Ecología

Sobrarbe aspira a convertirse en uno de los mejores destinos turísticos de Europa para la observación de rapaces necrófagas

Bajo la denominación Pirineos Bird Center surge un proyecto de cooperación que se asienta en, el Eco Museo de la Fauna Pirenaica del Castillo de l'Aínsa como punto de información y contará con dos rutas ornitológicas y tres muladares como principales puntos de observación
| 26 abril, 2017 19.04
Sobrarbe aspira a convertirse en uno de los mejores destinos turísticos de Europa para la observación de rapaces necrófagas
Alimoche adulto, una de las especies de aves necrófagas migradores que cada primavera llega a los cielos de Aragón.

La Fundación para la Conservación del Quebrantahuesos (FCQ) y la Comarca de Sobrarbe trabajan en la creación de un innovador producto de ecoturismo vinculado a la ornitología y a la observación de aves necrófagas, con el que esta comarca pirenaica pretende convertirse en uno de los mejores destinos turísticos de los Pirineos y de Europa para este fin.

Bajo la denominación Pirineos Bird Center surge un proyecto de cooperación que se asienta en, el Eco Museo de la Fauna Pirenaica del Castillo de l’Aínsa como punto de información – situado en el Castillo de l’Aínsa – , dos rutas ornitológicas – el mirador de las rapaces y las montañas del quebrantahuesos -, y tres muladares – l’Aínsa-Sobrarbe, Escuaín y Plan – de la Red de Comederos de Aves Necrófagas en la que se van a promocionar siguientes puntos de observación, todo ello apoyado y reforzado a través de las nuevas tecnologías.

La pretensión no es otra que la de potenciar estos recursos existentes, ofreciendo una información adecuada, con un código ético de comportamiento que trata de evitar afectaciones para los animales en los avistamientos de las rapaces necrófagas, ni desde las rutas ni desde los comederos, que se presentan como excelentes puntos de avistamiento desde los «hides» (observatorios de aves). Estos 6 puntos de interés se distribuyen en territorios de los ayuntamientos de l’Aínsa-Sobrarbe, El Pueyo de Araguás, Plan, Puértolas y Tella-Sin, cuyos consistorios han apoyado la inciativa.

Nuestros protagonistas: las aves carroñeras

Sobrarbe cuenta con la mayor densidad de población de aves carroñeras de la Cordillera Pirenaica. En los comederos se podrán ver ejemplares de Quebrantahuesos, Buitre Leonado, Alimoche, Milano Real, Milano Negro, Cuervo y, excepcionalmente, Buitre Negro.

Uno de los principales representantes de las rapaces necrófagas es el Quebrantahuesos, la primera especie en peligro de extinción reintroducida en un Parque Nacional, el de Ordesa y Monte Perdido, y cuya población prácticamente se ha triplicado en la Cordillera Pirenaica en los últimos 20 años.

A ello ha contribuido en buena medida la FCQ, creada en 1996, una oenegé que ha promovido la colaboración con organismos estatales y territoriales, y de forma más concreta en Aragón y Asturies. En Aragón vive el 40% de la población de Quebrantahuesos de la Unión Europea. En las dos vertientes de la Cordillera Pirenaica habitan cerca de medio millar de ejemplares.

Dirigido a un público especializado en la ornitología y, de particularmente, en las aves rapaces carroñeras, con especial atención en el buitre leonado y el quebrantahuesos, Pirineos Bird Center pretende contribuir a la desestacionalización turística, lo que puede repercutir de manera muy favorable en el territorio, con la creación de nuevos puestos de trabajo y el asentamiento de la población. Este proyecto se desarrolla fuera de la temporada estival.

26 abril, 2017

Autor/Autora


Twitter
Facebook

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

CERRAR