Mundo

La justicia española deja impunes agresiones policiales a periodistas pese a considerarlas probadas

La Plataforma en Defensa de la Libertad de Información (PDLI) considera una grave vulneración del derecho fundamental a la libertad de información que la justicia española haya dejado finalmente impunes las agresiones policiales a periodistas producidas el 29 de marzo de 2014 en la manifestación ‘Jaque al Rey’, pese a considerarlas probadas. La PDLI trasladará estos hechos a los organismos europeos y a los relatores internacionales de la ONU sobre libertad de información.
| 15 marzo, 2018 11.03

El juzgado de instrucción número 46 de Madrid acaba de declarar prescrita la falta de lesiones contra el único funcionario de la Policía que fue identificado y “al que le ha salido gratis agredir con la porra (uno de los golpes de arriba a abajo en la nuca) a reporteros”, según ha informado LegalSol en un comunicado.

La Sentencia declara probado, a pesar de encontrarse prescrita la falta, que el funcionario de Policía golpeó a por lo menos dos reporteros, en los brazos y en la nuca.

La Sentencia corresponde al Juicio de Faltas celebrado el pasado 22 de febrero de 2018 contra el único agente identificado, defendido por el Abogado del Estado, y quien “ante la sorpresa general, trajo de testigo a uno de sus compañeros, que resultó ser uno de los funcionarios que no pudieron ser identificados” previamente, explica la PDLI.

Ante esta situación, la PDLI anuncia que emprenderá acciones para que las identificaciones de los agentes policiales -«cuya deficiencia está en el base de la resolución inaceptable de este caso»- se ajuste a las exigencias internacionales y a las reiteradas advertencias del Defensor del Pueblo.

La Sentencia que este jueves se ha dado a conocer llega después de que la Audiencia de Madrid considerase que no había quedado acreditado el hecho de que los agentes que golpearon a tres periodistas cuando intentaban grabar la detención de otro compañero “pretendieran coartar el derecho a la libertad de información de los fotorreporteros”.

Los antecedentes del caso

La PDLI recuerda que el 29 de marzo de 2014 varios reporteros que cubrían la protesta contra la monarquía “Jaque al Rey” fueron agredidos por los antidisturbios mientras grababan una detención tras la manifestación en Madrid. Se trataba de Gabriel Pecot, Mario Munera y Juan Ramón Robles, entonces colaboradores habituales de eldiario.es, y que aquella noche estaban realizando diversos encargos profesionales.

Tras los hechos, los periodistas presentaron una denuncia que, sin embargo, terminó siendo archivada: Al ser requerida la 1ª Unidad de Intervención Policial (UIP) por el Juzgado de Instrucción nº 46 de Madrid para que “procedan a practicar gestiones encaminadas al esclarecimiento de los hechos investigados interesando se identifiquen a los agentes que intervinieron en las lesiones denunciadas“, el Inspector Jefe contestó a dicho requerimiento afirmando que “no se tiene conocimiento ni hay constancia de que funcionarios adscritos a la misma hubieran provocado lesiones…”.

Esta respuesta, y el archivo de la causa, generó la campaña #TeMetoPeroNoMeConsta en la que se llamaba la atención sobre lo insostenible del argumento del jefe de los antidisturbios al haber quedado sobradamente documentadas las agresiones, al tiempo que se denunciaba la impunidad policial en este tipo de actuaciones, apuntan desde la PDLI.

La Comisión Legal de Sol presentó entonces el recurso contra el archivo de la causa. Sin embargo, finalmente, la Audiencia de Madrid resolvió el recurso estimando que “no existen indicios de que el agente pretendiera impedir el ejercicio de la libertad informativa de periodistas presentes”.

La PDLI recuerda que uno de los argumentos esgrimidos para llegar a tal conclusión fue “la falta de unas alusiones expresas a la labor de ejercicio del periodismo por parte de los golpeados“.

Además, al haber tardado ocho meses en pronunciarse, “la Audiencia Provincial provocó que la falta de lesiones prescribiera, dado que, como bien sabía la Audiencia, las faltas de lesiones prescriben al trascurrir 6 meses con la causa paralizada. Sin embargo la Audiencia nada dijo al respecto”, denuncian desde LegaSol.

Más información: libertadinformacion.cc

15 marzo, 2018

Autor/Autora


Twitter
Facebook

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

CERRAR