Henri Alleg: un opositor a la guerra colonial llevada a cabo en Argelia

El nombre de Henri Alleg, fallecido el 17 de julio, a la edad de 92 años, permanecerá vinculado a su testimonio publicado con el título de La Question, en 1958. Fue, con Pierre Vidal-Naquet, uno de los primeros en denunciar la tortura practicada por el ejército francés durante la guerra de Argelia. Director del periódico, Alger Républicain, prohibido en 1955, y militante del Partido Comunista argelino, continuó sus actividades en la clandestinidad, denunciando la guerra colonial que el imperialismo francés practicaba en Argelia. En junio de 1957, fue detenido por los paracaidistas junto a Maurice Audin, joven matemático, miembro también …

Henri Alleg. Foto: La Rèdaction
Henri Alleg. Foto: La Rèdaction
Henri Alleg, director del periódico Alger Républicain y militante del Partido Comunista de Argelia. Foto: La Rèdaction

El nombre de Henri Alleg, fallecido el 17 de julio, a la edad de 92 años, permanecerá vinculado a su testimonio publicado con el título de La Question, en 1958. Fue, con Pierre Vidal-Naquet, uno de los primeros en denunciar la tortura practicada por el ejército francés durante la guerra de Argelia. Director del periódico, Alger Républicain, prohibido en 1955, y militante del Partido Comunista argelino, continuó sus actividades en la clandestinidad, denunciando la guerra colonial que el imperialismo francés practicaba en Argelia. En junio de 1957, fue detenido por los paracaidistas junto a Maurice Audin, joven matemático, miembro también del Partido Comunista argelino, que no sobreviviría a las torturas: empleo de la picana, suplicio de la bañera, quemaduras, etc.

En Argelia, el ejército francés tenía una larga tradición de atrocidades, de matanzas y de torturas infringidas a la población, desde las “enfumades” (1) practicadas al inicio de la colonización para expulsar a los campesinos de sus tierras y vencer toda tentativa de resistencias. Tras la insurrección de 1954 y el inicio de la lucha por la independencia, el empleo de las torturas por los militares contra los argelinos y sus apoyos franceses detenidos se volvió sistemática a partir de 1957, tras la llegada del general Salan a la cabeza del Estado Mayor de Argel. Éste tapaba todas las exacciones, incluso cuando participaban directamente en ellas generales, como Massu.

El gobierno, entonces dirigido por el socialista Guy Mollet hasta mayo de 1957, no podía ignorar las prácticas de su ejército profesional, haciéndose cómplice de sus torturadores. La Question, escrita por Alleg en prisión a partir de notas que transmitía poco a poco, fue publicada en febrero de 1958 por Ediciones de Minuit, y prohibida al mes siguiente. En pocas semanas, sesenta mil ejemplares fueron vendidos. Al mes fueron vendidos el doble de la edición clandestina del libro. En marzo de 1962, dos decretos, confirmados por una ley votada seis años después, amnistiaban “todas las infracciones cometidas por los militares en Argelia” entre ellas la tortura.

Condenado en 1960 a diez años de trabajos forzados por “atentado a la seguridad del Estado”, Henri Alleg se fugó un año más tarde. Su compromiso con la lucha contra el colonialismo no le impidió permanecer fiel al PCF, un partido que sin embargo tuvo su parte de responsabilidad en esta sucia guerra, en particular, cuando votó los poderes especiales al gobierno de Guy Mollet que sirvieron para agravar la situación.

Pero a los ojos de todos los que rechazan el colonialismo, Alleg simboliza el hombre que denunció los métodos salvajes empleados por el ejército francés para mantener su dominación colonial en Argelia.

Marianne Lamiral y Lutte Ouvrière (traducción de F.P. para AraInfo)

...

1. La técnica consiste en asfixiar a personas refugiadas o encerradas en una cueva encendiendo en la entrada fuegos que consumen el oxígeno disponible y llenando las cavidades de humo. (Fuente: Wikipedia).

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de nuestra política de cookies, pincha el enlace para más información.

ACEPTAR
Aviso de cookies