Zaragoza en Común pide agilizar el pago a proveedores para “no ahogar” a las PYMES

A través de un Decreto, el alcalde puede autorizar a la Consejera de Hacienda para que firme directamente las convalidaciones de gasto, sin esperar a que se reúna el Gobierno para aprobarlas. ZeC ha solicitado que el superávit del Ayuntamiento se utilice para gastos en materia de servicios sociales.

proveedores
Imagen de archivo de Alberto Cubero de Zaragoza en Común. Foto: Miguel G. García (AZ)

El grupo municipal de Zaragoza en Común en el Ayuntamiento de Zaragoza ha trasladado sus propuestas en materia económica en la Comisión de Hacienda que se ha celebrado hoy de forma telemática. Entre ellas, la formación ha destacado una medida muy concreta: agilizar el pago a los proveedores del Ayuntamiento, autónomos, pequeñas y medianas empresas que encontrarían un “respiro” en sus cuentas, reduciendo el tiempo que el Consistorio tarda en abonar las facturas a sus proveedores.

“Las pequeñas y medianas empresas y autónomos de Zaragoza son los que hoy más están sufriendo ya las consecuencias económicas derivadas de la crisis sanitaria provocada por el Covid-19 en la capital aragonesa”, ha expresado el concejal Alberto Cubero, portavoz de Zaragoza en Común en la comisión de Economía.

Por eso, Zaragoza en Común ha pedido que se agilice este trámite: “A través de un Decreto, el alcalde puede autorizar a la Consejera de Hacienda para que firme directamente las convalidaciones de gasto, sin esperar a que se reúna el Gobierno para aprobarlas. De esta forma el procedimiento que autoriza esos pagos a proveedores sería más ágil y más rápido”, ha destacado el portavoz de la formación en la Comisión de Hacienda.

La economía de la ciudad en su conjunto se verá afectada por la crisis del COVID-19, pero para Zaragoza en Común “son los autónomos/as y las PYMES quienes tienen menos medios para hacer frente a esta situación”. Por eso, el grupo municipal ha pedido que, “bajo estas circunstancias excepcionales”, el Ayuntamiento utilice “todos los medios al alcance de la administración para aliviar la situación de estos negocios”.

Además, la formación también ha trasladado la necesidad de aprovechar al máximo las posibilidades que ofrece el Real Decreto-ley 8/2020, de 17 de marzo, de medidas urgentes extraordinarias para hacer frente al impacto económico y social del COVID-19. En especial, Alberto Cubero se ha interesado por la situación del superávit del Ayuntamiento de Zaragoza ya que el decreto permite, de forma excepcional, utilizar ese superávit para gastos en materia de servicios sociales, “algo que sin duda será necesario en un futuro próximo”.

El Ayuntamiento de Zaragoza cumple con los requisitos para llevarlo a cabo, por lo que “tenemos que aprovechar la posibilidad de gastar varios millones de euros en servicios que desgraciadamente necesitarán muchos ciudadanos/as de Zaragoza”, ha destacado.

Apoyo al comercio de proximidad

En la Comisión, la formación también ha propuesto la puesta en marcha de una campaña de apoyo al comercio de proximidad, de aquellos establecimientos que sí tienen permitida su apertura durante el estado de alarma. Comprar en los comercios de proximidad implica desplazamientos más cortos, menos aglomeraciones y menos esperas, unos factores a tener en cuenta en esta situación de crisis sanitaria.

“Esas tiendas están repartidas por toda la ciudad y también contribuyen al abastecimiento de productos de primera necesidad, pero son mucho más débiles que las grandes cadenas de supermercados, y su supervivencia no está asegurada aunque tengan permiso para abrir”, ha señalado.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de nuestra política de cookies, pincha el enlace para más información.

ACEPTAR
Aviso de cookies