Vecinas y vecinos de la calle Loarre cansados de ser ignorados por el nuevo Ayuntamiento de Zaragoza

Según denuncian en un comunicado, no se está respondiendo a las sucesivas peticiones de reunión con la consejera del Área de Infraestructuras Patricia Cavero. "Cinco desde la constitución del Ayuntamiento", aseguran.

Patricia Cavero, en una imagen de archivo. Foto: AZ

Después de casi cinco años, las vecinas y vecinos de las parcelas números 22 a 50 de la calle Loarre, en el barrio zaragozano de Torrero, se sienten "muy cansados" de "cómo se nos ha ignorado" desde la constitución del Ayuntamiento de Zaragoza en esta nueva legislatura.

Y es que, según denuncian en un comunicado, no se está respondiendo a las sucesivas peticiones de reunión con la consejera del Área de Infraestructuras Patricia Cavero. "Cinco desde la constitución del Ayuntamiento", aseguran.

Explican que en este tiempo se ha formulado una pregunta en la Comisión de Urbanismo por parte de Fernando Rivarés (concejal de Podemos), se ha presentado una enmienda a los presupuestos municipales por parte del PSOE y una reunión con Zaragoza en Común, para "hacer visible la necesidad urgente de intervención en la calle".

Una necesidad derivada por "la degradación de los desagües del vertido" que "producen humedades y posibles problemas de insalubridad para las y los vecinos", como vienen denunciando desde hace tiempo.

"Durante los últimos cinco años han sido constantes la presencia en la Comisión de Urbanismo e intervenciones en los Plenos del Distrito de Torrero, siendo de dominio público la situación de la calle", lamentan.

Calle Castillo de Loarre en Torrero. La línea amarilla marca por donde discurre la tubería.
Foto: Joaquín Salvador.

Recuerdan que durante la legislatura municipal anterior, con ZeC en el Equipo de Gobierno, "se mantuvieron continuas reuniones con el Área de Urbanismo y con su responsable el consejero Pablo Muñoz, quien se comprometió con las vecinas y vecinos y con la Asociación Vecinal Montes de Torrero de Venecia para encontrar una solución al problema".

Incluso, poco antes de acabar la legislatura "se nos hizo llegar un proyecto para llevar a cabo una reforma de la calle Loarre en el que se incluía la renovación del vertido".

Sin embargo, una vez que tomó posesión el nuevo Ayuntamiento -PP y Ciudadanos con el apoyo del partido ultraderechista Vox- pidieron una reunión con la consejera de Infraestructura Patricia Cavero "siendo ignorada", así como "las sucesivas peticiones que hicimos después. Siendo en este momento la situación de completo silencio por parte de la consejera".

De este modo, denuncian que la actitud de Cavero "es un desprecio a los vecinos y vecinas" por parte de "una responsable elegida por la ciudadanía" y que "precisamente por esa elección está a disposición de las necesidades y problemas de esos ciudadanos". Algo, que opinión de las y los vecinos "demuestra la poca sensibilidad y empatía con aquellas ciudadanas a las que teóricamente dicen servir".

A pesar de todas las dificultades que están encontrando, las y los vecinos no desisten en buscar la posibilidad de poder explicar de primera mano la problemática de la calle Loarre y encontrar una "posible y pronta solución".

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de nuestra política de cookies, pincha el enlace para más información.

ACEPTAR
Aviso de cookies