Preocupación en torno al proyecto Mina Muga para la extracción de potasas

En una rueda de prensa conjunta, Podemos e IU han mostrado su preocupación por el propio proyecto, por la falta de información y procesos de participación y por la posibilidad de que el proyecto pudiera ser aprobado por el gobierno central en funciones

Imagen de la superficie que abarca el proyecto Mina Muga. En amarillo la planta en superficie, en rojo la explotación subterránea.

Podemos e IU han alertado este miércoles de la "inseguridad" que ofrece el proyecto de Mina Muga, que impulsa la empresa Geoalcali y que se ubicará entre Nafarroa y Aragón, afectando a 34 localidades. En rueda de prensa conjunta Patricia Luquin (IU), Nacho Escartín (Podemos Aragón) y Eduardo Santos (Podemos Navarra) han pedido la celebración de un debate técnico, riguroso y público.

En rueda de prensa, el diputado en las Cortes de Aragón de Podemos, Nacho Escartín, ha señalado que la empresa que impulsa Geoalcali depende de otra firma "especulativa" australiana, que "nada tiene que ver con la minería", lo que le ha causado "preocupación".

Ha asegurado que el proyecto es inseguro jurídicamente porque puede afectar a los derechos de los regantes de Exeya d'os Caballers (Zaragoza), ya que las minas presentan problemas de salinización, causan la disminución del nivel freático y la Mina Muga precisará un hectómetro cúbico de agua al año.

También ha mencionado la posible sismicidad, debido a que la actividad minera se realizará a 1,8 kilómetros del pantano de Yesa, que ya "ha tenido afecciones geológicas importantes" que han motivado la expropiación de una urbanización. "Creemos que puede tener afecciones importantes respecto al pantano", ha insistido Escartín.

El parlamentario de Podemos Aragón ha aludido a la "inseguridad de orden financiero", ya que "las empresas especuladoras no tienen ninguna experiencia en la minería", y ha aseverado que el proyecto de Mina Muga "es un pelotazo".

Asimismo, ha llamado la atención sobre las "informaciones controvertidas" respecto a la creación de puestos de trabajo y a las "compras de favores o beneplácitos" en los pueblos del entorno, con actuaciones como la instalación de una máquina de vending en Undués de Lerda, la financiación de un equipo local de fútbol, la subvención de excursiones en colegios, cursos y actividades o la financiación de fiestas patronales en la zona.

Escartín ha pedido que el estudio de impacto ambiental se base en un "análisis riguroso teniendo en cuenta la participación", resaltando que la empresa promotora "está generando la imagen pública de que hay una gran aceptación social". Teme que el gobierno central apruebe el estudio de impacto ambiental estando en funciones, lo que ha calificado de un "atentado a la democracia".

Ha expresado que Geoalcali se ha comprometido a participar en un debate abierto, después de las elecciones, en Exeya o en Nafarroa, con técnicos de la Universidad de Zaragoza, vecinos, regantes, expertos en minería y representantes de las Administraciones Públicas y la empresa.

Por su parte, la diputada de IU-Aragón, Patricia Luquin, ha manifestado su "inquietud" ante este proyecto minero y ha lamentado la "desinformación sistemática" y la "falta de transparencia".

Un proyecto como este "genera incertidumbre", ha continuado Luquin, quien ha exigido "absoluta transparencia" e información sobre aspectos como las reservas y los años de productividad previstos y el tráfico de camiones. Exigiendo conocer información de todas las partes.

En este sentido, Luquin ha exigido un debate "serio y riguroso" para "confrontar las diferentes opiniones" y todas las dudas técnicas que se puedan generar, a lo que la empresa promotora se ha negado hasta ahora. Ha dejado claro que hay "muchas dudas" sobre este proyecto.

"Cuando hay falta de transparencia e información lo que se hace es generar cada vez más incertidumbre", ha proseguido Patricia Luquin, quien ha emplazado a sacar este asunto del debate electoral.

La parlamentaria de IU ha lamentado que "quieren llevarnos a un debate de 'mina sí, mina no" ofreciendo puestos de trabajo "en un momento complicado", de crisis, planteando un conflicto de intereses entre la protección del medio ambiente y la creación de empleo, y "ahí no vamos a jugar".

El candidato de Podemos Navarra al Congreso de los Diputados en las elecciones generales del 26 de junio, Eduardo Santos, ha aclarado que "no estamos aquí para decir no a la mina". "Decimos que se debata, que la gente pueda decidir entre lo que se gana y lo que se pierde", ha continuado Santos, haciendo hincapié en que los recursos naturales "son de todos".

"Tradicionalmente, lo que se ha hecho es un planteamiento en el cual se saquean los recursos naturales sin tener en cuenta factores socioeconómicos ni ambientales", ha expuesto Santos, añadiendo que "estas empresas, normalmente, prometen la extracción y después no dan garantías específicas de restauración del medio ambiente ni se responsabilizan de las consecuencias" de la actividad minera.

"Desde la radicalidad democrática" ha propuesto llevar a cabo un proceso de participación pública liderado por las Administraciones públicas.

Ha comentado que los Gobiernos de Nafarroa y Aragón han realizado una encomienda de gestión para elaborar en estudio de impacto ambiental y ha avisado de que el proyecto minero presenta problemas en relación a los acuíferos, la salinización, posibles hundimientos de tierras y por su posible interacción con el pantano de Yesa. "Todas estas dudas se despejan haciendo participar a la población en este proyecto para mejorarlo" y decidir "qué ganamos y qué perdemos".

Ha recordado que los Ejecutivos navarro y aragonés han acordado este martes impulsar planes de participación pública entre ambas regiones y el de la Mina Muga sería "un ejemplo perfecto" de cómo se puede hacer participar al público. Este tipo de proyectos "no pueden quedar al albur de un despacho o de procedimientos técnicos que se hagan con agosticidad y alevosía".

Santos ha considerado que los Gobiernos de Nafarroa y Aragón "no se pueden desentender" y ha reclamado que el plan de participación "englobe a todo el mundo". Ha intuido que este plan de participación se ha externalizado en Geoalcali, ya que está realizando encuestas, afirmando que este proceso debe ser liderado "con garantías" por las Administraciones Públicas "para que no se haga un planteamiento sesgado", como "suele pasar en estos temas".

Además, Santos ha recordado que ambos gobiernos implicados deben vigilar que el gobierno central en funciones no licite este proyecto sin conseguir ese plan de participación pública que tenga en cuenta a todas las partes.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de nuestra política de cookies, pincha el enlace para más información.

ACEPTAR
Aviso de cookies