#Luchasenpersona  Altavoz  Portada

Zaragoza suena, zaragoza vive

Echando la vista atrás vemos que Zaragoza siempre ha tenido una actividad cultural muy enriquecedora. Situada geográficamente a 300 km de ciudades como Madrid, Barcelona, Bilbo o Valencia ha hecho que en infinitas ocasiones fuera apeadero ineludible en muchas giras. Este factor, sumado a la cercanía de muchas culturas y luchas políticas, ha beneficiado sin...
| 20 agosto, 2013 08.08

Echando la vista atrás vemos que Zaragoza siempre ha tenido una actividad cultural muy enriquecedora. Situada geográficamente a 300 km de ciudades como Madrid, Barcelona, Bilbo o Valencia ha hecho que en infinitas ocasiones fuera apeadero ineludible en muchas giras. Este factor, sumado a la cercanía de muchas culturas y luchas políticas, ha beneficiado sin lugar a dudas a esa inquietud por crear adoptando una personalidad propia que nos ha regalado grandes momentos.

En pleno 2013 este factor sigue estando presente y de hecho me atrevería a decir que estamos viviendo un muy buen momento a este nivel, por mucho que las condiciones políticas, sociales y económicas no sean las, teóricamente, más oportunas.

Esta temporada hemos podido disfrutar de muy buenos conciertos, variados y de una calidad excepcional. El ritmo al que nos llegan las convocatorias es adrenalínico y muchas veces parece ser que no hay tanto “público” para tanta “oferta”. Evidentemente el problema principal es, en muchos casos, la solvencia económica que reina en la mayoría de los casos. Hecho del que muchos de los que nos dedicamos a organizar conciertos somos conscientes, otros, lamentablemente, no tanto.

No obstante durante el curso escolar hemos visto como desfilaban por Zaragoza bandas como Napalm Death, The Queers, Ana Curra, Hard-Ons, The Adicts, Imperial State Electric, Bad Manners, Soziedad Alkoholika, Angelus Apatrida, Mama Ladilla, The Toasters, Mad Sin, No Turning Back, Syberia, Los Granadians, Barracudas, Toundra y así hasta llegar a un largo etcétera de grandes nombres e interesantes propuestas que hemos podido disfrutar en la capital del cierzo.

Algunos de ellos con un buen aforo y otros que se han quedado para el disfrute de unos pocos. Pero lo más importante de todo es que pese a las tempestades, la actividad no cesa y las ganas por dar color a una ciudad muerta y estafada institucionalmente pueden contra todo pronóstico.

Espacios como Arena Rock, Sala López, La Ley Seca, Lata De Bombillas o el Explosivo! Club son algunos de los que han servido de escenario para desarrollar toda esta actividad. Mención aparte para el CSO Kike Mur y la Avv Arrebato que al margen del “negocio” han dado, y siguen dando, una cobertura vital a la música unida siempre a la actitud y la política.

En cuanto a bandas tenemos un amplio abanico de ellas, de todos los colores y formas, hecho que hace preocuparse todavía más de la escasa participación en los conciertos.

Veamos algunas de ellas distinguidas por géneros en tres distintos apartados.

Punk | Hardcore

Empezaremos hablando por uno de los géneros que más me apasionan y que, por supuesto, ha tenido en esta ciudad una importante sede a nivel estatal.

Son muchas las bandas y de muy dispares sonidos las que tenemos con denominación de origen maña. Últimamente y siguiendo las pautas (por no llamarle moda) que observamos a nivel internacional hay que destacar una regeneración del sonido buscando más en las raíces del sonido.

Así llega el postpunk de la mano de Pol Pot , banda que editó un magnífico LP debut y que ahora se encuentra en el proceso de elaboración de su segundo álbum, o Radionova, con los que comparten componentes pero que tiran hacia un punk con sintetizador rozando lo absurdo pero con mucha elegancia. Warsong es una de las bandas que con su punk rock de corte americano han girado fuera de la península en distintas ocasiones y grabado excelentes trabajos. Siguiendo en la línea más punkrockera tenemos a Elektroyonkis, Rat Bones And The Princess Mongo, Switch-Over o Los Lügers.

Clásicos del punk como Kanzer D’Eskroto, Zorras Adolescentes, La Brigada Del Vizio, el veterano Manolo Kabezabolo y jóvenes promesas como Pastillas De Lavavajillas.

Encrudeciendo el sonido tenemos a los/a veteranos/a KBKS, que tras 23 años desde que empezaron sus primeros ensayos en la Kasa de la Paz han editado hace unos meses su primer disco bajo el título “1990-2013”. Más cercanos al crust nos encontramos a Venganza con un sonido áspero y actitud DIY que recientemente editaron un LP compartido con los desaparecidos Antidroga.

En tierra de nadie, cercanos al punk pero con un sonido mucho más ambiguo, tenemos a veteranos como Criatura o Interlude, con distintas grabaciones y giras a sus espaldas.

Y unos de los grandes descubrimientos de este 2013 ha sido 13 Krauss, una joven formación que hacen un punk rock con influencias celtas que en estos instantes están preparando los que será su primer disco.

Los Olvidados De La Morgue, Serruchazo, Necesidad De Luchar o Gena son otras de las bandas que tienen presencia histórica en este género.

Metal

La lista dentro de este campo y sus subgéneros sería interminable, pero hay bandas que merecen ser reseñadas. Enlazando con el apartado anterior tenemos a Proyecto Hombre, con su thrashcore comprometido, que este año han lanzado “Abre Los Ojos” con el sello Maldito Digital y que han llevado un ritmo frenético de conciertos. Skator han dejado de ser una banda de versiones para llegar a lanzar su propio disco cargado de thrash metal a la vieja usanza. Del thrash al death tenemos a los veteranos Demonished, con algunos miembros de los antiguos Orlac. Banda de la que también salieron algunos de los miembros de Velocidad Absurda, la única banda de brutaldeath que encontramos por ahora en Zaragoza. Aunque si lo que buscamos es death metal de corte sueco y más primitivo tenemos a Ataraxy, que a pesar de seguir trabajando en su local y en nuevas ediciones no han pisado ningún escenario local durante los últimos meses.

Phobos Preacher o Liver Destroyer son otras dos bandas a tener en cuenta dentro de este género, con sus respectivas peculiaridades.

Y para terminar Himura, la única banda de grindcore que encontramos en la ciudad, y que cuentan con un directo aplastante lleno de energía y actitud, y Nuestroctubre que se acercan a lo que podríamos calificar de mathcore.

Rock

En este amplio sector cabe destacar la trayectoria de Picore, banda que desde el DIY y en paralelo a Producciones Con Las Uñas ha estrechado lazos con gran parte de la comunidad internacional. Su peculiar proto, post, o como quieras llamarlo, rock les ha llevado a pasearse por infinidad de escenarios del viejo continente y a editar un total de cuatro discos y un recién compartido en vinilo de 12”.

Rock Experiment o Guano son algunos de sus alumnos más avanzados. Otra banda, al margen de este sonido pero muy a tener en cuenta es Kyoto, un auténtico hervidero de ideas y frescura sónica.

Bajo la estela de los maestros Black Sabbath trazan su camino The Dust Bowl, con un rock setentero oscuro y que han versioneado al dedillo a los de Birmingham en distintas ocasiones. Cercanos al stoner pero con una clara influencia también del punkrock 70s tenemos a Mishkin que han editado un álbum debut como excelente carta de presentación de la mano de Magofermin.

Gen o Insolenzia son dos de los máximos exponentes del rock barriobajero, los primeros con más claras influencias punks en sus composiciones. Retomando las raíces del rock de los 60 y la esencia del movimiento Mod nos topamos con una genialidad bajo el nombre de The Corrigans y un maravilloso plástico de 7” que han editado recientemente. Lo mismo digo para Sam Peckinpah’s Order y el soul rockero que practican.

No podemos cerrar este apartado sin nombrar a Prau con su rock de raíces y cantando en aragonés, o a No Truck Truckers y Screamin Diablos con una propuesta más garajera.

Muchas son las bandas y los géneros que se quedan en el tintero. Muchas son las propuestas que nacen de esta ciudad rodeada de desierto. Muchas, como el folk electrónico y bastardo de Maut, el rap combativo de Mil Motivos o el rock gótico de Experimentos En El Terror. Muchos serán los reproches. Muchas los caracteres que podríamos llenar hablando de todo ello.

Pero ¿Y quién más juega un papel importante tras todo este batallón?

Los sellos y distribuidoras que con su esfuerzo y pasión lanzan discos que, desgraciadamente, cada vez se venden menos. Un aplauso para las personas que están detrás de proyectos como Magofermin, Bazofia Records, Go! Mongo Records, Filthy Cave, Distribuciones Genosas o Blackula Records, por citar solo a unos pocos.

O los espacios radiofónicos que dan cobertura a todo este trabajo a través de las ondas libres de Radio Topo, Radio Mai, Radio La Granja o Radio Chabolo. No está mal, ¿eh? Hasta un total de cuatro radios libres en una ciudad que no llega al millón de habitantes.

Portales de internet, webzines, fanzines y otros medios son otros de los vehículos que hacen un trabajo digno de todo elogio.

Como podemos ver tenemos un polvorín de actividad, con la variedad necesaria y los medios suficientes, para hacer de esto un hervidero de cultura sin necesidad de agentes eternos. Pero ¿por qué a veces tenemos esa sensación de vacío? ¿Esa sensación de no caminar de la mano? ¿Qué falla en todo esto? Si es que consideramos que algo falla, claro está.

Posiblemente tendríamos que apreciar más lo ajeno, que en el fondo no es tan ajeno, y dejar de buscar lo “negativo”. Valorar positivamente lo que hace la gente y observarlo detenidamente.

Aprender, compartir y contagiarse mutuamente de esta hiperactividad imperante.

Apoyar los proyectos que surgen a nuestro alrededor.

Dejemos a un lado la predisposición a la crítica (destructiva) y demos paso a la autocrítica (constructiva).

Los conciertos son, en su mayoría, excelentes foros sociales de comunicación y muchos de ellos son, además, el altavoz de nuestras vidas.

Disfrutemos de lo que tenemos. Subamos el volumen de nuestras inquietudes para borrar la desidia en una ciudad que cada vez pretenden silenciar más.

Jaume Esteve (Ciutat Podrida Radioshow, Comunica N’Roll, Avv Arrebato, Mondosonoro) | Para AraInfo

20 agosto, 2013

Autor/Autora


Twitter
Facebook

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

CERRAR