CGT denuncia “recortes encubiertos” en las negociaciones de los cupos en Secundaria

“De nuevo el Gobierno de Aragón, frente al discurso oficial de mejoras y apoyo, su actuación real es la de los recortes en Educación”, apuntan desde el sindicato

negociaciones
Foto: Gobierno de Aragón

Estos días se está llevando a cabo el diseño de las plantillas docentes de los centros públicos de educación aragoneses a través de las negociaciones de los llamados cupos entre la Administración y sus equipos directivos. La información que están trasladando desde varias direcciones es que el Departamento está aplicando criterios de cálculo que dan lugar a disminuciones en las dotaciones de horas.

Las instrucciones que los centros han recibido para la elaboración de las plantillas del curso 2020/21 y, por tanto, para la determinación de los recursos humanos que contarán el curso que viene, supone que en muchos de los centros de Aragón se perderán horas dedicadas a los desdobles de los grupos de ESO o incluso grupos completos. Esto supondrá que se alcancen ratios cercanas a 30 alumnos y alumnas por aula o incluso superiores. “De nuevo el Gobierno de Aragón, frente al discurso oficial de mejoras y apoyo, su actuación real es la de los recortes en Educación”, apuntan desde el sindicato CGT.

¿Cómo se ejemplifican estos recortes y cómo afecta a los centros educativos y a su plantilla?

El procedimiento para ejecutar el recorte es sencillo: si en un nivel, por ejemplo 2º de ESO, tenemos 80 alumnos y alumnas y tienen concedidos un grupo de PMAR (refuerzo de hasta 15 alumnos y alumnas) y dos de bilingüe (cada uno hasta 20 alumnos y alumnas) la Administración contabiliza estos grupos llenos, al tope de la ratio, "aunque no sea cierto". De esta forma, la administración contabilizaría 15 alumnos y alumnas de PMAR, 40 de Bilingüe aunque en realidad, por ejemplo, hubiese sólo 12 alumnos y alumnas de PMAR y otros 36 de Bilingüe.

"La Administración obvia los datos reales y contabiliza los programas completos contabilizando alumnos que no existen y que se descuentan del grupo ordinario", afirman desde CGT. Dependiendo de la casuística de cada centro, "pueden suponer la pérdida de desdobles al contabilizar la administración grupos con ratio menor de 23 alumnos y alumnas pero la realidad ser que supera dicha ratio". Asimismo, la pérdida de desdobles supone aproximadamente un tercio de docente por grupo, y un centro con tres grupos en un nivel perdería algo más de un profesor o profesora por este método, dando lugar a que la ratio del centro también subiera.

Son varios los centros de educación secundaria que han contactado con el sindicato de Enseñanza CGT denunciando lo que supondrá para su plantilla este recorte. Uno de ellos es el IES Pablo Gargallo. "En la negociación del cupo nos hemos encontrado con instrucciones en las que se establece un cupo con un número de alumnado que solo existen sobre el papel y no en la realidad, utilizando los datos de manera interesada”, apuntan desde ese instituto público.

Desde el sindicato señalan que “poco sabemos del destino del Fondo del Gobierno de España para la Educación aportado a Aragón, pero estamos comprobando, cómo las medidas que está implementando el Departamento no sólo no suponen un incremento de gasto o de recursos, sino que van enfocadas al ahorro (optimización dicen algunos) de personal en un momento en el que debería de primar la seguridad de la comunidad educativa”, asevera Héctor Almazán, delegado sindical de CGT.

Por otra parte, desde la formación sindical vuelven a señalar la incertidumbre a día de hoy entre los equipos directivos acerca de cualquier información sobre instrucciones para afrontar el próximo curso. Desinformación que, según el sindicato, “conduce a la incertidumbre y desánimo ante la falta de coordinación y de cualquier tipo de consulta”. Añaden que, “la pésima gestión de todo lo acontecido y un panorama desolador han llevado a centros como el IES Benjamín Jarnés o el IES Tiempos Modernos a mostrar su descontento públicamente a través de escritos”.

CGT solicitará la aclaración de esta información en la próxima Mesa Sectorial de Educación reservándose el derecho a presentar la correspondiente denuncia ante lo que podrían ser "irregularidades en la gestión del Departamento de Educación de Aragón". Recientemente puso de manifiesto la inevitabilidad de un inicio de curso con movilizaciones y protestas.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de nuestra política de cookies, pincha el enlace para más información.

ACEPTAR
Aviso de cookies