#educaciónpública  Movimientos

CGT vuelve a suspender a la Consejería de Educación en el curso 2016/17

El sindicato denuncia la parcialidad con que acata las sentencias de los tribunales, la discriminación del colectivo interino, los problemas con las temperaturas y la falta de políticas de apoyo en la escuela rural, entre otras demandas
| 29 junio, 2017 20.06
CGT vuelve a suspender a la Consejería de Educación en el curso 2016/17
La consejera de educación Mayte Pérez y Méndez de Vigo.

Para el sindicato CGT resulta incomprensible la actuación de los tribunales con sentencias sobre el aumento de sesiones de Religión en Primaria o sobre el cierre de aulas concertadas. Además ha querido recordar que han sido acatadas a rajatabla por la Consejería que sin embargo no cumple con otras sentencias como las que obligan a establecer un criterio único para el reparto de alumnado ACNEAE entre la concertada y la pública.

En cuanto a derechos laborales, la discriminación del colectivo interino por parte de las distintas administraciones sigue siendo una realidad ha asegurado el sindicato. Su contratación tardía dificulta la organización del centro escolar y supone una dificultad añadida para los y las docentes que tienen que hacer frente a nuevas materias y niveles cada año.

Asimismo, CGT denuncia que se perpetúa año tras año el problema de las temperaturas en los centros: “Termina el curso escolar, el segundo de la actual Consejería de Educación, y la nota que desde CGT otorgamos a esta Consejería es un nuevo suspenso. El curso nos ha dejado alumnado dentro de las aulas con chaquetas en invierno y con golpes de calor en junio”.

Las aulas de 2 años, un éxito en Uesca y Teruel

Una novedad ha sido la implantación de tres aulas de 2 años en escuelas públicas con resultados irregulares tras su implantación en el territorio aragonés. Para el sindicato el resultado en Zaragoza ha sido agridulce, de los 15 niños del Calixto Ariño sólo 6 se continúan; no se puntúa la zonificación. Mientras, en Teruel y Uesca ha sido altamente positivo, plenamente aceptado por la plantilla del centro suponiendo una mayor inclusión del alumnado y un aumento de matrícula. “No obstante, ha habido una gran opacidad en esta implantación, al igual que en el desarrollo de centros integrados con aulas de Primaria y Secundaria” ha añadido el sindicato.

Respecto a la elección de jornada considera que a pesar de que cada vez son más Centros los que se suman a la jornada continua, la Administración sigue empeñada en mezclar innovación con jornada continua.

“Este final de curso ha vuelto a ser el de otra vuelta de tuerca en cuanto a la realización de trámites burocráticos. En concreto, el tener que realizar un consejo orientador para todo el alumnado desde los cursos más bajos, sin saber muy bien de qué puede servir eso a alumnos y alumnas que aún no tienen definido su proyecto educativo, amén de todos los que ya existían con anterioridad como informes, memorias, etc…”

“Añadiremos la llegada masiva de instrucciones de final de curso altamente contradictorias entre ellas, sumiendo el caos en la organización final del curso, las evaluaciones… y forzando al profesorado a hacer unas valoraciones de sus alumnos altamente complicadas de realizar en muchos de los casos” ha añadido.

En relación a la implantación de la Lomce el sindicato tiene muy claro que ha sido cuanto menos caótica y “ha supuesto muchos problemas en los centros, fruto de esta situación toda la comunidad educativa salió a la calle en una huelga de carácter estatal”

La escuela rural necesita plantillas estables

No han querido olvidarse de la escuela rural en la que son necesarias políticas eficaces de apoyo, según el sindicato. Lucha contra la despoblación o el fortalecimiento de servicios públicos básicos en el medio rural, son frases reiteradas por el Gobierno de Aragón, sin embargo, “hemos tenido que alzar la voz para evitar el cierre de titulaciones con matriculación suficiente”. Junto con todo esto, también han querido reclamar políticas que refuercen la estabilidad de las plantillas en los centros de enseñanza rurales ya que la fluctuación de docentes dificulta la implantación de programas educativos que perduren en el tiempo.

La innovación pedagógica necesita eliminar las trabas burocráticas

Como aspecto positivo, el sindicato ha resaltado que este curso han sido muchos los Centros que han puesto en marcha programas de innovación pedagógica, con seminarios, jornadas y cursos. “Desde CGT acogemos con agrado todo ese movimiento en busca de un cambio metodológico, al igual que esperamos que la administración educativa los acompañe de los recursos necesarios y elimine trabas burocráticas”.

Pero queda mucho por hacer, ratios por aula más bajas, la reducción de horario lectivo, la recuperación de derechos perdidos como la reducción de jornada a los mayores de 55 años, las licencias de estudios retribuidas, un 25% de la paga extra de 2012 que el profesorado sigue sin cobras. Promesas electorales, tanto del PSOE como de CHA, que no se han hecho realidad recuerda CGT.

Desde el punto de vista de la negociación sindical desde CGT trasmiten la queja de que llevan dos cursos sin alcanzar los objetivos del calendario de negociación que nos imponemos sindicatos y administración, con temas sobre la mesa que tardan meses cuando no años en cerrarse, además no se cuenta con los sindicatos para trabajar temas claves como el Bilingüismo.

29 junio, 2017

Autor/Autora


Twitter
Facebook

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

CERRAR