Celebración del Día de la Tierra Palestina

¿Sabías que muchos de esos que las noticias llaman "refugiados sirios" son palestinos de Siria? ¿Sabías que ahora vuelven a ser expulsados y refugiados? Muchos de los que ahora nos enteramos que son refugiados llevan siéndolo más de 60 años

Campo de refugiados palestinos de Baddawi, Líbano.

El 30 de marzo se conmemora el Día de la Tierra Palestina. Ese día, pero en 1976, la sociedad palestina convocó una huelga general en protesta por el continuo expolio de sus tierras por parte del sionismo israelí. El ejército asesinó a siete jóvenes palestinos con "ciudadanía israelí" en las manifestaciones que acompañaron esa huelga.

Desde entonces, el 30 de marzo se ha convertido en una jornada de reivindicación de los derechos legítimos del pueblo palestino. 40 años después, la colonización de Palestina continúa. Día tras día, el Estado de Israel roba tierras, expulsa de ellas a sus legítimos habitantes, construye asentamientos y transfiere allí a colonos sionistas extranjeros  recolectados de todos los rincones del mundo. Estas prácticas contravienen la legislación internacional y los Derechos Humanos y han sido condenadas por Naciones Unidas y por la gran mayoría de gobiernos del mundo, incluidos los de la Unión Europea y Estados Unidos.

El Foro Palestina Libre de Zaragoza, ha organizado dos charlas para conmemorar esta fecha, con un tema de candente actualidad. Los refugiados. Con la intervención de Yamani Khaled, un refugiado palestino en Siria, que vuelve a ser refugiado, esta vez en Líbano, debido a la cruel guerra que se vive en este país, nos acercará otra visión del drama de aquellos desplazados que buscan refugio fuera de su tierra natal.

La guerra, las masacres, huir con lo puesto, buscar refugio, ser rechazado, los parias. Historias recientes y viejas. No, los refugiados no son una especie nueva descubierta por los telediarios en la guerra de Siria. Las políticas del "reparto del pastel" llevan siglos creándolos, mientras nos repiten, y nos repetimos, que todos somos iguales y que  nacemos con derechos por el simple hecho de ser personas.

El problema, como siempre, es que algunas personas son más iguales que otras. Que, en esto del refugio, también cuenta lo que te suene la bolsa. Que en la escala de "humanos" los refugiados no dan la talla. Por eso la UE puede cambiarlos como cromos con Turquía.

Ahora que todos quieren hablar de refugiados, nosotros y nosotras decimos "de acuerdo, hablemos". En 1948, un ejército sionista nutrido, entre otros, de europeos y estadounidenses, masacró a los palestinos y les expulsó  de sus hogares haciendo cumplir una resolución de la ONU. Hoy, más de 6 millones de esos humanos, que no son tan humanos como (nos)otros, siguen en el limbo de la diáspora. Refugiados en incontables rincones del mundo. Sí, también en Siria.

¿Sabías que muchos de esos que las noticias llaman "refugiados sirios" son palestinos de Siria? ¿Sabías que ahora vuelven a ser expulsados y refugiados? Resulta que sí, que muchos de los que ahora nos enteramos que son refugiados llevan siéndolo más de 60 años. Como no son tan humanos, ni tan iguales, ni tan personas como un europeo de bien, o un americano de pro, se les puede ignorar. Siempre y cuando no sean útiles para echárselos en cara a uno que no sea de "los nuestros" y de paso, derrocarlo. De lo contrario sirven para una recogida de fondos, una resolución de condena ocasional y para poco más.

Desde el Foro Palestina Libre, el próximo día 8 de abril celebrarán el Día de la Tierra para no olvidar a esos millones de personas que desde Siria, Gaza, Argentina o Zaragoza esperan ansiosas poder retornar a sus hogares en Palestina. ¿Solución política? No, las leyes dicen que todo refugiado tiene derecho a retornar... Pero para que se aplicase la ley, tendríamos que ser personas. Los no-personas sólo consiguen derechos de una forma: peleando.

 

[alaya_toggle status="open" title="Charla con Yamani Khaled"]

Viernes 8 de abril, 19.00 horas, Centro Cívico Delicias, Zaragoza

y martes 12 de abril, 19.00 horas, Asociación Vecinal Juan de Lanuza, Uesca. [/alaya_toggle]

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de nuestra política de cookies, pincha el enlace para más información.

ACEPTAR
Aviso de cookies