#Lindano  Ecología

El “nuevo” vertedero de Bailín – Samianigo se deteriora antes de entrar en uso

Sin haber recibido ni un solo gramo de los residuos tóxicos de Inquinosa desde el viejo vertedero y después de 19 millones de euros gastados, la denominada “celda de seguridad” se degrada de forma palmaria. Que la historia de Inquinosa en Samianigo es la crónica de la desfachatez criminal de una empresa sin escrúpulos, no...
| 27 marzo, 2013 08.03

Sin haber recibido ni un solo gramo de los residuos tóxicos de Inquinosa desde el viejo vertedero y después de 19 millones de euros gastados, la denominada “celda de seguridad” se degrada de forma palmaria. Que la historia de Inquinosa en Samianigo es la crónica de la desfachatez criminal de una empresa sin escrúpulos, no lo duda nadie. Que las diferentes administraciones que han intervenido en el caso lo han hecho tarde, mal y con actuaciones cuajadas de despropósitos y medidas erróneas, cada día es más patente.

El aspecto de deterioro que presenta el nuevo vertedero de Bailín es más que preocupante, la lámina geotextil de protección está rasgada y deteriorada dejando al descubierto la primera lámina impermeabilizante (Geomembrana PEAD de 2 mm) sometida a los agentes atmosféricos y a la degradación por la exposición a la intemperie, lo que compromete seriamente su estanqueidad.

Posiblemente las filtraciones estén causando la degradación de la capa del compuesto bentonítico que se encuentra bajo esta lámina, saturándola de agua y mermando su capacidad de absorción, para la que fue proyectada. En la coronación del terraplén que cierra por el sur el vaso del vertedero se pueden observar graves deficiencias que pueden comprometer la estabilidad de la estructura.

Cerca del extremo oeste se evidencia un socavón, junto a una tapa de registro, que ha estado canalizando el agua de las intensas precipitaciones, que desde el pasado otoño se vienen produciendo en la zona, al interior del muro del terraplén. Esas aguas, han debilitado, sin duda la estructura del citado terraplén mermando de forma notable su capacidad de retención de las presiones del vaso cuando éste entre en funcionamiento, si es que algún día llega a hacerlo.

En el otro extremo, en la zona próxima al vial de acceso al interior del vaso también se pueden apreciar síntomas de deterioro en la coronación, pero no podemos apreciar su intensidad al estar demasiado lejos del punto de observación. Para colmo, debemos recordar que la coronación del terraplén debe de cumplir la función de viales de circulación de los camiones que efectúen el traslado de los residuos lo que agrava de forma notable la capacidad funcional del mismo.

Los técnicos del Gobierno de Aragón, en una publicación reciente, han reconocido que el “proceso de limpieza es un infierno” pero el proceso de traslado de los vertidos será otro, quizás peor, dadas las condiciones que se presentan. El traslado al nuevo vertedero no es una solución, solamente es una mejora en la forma de almacenamiento, calificada por los mismos técnicos como un parche temporal, que acabará generando los mismos problemas que el actual vertedero, solamente que entonces tendremos más volumen de acuífero contaminado.

La negligencia del Gobierno de Aragón respecto al problema de los residuos de lindano en Samianigo queda una vez más al descubierto, al igual que el deterioro del nuevo vertedero. A todos estos problemas, se suma que todavía no se ha reconocido la importante proporción de dioxinas en los vertidos, de origen desconocido, pero que obliga a clasificar todo el volumen como residuos de dioxinas, lo que agrava en extremo la magnitud del problema. El traslado de este material, su manipulación y almacenamiento, no está observado en el proyecto ni en los protocolos de actuación y mucho menos en los Planes de Emergencia Interior y Exterior, si es que tales documentos existen.

Por lo expuesto y más cuestiones, ya mostradas a lo largo de más de 30 años de denuncias y acciones, Ecologistas en Acción sigue oponiéndose a la equívoca actuación del Gobierno de Aragón respecto a este problema y seguimos exigiendo la descontaminación integral de nuestro pueblo. Después del tiempo transcurrido, estamos muy lejos de una solución definitiva que no entrañe graves riesgos para el medio ambiente y la salud de las personas.

Ecologistas en Acción Aragón

_

Noticia relacionada:

La cuenca del río Galligo uno de los lugares más contaminados por pesticidas del mundo

27 marzo, 2013

Autor/Autora


Twitter
Facebook

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

CERRAR