El gobierno de Azcón incumple en un 75% los Objetivos de Desarrollo Sostenible

Zaragoza en Común ha criticado que el gobierno de Azcón, lejos de avanzar en el cumplimiento de los objetivos de desarrollo sostenible, ha paralizado las políticas que llevaban ese rumbo, provenientes de la anterior legislatura

entidades
Foto: Zaragoza en Común

El grupo municipal de Zaragoza en Común en el Ayuntamiento de Zaragoza ha denunciado el “escaso cumplimiento” del gobierno de Azcón de los Objetivos de Desarrollo Sostenible recogidos en la Agenda 2030 para hacer frente a la pobreza, empoderar a las mujeres y las niñas y afrontar la emergencia climática desde la administración local, un incumplimiento de PP-Cs del 75% de los ODS.

En la semana en la que se celebra el Día Mundial del Medio Ambiente, el portavoz del grupo y ex alcalde, Pedro Santisteve, ha criticado la paralización de programas y estrategias implementadas en la anterior corporación, encaminadas al cumplimiento de los ODS, como la Estrategia de Calidad del Aire (ECAZ 3.0), los proyectos Life vinculados al fomento de la huerta y a la Infraestructura Verde de Zaragoza, el Plan de Movilidad Sostenible (PMUS) o los distintos planes de barrio en cuanto a la apuesta por un modelo descentralizado.

La formación ha criticado que el gobierno de Azcón, lejos de avanzar en el cumplimiento de los objetivos de desarrollo sostenible, ha paralizado las políticas que llevaban ese rumbo, provenientes de la anterior legislatura, muchas de ellas diseñadas con participación vecinal y con la opinión de expertos en materia climática y movilidad sostenible.

“El modelo de crecimiento de este gobierno, que reincide en el ladrillo y la construcción de vivienda privada como motor de la economía, nos lleva a una nueva burbuja insostenible desde el punto de vista económico, social y medioambiental”, ha señalado Santisteve.

En este sentido, se ha referido al gasto energético y de materias primas que supone esta política urbanística y de vivienda “que deja a un lado el carácter social y hace caso omiso de las necesidades de la población al tiempo que paraliza el crecimiento del parque público de viviendas, única herramienta municipal para incidir en el mercado del alquiler”.

Parálisis de las políticas de la Agenda 2030

En concreto, Zaragoza en Común ha criticado la “parálisis total” de la Estrategia de Calidad del Aire, elaborada y aprobada con el consenso de grupos municipales, entidades sociales y medioambientales. También “cualquier intento de gestión pública directa” de la depuradora de la Cartuja y el “olvido absoluto” de la importancia del ciclo integral del agua.

“Tampoco se han dado nuevos pasos para la empresa municipal de energía”, ni avances relativos a la producción y el consumo eficientes de los recursos mundiales y procurar desvincular el crecimiento económico de la degradación del medio ambiente, dentro del objetivo número 8 de los ODS.

La formación también se ha detenido en el objetivo número 11, referido a la inclusión y sostenibilidad de las ciudades. En este sentido, ha criticado la no ejecución de los Planes de Barrio, que permiten un modelo descentralizado dotando a los barrios de equipamientos, tejido comercial y cultural, lo que evita desplazamientos innecesarios.

Asimismo, el gobierno de PP-Cs también ha paralizado los proyectos de súper manzanas en los barrios, como San José o Torrero, vinculados a la reducción del tráfico y, por tanto, a la disminución de la contaminación.

Respecto al comercio, el impulso a modelos vinculados a las grandes superficies, como el outlet de Pikolín, “va en contra de la red de comercio local de proximidad y “atenta a criterios de ecoeficiencia”, por el uso del vehículo privado para acceder a las zonas de compras.

El punto número 12 de los ODS habla de “garantizar modalidades de consumo y producción sostenibles”. Santisteve se ha detenido esta meta de los gobiernos locales incluida en la agenda 2030 para denunciar cualquier medida de impulso a la huerta zaragozana, en especial aquellas acciones que permitan el impulso de la producción, como es la continuidad del proyectos huertas Life, la promoción de la Marca Huerta de Zaragoza, la dejación de la huerta de las Fuentes, o el aumento de tierras a través del convenio con el gobierno de Aragón.

“En lugar de apoyar la huerta se está impulsando la floricultura como única medida estética, que ni genera empleo verde ni favorece una alimentación saludable”, ha señalado.

“Este es un gobierno negacionista del cambio climático”, ha criticado Santisteve, que ha pedido a Azcón que “recapacite” y “comience a hacer políticas reales y no gestos vacíos”. En este sentido, se ha referido a otro de los ODS, el número 13, relativo a frenar el efecto del cambio climático. Santisteve le ha recordado que “no se ha construido ni un solo kilómetro de carriles bici y se ha dejado en un cajón el PMUS”.

El objetivo 15 de los ODS habla de “Proteger, restablecer y promover el uso sostenible de los ecosistemas terrestres, gestionar sosteniblemente los bosques, luchar contra la desertificación, detener e invertir la degradación de las tierras y detener la pérdida de biodiversidad”. En este sentido, Zaragoza en Común ha recordado que el Plan de la Estepa, ya diseñado, ha sido “escondido en un cajón”, al igual que el Plan de la Infraestructura Verde, que recoge acciones con el fin de naturalizar la ciudad y conectarla con el entorno natural.

ZeC hace llegar sus propuestas

“Zaragoza se ha bajado de la ola verde a la que se subió en 2015”, ha criticado Santisteve, quien ha definido la emergencia climática como una “prioridad de las ciudades del siglo XXI”, en la protección del medio ambiente y una movilidad activa que prime al peatón y el uso de la bici, además del fomento del transporte público frente al vehículo privado.

La formación ha pedido “ambición” en las políticas de movilidad y ha reiterado la “oportunidad” de crear una empresa pública para gestionar todos los servicios de movilidad, como ya tienen la mayoría de las grandes ciudades, (tranvía, autobús, parkings subterráneos, zona azul de aparcamiento, vehículos de uso compartido, etc), mejorando así la eficacia y eficiencia del transporte público.

“El desarrollo de la segunda línea de tranvía, la ampliación de carriles bici y la creación de Zaragoza Centro (una zona de bajas emisiones) serían pilares imprescindibles dentro de la movilidad para el cumplimiento de la Ley de Transición Energética antes de 2023”, ha expresado Santisteve.

Además, le ha recordado que la creación de una empresa municipal de producción y comercialización de energías renovables que preste servicio a las instalaciones municipales y la promoción del autoconsumo con la creación de comunidades energéticas locales, contribuiría decisivamente a la lucha contra el cambio climático y la erradicación de la pobreza energética. “Medidas así necesita una ciudad como Zaragoza si quiere seguir a la vanguardia de la lucha contra el cambio climático”, ha apostillado.

En la línea de disminuir la contaminación, el portavoz de la formación considera “necesario” que el gobierno de PP-Cs “saque del cajón la Estrategia de Calidad del Aire, ECAZ” y continúe los pasos ya dados en la anterior legislatura en materia de reducción en la generación de residuos.

La formación ha explicado que la reducción en las emisiones municipales, gracias a los cambios en materia de energía y movilidad provienen del Plan de Ahorro y Eficiencia Energética en edificios municipales, que además incluía las instalaciones renovables en edificios municipales, una estrategia puesta en marcha en la anterior corporación.

Además, Zaragoza en Común ha recordado que fue bajo su gobierno cuando se comenzó a realizar la compra de energía renovable por parte del Ayuntamiento. “Es necesario que Azcón deje de vivir de las rentas para comenzar a aplicar ya políticas medioambientales cuyos resultados vayamos a ver en los próximos años”.

Zaragoza en Común ha defendido que “otra Zaragoza es posible”, aplicando políticas que permitan renaturalizar la ciudad, impulsando el Plan de Infraestructura Verde, el Plan Especial de la Estepa y el fomento de la huerta zaragozana, que permitiría la creación de empleo verde y posibilitaría una alimentación más saludable y sostenible.

El edil ha pedido al consejero de Urbanismo que “recupere” también los Planes de Barrio, diseñados ya en Las Fuentes, San José y Delicias, una herramienta de planificación pensada desde las necesidades de los vecinos y vecinas y del pequeño comercio.

Santisteve también ha recordado el reciente malestar de vecinos y vecinas por el sabor y olor del agua que ha llegado a muchos barrios, a raíz de la construcción del hospital privado.

En este sentido, le ha instado a garantizar el buen abastecimiento y depuración del agua con la renovación de la red de colectores y la mejora del funcionamiento de las depuradoras de la Almozara y La Cartuja y la gestión pública directa de esta última.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de nuestra política de cookies, pincha el enlace para más información.

ACEPTAR
Aviso de cookies