El colectivo examinador de tráfico denuncia a Inspección el incumplimiento de las medidas preventivas del COVID-19 en la DGT

Las denuncias se presentaron ante Inspección de Trabajo y la Dirección General de Salud Pública el pasado 3 de agosto. CGT ha denunciado que durante la semana del 27 al 31 de julio, en plena fase 2, en contra de lo establecido, la plantilla ha trabajado más del 50% de la plantilla del colectivo examinador, superando las 10 pruebas diarias.

descarbonización tráfico
Foto: CC

CGT ha denunciado ante Inspección de Trabajo y la Dirección General de Salud Pública el incumplimiento por la Dirección General de Tráfico de la Orden SAN/642/2020 del Departamento de Sanidad del Gobierno de Aragón, por la que se adoptan medidas especiales para la contención del brote de COVID-19 en diferentes comarcas, entre ellas la Comarca Central que comprende la ciudad de Zaragoza, así como de la Resolución del Director General de Tráfico del 19 de mayo, por la que se establecen las medidas organizativas a adoptar en los servicios de la DGT por la aprobación del Plan para la Transición a una Nueva Normalidad.

La Orden de Sanidad del Gobierno de Aragón establece en su apartado 4 la aplicación íntegra del régimen establecido para la fase 2 de desescalada en la Orden SND/414/2020, de 16 de mayo, del Ministerio de Sanidad. Por su parte la Resolución del Director General de Tráfico por la que se adoptan medidas organizativas, dictadas sobre el principio de minimización del riesgo de contagio, señala que se podrán aplicar de forma asimétrica según la fase en la que cada zona geográfica se halle por decisión de la autoridad sanitaria. Así en la fase 2 establece para el colectivo de examinadores y examinadoras que su número se limitará como máximo al 50% de su plantilla y en relación con la jornada y horarios dispone que el tiempo de atención a la ciudadanía se limitará a 5 horas diarias máximo (de 9.00 a 14.00 horas) así como que el número de exámenes diarios será de 10 pruebas.

CGT ha denunciado que durante la semana del 27 al 31 de julio, en plena fase 2 y ya publicada la Orden de Sanidad, ha trabajado más del 50% de la plantilla del colectivo examinador, superando las 10 pruebas diarias, incluyendo en algunos casos horas extras y excediendo el tiempo de atención a la ciudadanía de 5 horas diarias máximo. Desde el día 3 de agosto, si bien el número de pruebas se ha reducido a 10, la plantilla que trabaja sigue excediendo del 50% y durante 6 horas diarias.

Desde CGT consideran que el incumplimiento de la DGT de sus medidas organizativas y de la orden de Sanidad del Gobierno de Aragón supone “una grave irresponsabilidad al poner en grave riesgo la salud del colectivo examinador, del personal de las Jefaturas de Tráfico y de las Autoescuelas, de los aspirantes a obtener un permiso de conducción, así como de la población en general”.

Por otro lado no entiende la pasividad de Delegación de Gobierno de Aragón en relación con un claro incumplimiento de la Ley de Prevención de Riesgos Laborales, ni que transcurridos más de 15 días desde la interposición de las denuncias “no tengamos conocimiento ni constancia de actuación alguna tanto de Inspección de Trabajo como de la propia Dirección General de Salud Pública del Gobierno de Aragón”.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de nuestra política de cookies, pincha el enlace para más información.

ACEPTAR
Aviso de cookies