Política

IU denuncia la “escalada de violencia” contra el pueblo palestino

La formación política reprocha a Israel su “lavado de cara” con el alto el fuego anunciado por la celebración de Eurovisión. "El 96% del agua para el consumo doméstico en está contaminada. La población asciende a casi dos millones, de la cual 800.000 son menores, y el 52% de la población activa está desempleada".
| 7 mayo, 2019 17.05
IU denuncia la “escalada de violencia” contra el pueblo palestino
Foto: IU Aragón

Izquierda Unida ha mostrado su “solidaridad” con el pueblo palestino tras los últimos ataques de Israel a Gaza. Este martes por la mañana su candidato a la presidencia del Gobierno de Aragón, Álvaro Sanz, junto con la candidata a las Cortes por Zaragoza, Marga Deya, ha participado en un encuentro en la Casa Palestina de Aragón.

El presidente de la Casa Palestina de Aragón, Adib Tamish, ha explicado la situación que se ha vivido estos días en la Franja de Gaza. Se trata de una nueva escalada de violencia, una de las más intensas de los últimos años y por ello ha pedido que no se pierda el foco del contexto: “las causas, antecedentes y circunstancias que hacen que hoy Gaza sea el complicado lugar en el que se ha convertido”.

Gaza lleva doce años totalmente aislada del resto del mundo. El férreo bloqueo de Israel, por tierra, mar y aire, impide que los dos millones de personas que viven en la franja no puedan salir y que tampoco puedan entrar el resto de los palestinos y las palestinas que viven en Cisjordania u otros lugares del mundo.

“Hay familias que llevan doce años sin poder estar juntas. Miles de personas enfermas ni siquiera pueden salir a recibir el tratamiento que necesitan y se dan multitud de casos en el que los pacientes mueren esperando a recibir un permiso para poder salir”, explican desde la formación.

La candidata Marga Deya ha denunciado que la consecuencia directa del bloqueo es que la población sufre una escasez de todo lo que se considera básico para vivir como agua limpia, alimentos o electricidad.

“El 96% del agua para el consumo doméstico en está contaminada. La población asciende a casi dos millones, de la cual 800.000 son menores, y el 52% de la población activa está desempleada”, ha subrayado.

A pesar de que las manifestaciones del último año en torno a la Gran Marcha del Retorno han sido desde su inicio pacíficas, cerca de 200 palestinos y palestinas, incluidos 41 niños y niñas, han sido asesinadas por las fuerzas israelíes.

“Toda esta situación ha generado unas durísimas condiciones de vida que han deteriorado profundamente la salud mental de la población: la OMS señala que el 20% tiene serios problemas mentales que afectan, fundamentalmente, a los niños”, ha detallado Deya para denunciar el “lavado de cara” que pretende hacer Israel con su “turismo rosa” o el “falso alto el fuego anunciado por Netanyahu por la celebración de Eurovisión”.

Por su parte, el candidato a presidir la DGA, Álvaro Sanz, ha condenado la “situación de apartheid” que sufren los palestinos y las palestinas y ha calificado de “vergüenza” la posición del Gobierno español por comprar armas a Israel.

“Subrayamos la importancia de un compromiso de la comunidad internacional como actor fundamental para lograr el fin de este conflicto y el respeto de los derechos humanos de los palestinos”, ha aseverado.

Izquierda Unida reivindica el derecho de la población palestina a tener un Estado con soberanía. “Si el pueblo palestino no tiene libertad, no habrá solución posible. La solución no es militar, sino política, tiene que pasar por un acuerdo, por una negociación, y ello solo ocurrirá si se pone fin a la ocupación”, ha puntualizado.

La Europa Fortaleza

Uno de los temas que se han tratado en la comparecencia ante los medios ha sido la recién aprobada por la UE reforma de la Guardia Europea de Fronteras y Costas con los votos a favor de conservadores, socialdemócratas y liberales que, para Sanz, “hacen realidad el sueño de la extrema derecha al haber pactado con el Consejo y la Comisión Europea unos términos que convierten a esta Agencia en “un cuerpo paramilitar” con la capacidad de desplegar a 10.000 agentes tanto en la propia UE, como en terceros países”.

Cuenta con un presupuesto que ronda los 2.000 millones de euros al año para blindar fronteras, “practicar deportaciones y detener a los migrantes para encerrarlos en los centros de internamiento”.

La Guardia de Fronteras y Costas de la UE vio la luz en 2016 con el objetivo de superar progresivamente FRONTEX. Sin embargo, el año pasado tanto los gobiernos de la UE como la Comisión Europea decidieron proponer una reforma que diera muchos más poderes a la agencia de los que ya tenía en un inicio. De este modo, “el texto aprobado supone una vuelta de tuerca casi definitiva a la Europa fortaleza y la externalización de fronteras”.

Sanz ha denunciado el abandono de parte de quienes gobiernan en Europa de “cualquier atisbo de humanidad”, al promover “políticas basadas en la muerte de los migrantes en el mar, su esclavitud y tortura en centros de detención, y la deportación a terceros países, donde no hay ninguna garantía de que se vayan a respetar sus derechos”.

Y ha recriminado que en los últimos cinco años no ha habilitado “vías legales y seguras” para la llegada de las personas migrantes, no se hayan facilitado visados humanitarios y no se haya creado un cuerpo de rescate en el mar. “Es más, se ha prohibido que las ONG hagan esta labor”, ha agregado.

Ante la “Europa de la Vergüenza”, Izquierda Unida propone medidas para habilitar pasajes seguros, corredores seguros para todas las personas que se ven obligadas a abandonar su hogar para salvar sus vidas y visados humanitarios. “La Europa que queremos debe ser la de la solidaridad y la fraternidad y no el modelo despiadado y alentador del fascismo que demuestra día a día la UE”.

7 mayo, 2019

Autor/Autora


Twitter
Facebook

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

CERRAR