La plataforma “Salvemos Averly” organiza una mesa redonda en Zaragoza para estudiar opciones de conservación de este patrimonio industrial

La plataforma ciudadana “Salvemos Averly”, formada por diversas entidades vecinales, culturales y profesionales, convoca para el próximo miércoles, 26 de junio de 2013, a las 20.00 horas, en el Colegio de Arquitectos de Zaragoza, una Mesa Redonda sobre la conservación del incalculable patrimonio -arquitectónico, industrial y cultural- de dicha fundición zaragozana. En la Mesa participarán, Carmelo Bosque -gerente de Urbanismo del Ayuntamiento de Zaragoza-, Pilar Biel -profesora de la Universidad de Zaragoza-, Carlos Blazquez -Unesco Aragón-, Carlos Millán -gerente de Gozarte-, y José Luís Trasobares -presidente de la Asociación de la Prensa de Aragón-. El conjunto patrimonial de la fundición …

Foto: Gozarte
Foto: Gozarte

La plataforma ciudadana “Salvemos Averly”, formada por diversas entidades vecinales, culturales y profesionales, convoca para el próximo miércoles, 26 de junio de 2013, a las 20.00 horas, en el Colegio de Arquitectos de Zaragoza, una Mesa Redonda sobre la conservación del incalculable patrimonio -arquitectónico, industrial y cultural- de dicha fundición zaragozana.

En la Mesa participarán, Carmelo Bosque -gerente de Urbanismo del Ayuntamiento de Zaragoza-, Pilar Biel -profesora de la Universidad de Zaragoza-, Carlos Blazquez -Unesco Aragón-, Carlos Millán -gerente de Gozarte-, y José Luís Trasobares -presidente de la Asociación de la Prensa de Aragón-.

El conjunto patrimonial de la fundición Averly se compone de toda una serie de dependencias que se articulan a través del intercalado de espacios libres entre los volúmenes edificados. Estos inmuebles son la residencia familiar, las oficinas, el taller de mecanización y montaje, la calderería, la carpintería, el almacén de modelos y la propia fundición.

Pero si el valor inmueble es extraordinario, no lo es menos el mueble. Dentro de las dependencias anteriormente citadas, se conservan intactos planos, moldes, maquinaria, piezas, fotos, modelos, diplomas, engranajes y un sinfín de material que es necesario conservar y mantener en el lugar de origen al que da sentido y del que se sustenta espacialmente. La intervención patrimonial no podrá ser otra que aquella que integre la totalidad del complejo industrial.

Espacios industriales de similares características han sido convertidos en verdaderos focos dinamizadores de barrios y ciudades enteras con el consiguiente desarrollo cultural, social y económico que ello ha conllevado. Magníficos ejemplos como el Matadero de Madrid, la Usina del Gasómetro de Porto Alegre o la antigua central hidroeléctrica de Helsinki son en la actualidad dinamizadores de los sectores culturales de las capitales respectivas, sin conllevar con ello grandes transformaciones de sus estructuras, sino todo lo contrario, respetando la esencia misma del edificio -caso de Helsinki-, el conjunto de edificios antiguos -caso del Matadero madrileño- o siendo un espacio cultural y de participación ciudadana -caso de la Usina del Gasómetro brasileira-.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de nuestra política de cookies, pincha el enlace para más información.

ACEPTAR
Aviso de cookies