La macroredada del barrio del Gancho de Zaragoza o la criminalización de la pobreza

Hoy tenemos mucho que celebrar, henchidos de orgullo y fervor patrio. En una exitosa operación sólo comparable a la batalla que libraron nuestras gloriosas FF. AA. al recuperar el Islote de Perejil, las fuerzas de la Policía Nacional sitiaron y tomaron el Barrio de El Gancho para acabar con peligrosas células terroristas. Sin apenas medios, con los agentes justos para bloquear las entradas de 12 calles y tan sólo un helicóptero de apoyo, se procedió a identificar a 370 vecin@s y se logró un magnífico balance: 5 personas detenidas, una por posesión de drogas y 4 por no tener los …

Hoy tenemos mucho que celebrar, henchidos de orgullo y fervor patrio. En una exitosa operación sólo comparable a la batalla que libraron nuestras gloriosas FF. AA. al recuperar el Islote de Perejil, las fuerzas de la Policía Nacional sitiaron y tomaron el Barrio de El Gancho para acabar con peligrosas células terroristas.

Sin apenas medios, con los agentes justos para bloquear las entradas de 12 calles y tan sólo un helicóptero de apoyo, se procedió a identificar a 370 vecin@s y se logró un magnífico balance: 5 personas detenidas, una por posesión de drogas y 4 por no tener los papeles en regla. Un éssssito, oiga.

Según hemos podido saber en esta redacción, tras la brillante actuación se prevé un próximo operativo en el gran foco de consumo y tráfico de drogas del cuadrante ubicado entre el Pª Sagasta, Pº Constitución-Cesáreo Alierta y el Cno. De las Torres.

Según las mismas fuentes, allí corre más la mercancía que en las estaciones de esquí, solo que en pisos de propiedad, por parte de gente con pasta y que vende esencialmente a conocid@s que, a su vez, también están podrid@s de parné y la pueden pagar sin problema. O, bien pensado, parece que ahí no, que esto sólo va de acosar a pobres y a personas excluidas o en riesgo de serlo…

En fin, esto en realidad es tan serio como vomitivo. Disculpad la ironía, pero es lo único que hace que nos resista medio sano el hígado.

Y sí, es pura criminalización de la pobreza, y (otra) clara declaración de intenciones respecto a la vía represiva y a la nula voluntad de trabajar por erradicar la miseria y disminuir la desigualdad.

Y sí, también es parte del evidente y espeluznante proceso de gentrificación que ya hace mucho tiempo sufre este barrio. Y no, no responde a llamados de la Asociación Vecinal del Barrio (la Asociación Vecinal Lanuza Casco Viejo), la legítima, que tiene bien claro los problemas de la zona.

Autor/Autora

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de nuestra política de cookies, pincha el enlace para más información.

ACEPTAR
Aviso de cookies