Economía

IU exige al Gobierno que descarte definitivamente la colaboración pública-privada para la explotación del nuevo hospital de Alcanyiz

Izquierda Unida vuelve a exigir al Gobierno de Aragón que descarte definitivamente la colaboración público-privada en la construcción del nuevo hospital público comarcal de Alcanyiz. “Y esta vez lo hacemos con los datos en la mano y nos dicen que es, sin ninguna duda, inviable e insostenible”, señala su portavoz en las Cortes, Patricia Luquin,...
| 26 junio, 2014 20.06
Foto: Marea Blanca Alcañiz

Foto: Marea Blanca Alcañiz

Izquierda Unida vuelve a exigir al Gobierno de Aragón que descarte definitivamente la colaboración público-privada en la construcción del nuevo hospital público comarcal de Alcanyiz. “Y esta vez lo hacemos con los datos en la mano y nos dicen que es, sin ninguna duda, inviable e insostenible”, señala su portavoz en las Cortes, Patricia Luquin, quien hace referencia al estudio de viabilidad elaborado por la empresa Consultores de las Administraciones Publicas con carácter previo a la convocatoria del concurso para la concesión y sometido a información pública tras el anuncio del Servicio Aragonés de Salud publicado ayer en el BOA.

El informe de viabilidad es un documento preceptivo y necesario para la licitación mediante concurso de la construcción del nuevo hospital de Alcanyiz por el sistema de colaboración público-privada. “Como ya sabíamos la intención es comenzar las obras en el primer trimestre de 2015 y el anuncio del BOA confirma que el Gobierno de Aragón solo contempla este sistema para la construcción del nuevo centro”, lamenta la portavoz de IU.

“El coste, los plazos y la gestión privada de servicios del nuevo hospital por 25 años son inasumibles y una auténtica barbaridad desde todos los puntos de vista, desde el económico, político y social”, advierte Luquin en relación con el canon de 17,2 millones que el Gobierno de Aragón tendrá que pagar cada año a la empresa que asuma la concesión de obra pública para la construcción y explotación (un precio global de 561 millones) y el plazo de 28 años (3 para la construcción y 25 para gestión de servicios del hospital que no tengan carácter sanitario). En este sentido, Luquin recuerda que el gran rechazo social y político a la construcción mediante la colaboración público-privada del hospital de Alcanyiz y la demanda de un nuevo hospital, pero que tanto su titularidad, su construcción, como su gestión sea directa y pública, tal y como reclaman los profesionales sanitarios, colectivos y vecinos y vecinas del Baixo Aragón y que ha sido reconocida y apoyada en múltiples iniciativas aprobadas por unanimidad de todos los grupos parlamentarios en las Cortes de Aragón.

Por ello, IU reclama al Salud que licite esta infraestructura básica con recursos propios y, por tanto, garantice su titularidad pública, así como la gestión directa del mismo, utilizando el modelo de contratación tradicional, en igualdad de condiciones que el nuevo hospital de Teruel para no ocasionar ningún agravio comparativo en el modelo sanitario aragonés.

Izquierda Unida advierte que la fórmula de la colaboración público-privada ha fracasado tal y como se constata en otras territorios que aplicaron este modelo hace tiempo, “no hay más que ver como se encuentra, en la actualidad, la sanidad en Madrid o València”, recuerda Luquin, para aseverar que “la privatización de la sanidad supone hacer negocio (para unos pocos) con el derecho a la salud, tal y como ha quedado demostrado, con cifras y con hechos, que esta fórmula cuesta millones de euros a las arcas públicas y ni es más eficiente, ni más eficaz, ni más barata que la sanidad pública”.

26 junio, 2014

Autor/Autora


Twitter
Facebook

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

CERRAR