Black Panther, prensa de combate

El Partido de los Panteras Negras (PPN) (Black Panther Party - BPP) fue una organización revolucionaria que luchó incansablemente durante los años 60 y 70 contra el racismo, la opresión y el capitalismo en el mismo corazón de la bestia como es EEUU. Sus demandas revolucionarias y sus acciones, sobre todo el hecho de patrullar por las calles armados para defenderse de la violencia de los cerdos —término con el que calificaban a la policía—, le convirtió durante muchos años en, según el FBI, el enemigo número 1 del gobierno estadounidense. Al igual que la gran mayoría de organizaciones revolucionarias, …

Los dibujos de Emory Douglas caracterizaron la propaganda del Partido de los Panteras Negras
Los dibujos de Emory Douglas caracterizaron la propaganda del Partido de los Panteras Negras
Los dibujos de Emory Douglas caracterizaron la propaganda del Partido de los Panteras Negras

El Partido de los Panteras Negras (PPN) (Black Panther Party - BPP) fue una organización revolucionaria que luchó incansablemente durante los años 60 y 70 contra el racismo, la opresión y el capitalismo en el mismo corazón de la bestia como es EEUU. Sus demandas revolucionarias y sus acciones, sobre todo el hecho de patrullar por las calles armados para defenderse de la violencia de los cerdos —término con el que calificaban a la policía—, le convirtió durante muchos años en, según el FBI, el enemigo número 1 del gobierno estadounidense.

Al igual que la gran mayoría de organizaciones revolucionarias, el PPN tuvo muy claro desde el principio que necesitaba extender su mensaje, y necesitaba hacerlo de una manera comprensible para la gran mayoría de la población de sus barrios, que en muchos casos eran extremadamente pobres y analfabetos. Una de estas herramientas fue la edición de su propia prensa.

El periódico, bajo el nombre de Black Panther, nació en 1968 y Eldridge Cleaver, el que sería ministro de Información del PPN, se convirtió en su primer editor. Cleaver era un escritor reconocido a raíz del libro 'Soul On Ice' que escribió mientras estaba en prisión.

Al principio, y debido al público al que se dirigía el periódico, buena parte del espacio lo ocupaban los dibujos de Emory Douglas, ministro de Cultura y autor de la gran mayoría de dibujos que caracterizaron la propaganda del PPN. Huey Newton, uno de los fundadores y líderes del partido sabía que gran parte de las personas a las que iba dirigido el periódico no estaban acostumbradas a leer artículos largos, pero sí entenderían dibujos con mensajes muy directos.

Sin embargo, en el periódico también se podían encontrar todo tipo de artículos que explicaban la tarea que hacían los Panteras, pero también que trataban de expandir las ideas revolucionarias y anti imperialistas. En los primeros números del periódico casi todos los artículos estaban escritos por el propio Eldridge Cleaver, acompañados de transcripciones de los discursos de Newton. Pero a medida que el partido creció y se extendió por todo EEUU, más y más gente empezó a participar en él, lo que lo convirtió en una herramienta muy importante para el partido y todo el movimiento que surgió a su alrededor.

Extensión

Los comienzos nunca son fáciles y al principio las ventas eran más bien escasas. El propio Douglas explica que al principio “era la única persona que vendía el periódico en San Francisco” y que Newton, Booby Seals y Bobby Hutton, fundadores también del partido, los vendían en Oakland. Poco a poco el partido fue creciendo y su distribución también. El PPN organizó su propia red de distribución, lo que le permitió hacer llegar el periódico a todas partes, incluso consiguiendo suscripciones en Europa y Asia.

En 1970, en plena efervescencia política en EEUU, la distribución del periódico había aumentado de forma espectacular. Cada semana se vendían alrededor de 100.000 ejemplares. Douglas explica que animaban a todas las agrupaciones y núcleos del partido “a enviar artículos e informes para que aparecieran en el periódico”. Pero al mismo tiempo el periódico estaba también abierto al creciente movimiento y “había gente de fuera del partido que colaboraba de forma habitual”.

El periódico de los Panteras Negras muestra de nuevo cómo una organización política necesita tener una herramienta que esté en la calle para extender sus ideas, pero al mismo tiempo también para combatir el bombardeo al que nos somete la clase dominante cada día. A pesar de la importancia de las redes sociales hoy en día, esta idea sigue siendo vigente hoy.

Al mismo tiempo es importante la idea de que la prensa revolucionaria debe saber en el momento político en el que se encuentra para llegar de la mejor manera posible a todas aquellas personas que buscan respuestas y alternativas a la situación actual. El PPN lo entendió desde el primer momento, y esto ayudó a construir una herramienta de combate que preocupó, y mucho, al poder.

Manel Ros | Artículo publicado en En Lucha | Para AraInfo

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de nuestra política de cookies, pincha el enlace para más información.

ACEPTAR
Aviso de cookies