Mundo

El PSOE nombra una gestora de cara a tres semanas claves

La gestora desginada por el PSOE dispondrá ahora de cerca de tres semanas en las que deberá decidir si favorece un gobierno de Rajoy o prefiere llegar a unas terceras elecciones, algo que evidentemente podría mostrar la debilidad de un partido fracturado
| 1 octubre, 2016 20.10
El PSOE nombra una gestora de cara a tres semanas claves
Pedro Sánchez, en una imagen de archivo.

El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, anunciaba este sábado en el Comité Federal del partido su dimisión, tras perder la votación sobre la celebración de un congreso extraordinario. Sánchez abandonaba su cargo como secretario general, al hacerse oficial los resultados de la votación, que perdía con 132 votos en contra frente a 107 a favor.

Tras el abandono de Sánchez, el Comité Federal del PSOE aprobaba este sábado la comisión gestora que dirigirá el PSOE hasta el próximo Congreso, con Javier Fernández como presidente, y con una composición que, en cierto modo, coloca en una posición predominante a las voces críticas con Sánchez.

Entre las once personas elegidas para integrar este órgano hay dos de confianza de la presidenta andaluza, Susana Díaz, el portavoz socialista en el Parlamento andaluz, Mario Jiménez, y la diputada del PSOE de Córdoba María Jesús Serrano.

Forman parte de esa gestora un expresidente regional, el balear Francesc Antic; y dos miembros de la federación extremeña, la secretaria de Organización, Asunción Godoy; y la concejala Soraya Vega. Completan la lista de los integrantes José Muñoz Lladró, líder de las juventudes socialistas valencianas y portavoz adjunto en las Cortes Valencianas; María Dolores Padrón, dirigente local canaria; Ricardo Cortés, diputado regional en Cantabria; y Francisco Ocón, número dos de César Luena como secretario de Organización del PSOE de La Rioja.

En total, once socialistas componen esta comisión gestora que habrá de conducir al PSOE a su próximo Congreso Federal aunque el nombre del integrante del PSC no se conocerá hasta que la federación catalana celebre su Congreso.

Sin abandonar Catalunya, el secretario del PSC, Miquel Iceta aseguraba que la decisión de este órgano de no favorecer la investidura de Mariano Rajoy «no ha sido modificada».»Creo que merecía la pena que Sánchez intentara formar una mayoría alternativa pero el Comité Federal ha tomado una decisión y ahora nos tocará a todos gestionarla», aseguraba Iceta a las puertas de Ferraz.

La gestora desginada por el PSOE dispondrá ahora de cerca de tres semanas en las que deberá decidir si favorece un gobierno de Rajoy o prefiere llegar a unas terceras elecciones, algo que evidentemente podría mostrar la debilidad de un partido fracturado. Aunque la mayoría de dirigentes socialistas que han hecho declaraciones insisten en que el partido no se encuentra «roto», la realidad muestra un proceso, que cuando menos ha sido oscuro, sino sucio.

El plazo legal para conocer si habrá gobierno o no es el 31 de octubre, fecha en la que de no haber logrado ninguna fuerza investidura, serían convocadas las terceras elecciones. Una nueva cita electoral que podría pasar una gran factura en el rédito electoral socialista.

1 octubre, 2016

Autor/Autora


Twitter
Facebook

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

CERRAR