Municipios, asociaciones y colectivos de Aragón preocupados por la gestión pública del agua se reúnen en el Ayuntamiento de Zaragoza

El Ayuntamiento de Zaragoza ha acogido esta tarde una asamblea de la Red de Agua Pública de Aragón (RAPA), en la que han participado casi un centenar de representantes de municipios, asociaciones y colectivos de Aragón interesados en la gestión pública del agua.

Han participado casi un centenar de personas.

En el transcurso de la reunión se ha presentado el documento de compromiso por la gestión pública de los servicios de agua y saneamiento en Aragón, que propone RAPA, y que ya cuenta con el apoyo de Podemos, IU, PSOE, CHA, EQUO y Zaragoza en Común.

En la reunión se ha pasado revista a la situación en las diversas comarcas y municipios, para finalmente adoptar una hoja de ruta que se pondría en marcha en septiembre, una vez arranque el nuevo Gobierno de Aragón.

Antes del inicio de la asamblea, el profesor universitario Pedro Arrojo ha explicado que el Plan de Saneamiento de Aragón "ha forzado la privatización del servicio de saneamiento de aguas en la mayor parte de los ayuntamientos" de Aragón. "Una gestión -ha dicho- hasta ahora oscura y gobernada por el Instituto Aragonés del Agua".

Arrojo ha explicado que en muchos municipios "se paga 10 veces más por el servicio de saneamiento que en comunidades vecinas como La Rioja o Navarra". Y se da el caso -ha añadido- de que en muchos pueblos del Pirineo "se está pagando por un servicio de saneamiento que no se tiene, porque el sistema ha colapsado, incumpliéndose contratos".

Pedro Arrojo ha anunciado que "vamos a pedir que se haga un auditoría económica y, si ha habido alguna irregularidad, se pedirán responsabilidades". "Queremos volver -ha añadido- a una gestión pública, transparente y participativa".

Zaragoza, solidaria con el resto de Aragón

Por su parte, la concejala delegada de Medio Ambiente y Movilidad del Ayuntamiento de Zaragoza, Teresa Artigas, ha recordado que "Zaragoza lleva depurando sus aguas desde hace 20 años con ambos modelos, y se ha podido comprobar cómo la gestión pública tiene un coste tres veces menor que el de la privada".  "A partir del 1 enero 2016 -ha recordado- habrá que empezar a pagar el extra que va destinado al Plan de Saneamiento. Es un momento importante para que en Zaragoza se conozca este asunto y nos planteemos los pasos a dar".

Para Artigas, el Plan de Saneamiento ha tenido estos años una serie de inversiones y de ingresos que no son conocidos por la ciudadanía. "Planteamos que, antes de empezar a pagar este canon, se conozca cómo están las cuentas del propio Plan de Saneamiento y del Instituto Aragonés del Agua", ha subrayado.

La concejala ha recordado que, en todo caso, "el tamaño y la población de la ciudad de Zaragoza supone un porcentaje muy importante de Aragón, y debemos ser solidarios con el resto de municipios aragoneses". "Pero, antes de empezar a pagar este canon, queremos saber a qué va destinado este dinero y cómo está la situación del Instituto Aragonés del Agua", ha concluido.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

CERRAR