Aragón.

La Red mostró la repercusión que va a tener, a partir del ejercicio del año 2022, el cambio de formato en la tributación. Con una presentación se analizó, no solo el alto coste, sino también la limitación e inseguridad que el modelo aprobado por las Cortes va a imponer a la ciudadanía en Aragón.

“Estamos ante una operación política de maquillaje de la financiación del sistema de depuración de las aguas más ineficaz, ineficiente y caro de los existentes en España”, confirma la RAPA.

Terminó el turno de exposiciones con la intervención del presidente de la Red, que resume la necesidad de superar el “explicable desánimo” que puede sentirse ante el abandono que la mayor parte de los y las representantes públicos han hecho de este controvertido tema: “Se ha querido zanjar con un mero cambio tarifario sin entrar en el centro del problema”, dice la RAPA, que no es otro que la continuidad de un Plan Aragonés de Saneamiento y Depuración de las Aguas “viciado desde su origen y ante el que no hay voluntad política por alcanzar un modelo de gestión” en sintonía con otros territorios.

De igual forma, el público y los colectivos asistentes valoraron la necesidad de mantener la oposición a este impuesto, en lo que ha sido una de las mayores luchas sociales de Europa y en el que todavía queda un buen tramo de recorrido de oposición social y democrática.

Algunas personas asistentes apuntaban la indefensión en que queda la población de Zaragoza ante las grandes necesidad de actualización de instalaciones de depuración, que tiene pendiente este ayuntamiento que destaca por su inacción y que, “sin lugar a dudas, va a suponer una carga económica que volverá a hacerse patente en los bolsillos de los zaragozanos”.

La Red de Agua Pública de Aragón es parte de un movimiento que a nivel estatal trabaja por la gestión pública y participativa del ciclo integral del agua y va a seguir proyectando en Aragón todo aquello relacionado con un bien público de primera necesidad como es el agua, que no puede someterse al mercado. Su trabajo es acercar a la sociedad la realidad del abastecimiento, de la depuración, de la contaminación difusa que pone en peligro la salud de las personas que habitan la ciudad, así como el derecho a tener en cada rincón de nuestro paisaje acceso a un agua de calidad.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de nuestra política de cookies, pincha el enlace para más información.

ACEPTAR
Aviso de cookies