#absolución8deYesa  Ecología  Portada

Las casas agrietadas por los deslizamientos de las laderas del pantano de Yesa serán finalmente demolidas

El pasado miércoles, representantes de Zangoza-Sangüesa, entre ellos el alcalde Ángel Navallas, mantuvieron una reunión con el presidente de la Confederación Hidrográfica del Ebro, Xavier de Pedro, que les reiteró “la total garantía de seguridad de la presa de Yesa y su recrecimiento”. Según señalaba la CHE en un comunicado “el movimiento global de la...
| 18 julio, 2014 07.07
Foto: Yesa+NO

Foto: Yesa+NO

El pasado miércoles, representantes de Zangoza-Sangüesa, entre ellos el alcalde Ángel Navallas, mantuvieron una reunión con el presidente de la Confederación Hidrográfica del Ebro, Xavier de Pedro, que les reiteró “la total garantía de seguridad de la presa de Yesa y su recrecimiento”.

Según señalaba la CHE en un comunicado “el movimiento global de la ladera de la margen derecha de la presa es imperceptible desde el pasado 30 de marzo y hasta la actualidad, gracias a las obras de emergencia ejecutadas para su estabilización”, que han supuesto un sobrecoste de 25 millones de euros. De Pedro insistía en que “el movimiento de la ladera derecha del embalse no ha comprometido en ningún momento la seguridad de la presa”, y afirmaba que “las obras ejecutadas han sido la solución para estabilizar la ladera”, para a continuación garantizar que “el seguimiento se va a mantener en todo momento tanto en la ladera, como en la presa, que cuenta con su Plan de Emergencia implantado”.

Sin embargo, y a pesar de las reiteradas afirmaciones de la CHE sobre el cumplimiento de las normativas de seguridad y la ausencia de riesgos, el Ministerio español de Medio Ambiente ha informado a los vecinos que “ha definido una solución conjunta a los vecinos afectados por el movimiento de la ladera derecha del embalse de Yesa que pasa por la expropiación de sus viviendas”. La responsable del ministerio, Liana Ardiles explicó que “tras estudiar cuidadosamente la situación, la Administración ha considerado que la mejor solución para los afectados de ambas urbanizaciones afectadas -Mirador de Yesa y Lasaitasuna- pasa por la expropiación de las viviendas”, e indicaba que para llevar a cabo las expropiaciones “habrá que redactar previamente un modificado del proyecto actualmente vigente”, que tendrá que pasar por un nuevo periodo de información pública antes de su aprobación, que finalizará en la fijación de una indemnización o justiprecio.

Las personas afectadas mostraban su preocupación, “para nosotros es como una pesadilla, todavía estamos asumiendo que nunca podremos volver a nuestras casas”, señala Jorge Holguín, portavoz de los vecinos y vecinas de las urbanizaciones, y añadía que “contra la expropiación no se pueda hacer mucho, pero los 102 propietarios pensamos continuar con la denuncia interpuesta por todos los perjuicios que nos está ocasionando esta situación”.

Los vecinos y vecinas afectadas aseguran desconocer el precio por el que se les expropiará la vivienda lo que supondrá nuevos problemas para ellos. “Por un lado se encuentran aquellos que todavía no han terminado de pagar la hipoteca, por ejemplo, un hombre había comenzado a vivir un mes antes de que todo ocurriera, para ellos es un problema porque no saben si con el dinero que les den podrán abonar lo que les queda de hipoteca. Por otro lado los que la tenían como residencia principal tampoco saben si con lo que les quede podrán costearse una nueva vivienda”, concluyen.

18 julio, 2014

Autor/Autora


Twitter
Facebook

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

CERRAR