#LuengasAragón  Política

El aragonés más cerca de una grafía oficial

El Gobierno de Aragón a través de su Dirección General de Política Lingüística ha iniciado un proceso que culminará estableciendo una grafía común y oficial para el idioma aragonés y sus diferentes modalidades
| 27 febrero, 2016 11.02
El aragonés más cerca de una grafía oficial
Ignacio López Susín, director general de Política Lingüística de la DGA, en las Cortes de Aragón.

Con la iniciativa impulsada desde la DGA el aragonés avanza hacia su proceso de normalización, que como ocurre con todos los idiomas resulta imprescindible para su supervivencia. Tres lingüistas independientes harán una propuesta para establecer una grafía oficial y común que supere la actual dispersión que implica el uso de diferentes grafías.

El Gobierno de Aragón da un nuevo e importante paso para la protección del aragonés

El Gobierno de Aragón ha tomado la iniciativa para avanzar en el proceso de normalización en el uso del aragonés. Así, su Dirección General de Política Lingüística ha enviado oficialmente una carta en la que expresa su voluntad de poner en marcha “un procedimiento tendente a establecer una grafía común para la lengua aragonesa y sus modalidades lingüísticas que supere la actual situación en la que coexisten diversas propuestas, siendo las más extendidas las que han sido formuladas y publicadas por orden cronológico por Consello d’a Fabla Aragonesa, Sociedat de Lingüística Aragonesa y Estudio de Filología Aragonesa”.

El director general de Política Lingüística, Ignacio López Susín, indicaba e este diario que, como recoge la misiva enviada a las tres entidades, “el hecho de que ninguna de ellas haya sido declarada oficial pese a que en diversas leyes y otros textos normativos se utilice una de ellas para la toponimia, y la necesidad de cumplir lo preceptuado por la Ley 3/2013, de 9 de mayo, de uso, protección y promoción de las lenguas y modalidades lingüísticas propias de Aragón, en cuanto a enseñanza, publicaciones oficiales, toponimia y antroponimia, aconseja iniciar un procedimiento que tenga como objetivo final establecer una grafía común para la lengua aragonesa y sus modalidades lingüísticas y que cuente con la máxima aceptación posible por parte de sus usuarios”.

Para ello, la Dirección General de Política Lingüística de la DGA propone encargar “un dictamen vinculante a tres lingüistas de prestigio del ámbito de la romanística internacional”, en el que dichos lingüistas “serían escogidos entre las propuestas que en número de cinco formulará cada una de las referidas asociaciones y las que, en su caso, se aportaran desde esta Dirección General. Las propuestas deberán contener una justificación de cada uno de los cinco lingüistas propuestos, basada en su especialización en la codificación y estandarización de las lenguas románicas”.

“Los tres escogidos deberían ser formalmente reconocidos por las tres asociaciones que han elaborado y publicado las tres grafías más extendidas (Consello d’a Fabla Aragonesa, Sociedat de Lingüística Aragonesa y Estudio de Filología Aragonesa)”, señala López Susín, que añade que las entidades “deberían comprometerse a aceptar por escrito el carácter vinculante del dictamen que se emita. En el caso de que, en el plazo que se establezca, alguna o algunas de estas asociaciones no reconocieran formalmente a la terna de lingüistas y/o el carácter vinculante de su dictamen, se procedería a formalizar un compromiso en idénticos términos con el conjunto de las asociaciones más representativas de este ámbito”.

Asismismo, López Susín afirma que “en todo caso, la grafía que contenga el dictamen será utilizada con carácter oficial mientras no se disponga lo contrario en una norma de rango superior”. Y en el mismo sentido que esta grafía “se trasladaría, en su caso, a la institución científica que se pudiera constituir en el futuro, con el fin de establecer las normas referidas al uso correcto de las lenguas y modalidades lingüísticas propias de Aragón, tal y como dispone en la actualidad el artículo 7 de la ley 3/2013, de 9 de mayo, de uso, protección y promoción de las lenguas y modalidades lingüísticas propias de Aragón”.

Concluye la propuesta de la DGA matizando que “es preciso señalar que, siguiendo la definición de la R.A.E., este proceso se refiere a la grafía (modo de escribir o representar los sonidos, y, en especial, empleo de tal letra o tal signo gráfico para representar un sonido dado) y no a la ortografía (conjunto de normas que regulan la escritura de una lengua)”, e indicando que la contestación debe producirse “lo antes posible y en todo caso antes del día 7 de marzo próximo”.

La Sociedat de Lingüistica Aragonesa acepta la propuesta para desencallar la falta de unidad gráfica en el aragonés

En declaraciones a este diario, Chusé Raúl Usón, uno de los portavoces de la Sociedat de Lingüistica Aragonesa (SLA), explicaba que “tras la conversación mantenida con la Dirección General de Política Lingüistica del Gobierno de Aragón hace unos días”, la SLA “ha aceptado su propuesta para desencallar la falta de unidad gráfica en el aragonés, una de las prioridades para la supervivencia de esta lengua”. “Dicha Dirección desea encomendar la fijación de la grafía de esta lengua minoritaria y minorizada –la lengua romance en mayor peligro de extinción según el Libro Rojo de las Lenguas Amenazadas de la UNESCO–, a una comisión internacional de filólogos de talla internacional, especializados en procesos de codificación gráfica”, detalla Usón, que añade que “según nos explicó el Director General de Política Lingüistica, el señor José Ignacio López Susín, esa comisión estará formada por tres filólogos que deberán acometer inmediatamente la fijación de la grafía”.

Así, la SLA recuerda que sus “condiciones” para la aceptación de esta propuesta “han sido claras: que los tres miembros han de ser de consenso por parte de las tres asociaciones que postulan grafías diferentes -Consello d’a Fabla Aragonesa, Estudio de Filología Aragonesa y Sociedat de Lingüistica Aragonesa-, incapaces hasta la fecha de ponerse de acuerdo en una. Además de concitar el consenso de las tres, deben ser romanistas y especialistas en dichos procesos. De no ser así no habrá consenso y, en consecuencia, tampoco acuerdo. Para ello es fundamental que las tres asociaciones hagan un esfuerzo en consensuar esos tres nombres”.

“Nos parece una buena idea para desatascar una de las cuestiones más importantes que afectan al aragonés: su grafía. De esta manera la futura Academia se ahorraría el trago de tener que decidirla, cosa que nos tememos tardaría años en llegar o, lo que es peor, sería prácticamente imposible”, explica Usón, quien entiende que “además, y esto es también muy importante, quizás lo más importante, no habría ni vencedores ni vencidos. Luego habrá que hablar del modelo estandar de lengua (o paraestándares), que muchos consideramos un total despropósito”.

Por último, desde la SLA señalan que “no va a ser tarea fácil encontrar a esos tres romanistas puesto que no todos a los que se les proponga van a poder (por problemas de agenda) o querer, aceptar tal reto”, pero con espíritu optimista anuncian que “vamos a vivir un momento histórico para el aragonés durante los próximos meses. Ojalá todos, y cuando decimos todos nos referimos a los cuatro interlocutores -Dirección General de Política Lingüística, así como Consello d’a Fabla Aragonesa, Estudio de Filología Aragonesa y Sociedat de Lingüistica Aragonesa-, estén a la altura de lo que los aragonesas y aragoneses esperan de ellos”. Para concluir con cierta rotundidad: “Es el último cartucho”.

El Consello d’a Fabla Aragonesa también acepta el proceso iniciado por la DGA

El Consello d’a Fabla Aragonesa, histórica entidad de defensa y promoción del aragonés, ha asegurado su aceptación, apoyo y satisfacción con la propuesta lanzada desde la DGA. En este sentido, Chusé Inazio Nabarro, uno de los portavoces de la entidad, aseguraba a este diario que desde el CFA “ya se ha dado un paso por nuestra parte, enviando una propuesta a la DGA con cinco nombres, y sus currículums, de personas con prestigio internacional y vinculadas a territorios no monolingües”.

Asimismo, Nabarro reafirma en sus declaraciones que el CFA “está dispuesto a acatar -el resultado final del proceso propuesto- siempre y cuando se haga observando criterios técnicos, científicos, y filológicos”, para en opinión de Chusé Inazio Nabarro “evitar malas experiencias anteriores, y que ninguna entidad imponga su criterio, sino que la propuesta sea aceptada y acatada, ya no por consenso, sino por convencimiento”.

El Estudio de Filología Aragonesa debatirá en plenario su posición ante la propuesta de la DGA

En conversación telefónica con este medio de comunicación, Manuel Castán, presidente del Estudio de Filología Aragonesa ha indicado que “dada la importancia que entendemos tiene esta propuesta, la valoración y decisión de EFA respecto a la propuesta de la DGA se tomará por el plenario de la asociación este domingo”, por lo que comprensiblemente declinan realizar declaraciones ya que “no queremos hacer pública ni anticipar ninguna postura -ni personal ni colectiva- para no mediatizar nuestro debate interno”.

27 febrero, 2016

Autor/Autora

Integrante del Consello d’AraInfo y uno de los cofundadores. @chtricas


Twitter
Facebook

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

CERRAR