El próximo curso escolar se iniciará en Aragón tres días antes, el 7 de septiembre, de manera presencial y "normalizada"

Felipe Faci ha anunciado que el calendario escolar aragonés del próximo curso establece un periodo lectivo de 180 días en Infantil y Primaria y 179 en ESO y Bachillerato, cuando el mínimo se da en 175. Por su parte, CGT Enseñanza ha presentado una serie de propuestas para que el próximo curso sea "un arranque de un nuevo modelo educativo en el que prime la seguridad, la calidad, la equidad y la justicia social".

Foto: DGA

El consejero de Educación, Cultura y Deporte del Gobierno de Aragón, Felipe Faci, ha avanzado que la propuesta de calendario escolar en la que trabaja su Departamento contempla el inicio de las actividades lectivas del segundo ciclo de Educación Infantil para el lunes 7 de septiembre, tres días antes que el curso pasado, mientras que las correspondientes a Educación Primaria y Educación Especial se iniciarán el martes 8 de septiembre de 2020. Ambos, para concluir el 22 de junio.

En comparecencia en rueda de prensa tras participar en la conferencia sectorial, que ha estado presidida por la ministra Isabel Celaá, Faci también ha afirmado que el calendario escolar aragonés del próximo curso establece un periodo lectivo de 180 días en Infantil y Primaria y 179 en ESO y Bachillerato, cuando el mínimo se da en 175. Esto supondrá que el curso escolar dure este año en Aragón cuatro días más de lo que es habitual. Asimismo, ha indicado que el curso académico comenzará de manera presencial y  "con la mayor normalidad posible", aunque "extremando las medidas de seguridad".

Sobre el adelanto del curso, Faci ha justificado que aunque la Estrategia para la Reconstrucción Económica y Social de Aragón contemplaba empezar el curso una semana antes, "el calendario de septiembre ha hecho que solo se haya podido adelantar tres días". "No podemos adelantarlo más porque los primeros días de septiembre son fundamentales e imprescindibles para la organización de horarios, programación e incorporación de los profesores", ha argumentado el consejero en rueda de prensa.

Tras un encuentro que se ha alargado durante casi toda la mañana, el consejero de Educación ha valorado "muy positivamente" el documento aprobado por la conferencia sectorial dado que “recoge el itinerario de trabajo por el que ha apostado Aragón”. "El documento recoge en sus 14 puntos las propuestas planteadas por el Ejecutivo aragonés y que hacían referencia a un plan de refuerzo pedagógico, como el ya presentado en Aragón, que recoge un plan de apoyo emocional en el que se intervendrá con alumnado y familias, y un programa voluntario de integración de materias en 1º de la ESO", ha incidido.

Según Faci, durante el encuentro, las y los participantes han coincidido en la importancia de la enseñanza presencial "para el desarrollo habitual de las tareas educativas y formativas", por lo que "las distintas administraciones educativas realizarán todos los esfuerzos necesarios para asegurar esta modalidad de enseñanza en todos los niveles y etapas educativas". "En cualquier caso, se trabaja en un plan de contingencia que recoja los distintos escenarios que se puedan presentar", ha añadido el consejero.

En un comunicado, el Gobierno de Aragón apunta que también se ha acordado que los centros educativos "adapten, en todas las etapas y enseñanzas, las programaciones didácticas de las diversas áreas, materias, ámbitos o módulos para el curso 2020-2021, en el marco de lo que establezcan al respecto las administraciones educativas, con el fin de recuperar los aprendizajes imprescindibles no alcanzados en este curso por el cierre de la actividad lectiva presencial en los centros, y permitir así al alumnado el logro de los objetivos previstos".

En este sentido, Faci ha afirmado que desde los departamentos de Educación de los territorios "se darán las orientaciones necesarias a los centros docentes y al profesorado para realizar dicha adaptación, con el objetivo de prestar especial atención a la adquisición de los saberes y competencias fundamentales de cada etapa y curso y recuperar los déficits que hubieran podido producirse en los aprendizajes del alumnado".

En cuanto a la previsión de posibles rebrotes de la pandemia, el consejero ha señalado que "el escenario que podría darse requiere de la capacidad de hacer frente a circunstancias imprevistas, lo que exigirá un refuerzo del trabajo de colaboración y coordinación en los centros educativos, liderado por sus equipos directivos". Así, ha explicado Faci, las y los responsables educativos "deberán elaborar los protocolos de actuación necesarios que garanticen el cumplimiento de las instrucciones que establezcan las autoridades sanitarias". Para ello, las administraciones educativas "proporcionarán al profesorado y a los centros docentes la información y los medios de formación necesarios".

Este miércoles, los Ministerios de Sanidad y Educación y FP presentaron un documento base para los centros educativos para el curso 2020-2021 con el objetivo de "plantear una estrategia consensuada por los diferentes agentes implicados para ofrecer un entorno seguro y saludable al alumnado y personal de los centros educativos". Entre otras medidas, plantean guardar las medidas higiénicas, de limpieza y desinfección y establecer 1,5 metros de distanciamiento social.

"Un nuevo modelo educativo en el que prime la seguridad, la calidad, la equidad y la justicia social"

Cabe recordar que este lunes, el sindicato CGT Enseñanza pidió las dimisiones de Faci y del presidente Javier Lambán por "incumplir sistemáticamente" los acuerdos educativos. En concreto, CGT hace referencia al "acuerdo de reducción de ratios firmado el 4 de noviembre de 2015, que establecía un calendario concreto de aplicación". El sindicato denuncia que "lejos de cumplir los acuerdos, la consejería ha aumentado las ratios en numerosos centros en detrimento de la calidad docente". Este incumplimiento "resulta peligroso en el contexto epidémico actual y constituye una oportunidad perdida para la mejora de la educación", sostiene.

Desde CGT Enseñanza han puesto sobre la mesa un documento con una serie de propuestas para el inicio del curso que viene. Su objetivo, que el curso 2020/2021 sea "un arranque de un nuevo modelo educativo en el que prime la seguridad, la calidad, la equidad y la justicia social". "Creemos que se deben implementar todas las medidas posibles para que todos estos aspectos estén garantizados en la nueva realidad educativa, por eso vemos imprescindible que se cumplan las proposiciones que planteamos", apuntan.

Por su parte, la Federación de Enseñanza de CCOO Aragón mostró su preocupación por las declaraciones de Lambán solicitando el inicio “normal” de la actividad educativa. El sindicato recordaba que "la situación 'normal' antes de los recortes producidos desde 2008 era muy distinta", y que la situación del próximo curso "poco tendrá que ver con la de 2019". Y por ello, demandaba que "la normalidad implique inversiones en incremento de plantillas y medios educativos".

Ese mismo lunes, día de tormenta en el Gobierno de Aragón, Álvaro Sanz, Coordinador General de IU Aragón y portavoz parlamentario, también lamentó las declaraciones de Lambán sobre la planificación con normalidad del inicio escolar por considerarlas "muy preocupantes habida cuenta de que hace apenas una semana se firmaron una serie de medidas relativas a educación, como una reducción de ratios, en la Estrategia Aragonesa para la Recuperación Social y Económica de Aragón”.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de nuestra política de cookies, pincha el enlace para más información.

ACEPTAR
Aviso de cookies