Política

El Ayuntamiento presenta una denuncia tras detectar 300 posibles casos de estafa en las recargas de bus y tranvía de Zaragoza

El Ayuntamiento de Zaragoza interpuso este viernes una denuncia ante la Policía por las sospechas de un presunto fraude en las recargas de la Tarjeta Ciudadana y Lazo para el uso del autobús y tranvía que podría afectar a 300 tarjetas, el 0,1 por ciento del total
| 19 mayo, 2019 11.05
El Ayuntamiento presenta una denuncia tras detectar 300 posibles casos de estafa en las recargas de bus y tranvía de Zaragoza
Foto: Pablo Ibáñez (AraInfo)

Así lo ha avanzado la consejera municipal de Participación y Transparencia, Elena Giner, quien ha explicado que se han detectado 300 incidencias en tarjetas en las no coinciden el saldo y las recargas.

Eso no implica que sean 300 tarjetas fraudulentas, ha apuntado Giner en unas declaraciones facilitadas por el Ayuntamiento, que insiste en que hay que hacer un seguimiento hasta aclarar los casos para evitar “falsos positivos”.

El sistema de recarga de las tarjetas que permite acceder al transporte público de Zaragoza habría sufrido una manipulación -un ‘hackeo’ en el argot informático- para facilitar recargas ilimitadas en las tarjetas habilitadas para utilizar el autobús o el tranvía.

Con el fin de analizar este asunto el viernes se celebró una reunión en la que participaron tanto Giner como técnicos de los servicios de Ciudad Inteligente y Movilidad y técnicos de la empresa Hiberus-ZityCard, que lleva la plataforma tecnológica de gestión de la Tarjeta.

Giner ha hecho hincapié en la importancia de poner el caso en manos de la Policía para que abra una investigación y en que el sistema de trazabilidad de la tarjeta ciudadana, que tiene diez años de vida, ha ido permitiendo detectar incidencias y algunos fraudes, se han bloqueado tarjetas y hay personas que actualmente no pueden disponer de ellas.

Según han explicado fuentes del Consistorio, tuvieron constancia de la existencia del fraude a finales de la semana pasada y solo afectaría a los servicios relacionados con el transporte y no a funciones como el aparcamiento.

En el sistema de control de las tarjetas Ciudadana y Lazo, cada vez que una persona valida con su tarjeta, queda registrado el saldo de la misma. Si entre una validación y otra se produce un salto, ese incremento de saldo tiene que aparecer reflejado en alguna de las máquinas o medios de recarga repartidos por toda la ciudad. Si no aparece ese incremento es que la recarga ha sido ilegal.

Los datos disponibles en estos momentos indican que en estos primeros seis meses del año se han detectado 300 incidencias, es decir, no hay concordancia entre el saldo y las recargas de 300 tarjetas, señalaron las fuentes municipales consultadas.

Esto no significa que sean 300 tarjetas fraudulentas, “hay que hacer seguimiento hasta aclarar los casos, para evitar ‘falsos positivos’. Lo más probable es que la cifra final de tarjetas con uso realmente fraudulento sea mucho menor”, aseguraron los portavoces del Consistorio.

Tras conocer la noticia, el alcalde de Zaragoza, Pedro Santisteve, ha asegurado que los técnicos van a “detectar rápidamente” quién se ha beneficiado de este fraude, al mismo tiempo que ha calificado como “insolidarias” este tipo de conductas. “Hay que evitar que este tipo de conductas genere un problema económico al Ayuntamiento. Hemos llegado a tiempo para frenar este fraude”, ha afirmado.

A su vez, el primer edil ha aseverado que los servicios públicos “deben mantenerse con calidad”, lo que “cuesta un dinero a todos los ciudadanos”. “Tenemos que proseguir la investigación y cortar de forma radical esta estafa”, ha concluido.

19 mayo, 2019

Autor/Autora


Twitter
Facebook

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

CERRAR