La madrugada del sábado al domingo los relojes se retrasan una hora, a las 3.00 serán las 2.00

El reloj se retrasará una hora, a las 3.00 de la madruga volverán a ser las 2.00, poniendo fin al horario de verano y pasando así al de invierno

Foto: AraInfo

El cambio de hora se empezó a aplicar con regularidad en 1974 debido a la crisis del petróleo un año antes. Desde 1981, toda Europa sincroniza las manijas de sus relojes a la vez. A día de hoy, obedece al cumplimiento de la directiva europea del cambio de hora, dos veces al año, que pretende favorecer el ahorro de energía, y que afecta a todos los países de la Unión Europea (UE).

Un hecho con el que diferentes asociaciones no se muestran de acuerdo al influir, el cambio de hora, de manera perjudicial sobre los biorritmos de las personas, especialmente en las más mayores y más jóvenes.

Varias encuestas reflejan que la mayoría de la población de la UE está descontenta ya que afirma que el cambio de hora afecta a su vida de forma negativa. Además, se ha demostrado que el ahorro de energía es mínimo.

De este modo, la Comisión Europea propuso el 12 de septiembre de 2018 que el último cambio de hora en la UE se produzca en marzo u octubre de 2019 y que a partir de ese momento no se puedan realizar más modificaciones.

Pero hasta ahora, seguimos sin cambios, por lo que la noche del sábado 24 al domingo 25 de octubre se producirá de nuevo el cambio al horario de invierno. De esta forma, a las 3.00 horas de la madrugada (en Aragón), los relojes se retrasarán una hora y serán de nuevo las 2.00 horas

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de nuestra política de cookies, pincha el enlace para más información.

ACEPTAR
Aviso de cookies