Mundo

Aznar niega todo vínculo con la trama corrupta del PP atacando a las formaciones rivales

El antiguo líder de la formación de derechas ha negado que se pagaran sobresueldos o que su partido se financiara de forma ilegal cuando el era el presidente. Aznar ha llegado a negar que la sentencia de la Audiencia Nacional en el caso Gürtel fuera cierta.
| 18 septiembre, 2018 18.09
Aznar niega todo vínculo con la trama corrupta del PP atacando a las formaciones rivales
Foto: @Congreso_Es

Este martes José María Aznar ha vuelto a ser el centro de atención de la actualidad mediática; como al expresidente español le gusta ser.

El que fuera durante casi 14 años presidente del Partido Popular ha comparecido ante la comisión que investiga a la formación de derechas por presunta financiación ilegal.

La versión de Aznar

El expresidente ha asegurado que “no existe ninguna cada B” en el PP y ha negado que se cobraran sobresueldos “ilegales” entre los años en que el lideró el partido. Esas afirmaciones suponen un ataque directo a la sentencia de la Audiencia Nacional que el pasado mes de mayo condenó a la formación por lucrarse de forma ilegítima y que espoleó a Mariano Rajoy del Gobierno. De hecho, el mismo Aznar ha asegurado que no hay “ni una sola prueba” en la sentencia de “más de mil páginas” que demuestre que el PP fuera cómplice a titulo lucrativo de una trama corrupta.

Como ya es frecuente en el Partido Popular, Aznar ha utilizado la estrategia de focalizar la corrupción en unas pocas personalidades de la formación; las manzanas podridas del cesto. “Otra cosa distinta es que haya personas que se hayan situado fuera de la ley o que no hayan sido respetuosas con ella”, ha dicho Aznar. “Desconozco lo que se refiere a esos papeles, cualquier anotación en esos papeles no tiene fundamento”, ha añadido refiriéndose a las anotaciones de sobresueldos que apuntaba Bárcenas.

Aznar ha seguido la misma estrategia cuando ha hablado del caso Gürtel. El expresidente ha despachado la trama afirmando que era algo que afectaba a dos municipios de Madrid. Cuando se le ha preguntado por Correa, condenado como cabecilla de la trama, Aznar ha asegurado que no lo conocía y que no tenía ninguna relación con éste. Todo ello pese a que Correa asistió a la boda de la hija del propio expresidente; la misma boda a la que asistieron numerosas personalidadesacusadas de corrupción y de la que Gabriel ha afirmado que «no era una boda, sino un cártel». “No tuve relación con el señor Correa, no tuve amistad, no le contraté. Más claro y más breve no puedo ser”, ha asegurado el político del PP.

La mejor defensa es un buen ataque

Cuando los grupos parlamentarios han intervenido para acusar al expresidente de mentir, José María Aznar ha empleado la famosa estrategia que reza que para defenderse hay que dar más fuerte a la o el oponente.

Así, después de que el portavoz del PSOE, Rafael Simancas, afirmara que el del PP era “un auténtico sistema de corrupción» y añadiera que «nos estamos comiendo la mierda de Aznar», el propio líder del Partido Popular ha sacado a relucir el caso de financiación ilegal Filesa. “No tengo que pedir perdón por nada y no voy a pedir perdón por mucho que usted me lo pida”, ha dicho Aznar.

Asimismo, Aznar ha atacado al PSOE afirmando que se trata de un partido que cambia de opinión con frecuencia. Y de este modo, sin que tuviera mucha relación con su comparecencia, ha afirmado que la formación que gobierna el Estado español tuvo que rectificar en sus explicaciones sobre la venta de armas a Arabia Saudí. “Bombas, uy perdón, de proyectiles de alta precisión que no van a matar a los yemeníes”, ha bromeado el expresidente.

Más duro aún ha sido el intercambio entre Aznar y Gabriel Rufián de Esquerra Republicana de Catalunya. El de la formación independentista ha empezado su interlocutoria preguntando a Aznar si no tenía nada que decirles a los padres de José Couso, el cámara que murió en 2003 durante la guerra de Irak. El mismo Rufián vestía una camiseta recordando a Couso.

El político de ERC le ha preguntado a Aznar si no sentía vergüenza y si no tenía que pedir perdón por nada. Hacía alusión a la Guerra de Irak, a lo que Aznar ha respondido que “en aquella guerra no se tiraron bombas por parte de España, entre otras cosas porque no participó”. Esta ha sido una de las muchas mentiras que el periodistas del eldiaro.es ha identificado en la comparecencia del expresidente.

Por su parte José María Aznar ha intentado descalificar al diputado de ERC señalando que formaba parte de “un partido golpista” que quiere atentar contra el “sistema que le permite estar hoy aquí”.

En la misma línea ha intervenido Oskar Matute de EH Bildu que le ha preguntado al expresidente «cómo vio las armas» en Irak, pero no pudo ver los sobres en su partido. Matute ha añadido que «terrorismo es el trio de las Azores, terrorismo es esa foto de la que usted se siente tan orgulloso. Le ofrezco tres comodines para contestarme: utilice el comodín de ETA, el de Venezuela si quiere o el de Paracuellos».

Por último también ha habido rifirrafe entre Aznar y Pablo Iglesias de Podemos. “Mi simpatía por usted es perfectamente descriptible, me parece un peligro para las libertades y la democracia en España”, le ha dicho Aznar. Por su parte, el líder de la formación morada ha afirmado que “hoy usted ha mentido y ha quedado demostrado que es usted el máximo responsable político de la corrupción del PP”.

Aznar ni se inmuta

Lo que podía ocurrir ha ocurrido. José María Aznar ha pasado por la comisión que investiga la financiación ilegal del Partido Popular sin despeinarse. Lo cual demuestra que este tipo de actos están perdiendo su utilidad primaria, fiscalizar a los poderes públicos, para convertirse en una extensión de los platos televisivos de debates. Si no, no se explica que Aznar pueda comparecer ante los y las diputadas y afirme que la sentencia de la Audiencia Nacional es falsa.

Los y las más cercanas al PP estarán satisfechas con la intervención del antiguo líder que con la llegada de Pablo Casado ha dejado sus coqueteos con Albert Rivera. Mientras, quienes sigan a los partidos que hoy atacaban a Aznar se sentirán representados por sus interlocuciones mordaces.

Más allá de esto, la formación que más ha perdido hoy ha sido Ciudadanos que de nuevo ha quedado desplazada a un papel secundario por la personalidad megalómana de José María Aznar.

18 septiembre, 2018

Autor/Autora

Integrante del Consello d'AraInfo. @AlbertAlexan


Twitter
Facebook

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

CERRAR