Aragón, golf y golfos

Aragón es una de las regiones más áridas de Europa, no es ningún secreto. Conocido por la estepa monegrina, padece severas carencias hídricas, lo que no es óbice para, al mismo tiempo, albergar once campos de golf, actividad pijo-deportiva derrochadora de agua donde las haya. De vez en cuando salen noticias estrambóticas en torno al golf que me han dado para juntar ideas y sacar este pastiche, digno del surrealismo aragonés que nos adorna en la gestión de lo público. El 30 de agosto saltaba a los medios la noticia de que la DGA destinaba 4.000 euros a la promoción …

La ciudad Zaragoza Golf. Foto: U.U.Z.
La urbanización fantasma de Ciudad Golf Zaragoza. Foto: U.U.Z.

Aragón es una de las regiones más áridas de Europa, no es ningún secreto. Conocido por la estepa monegrina, padece severas carencias hídricas, lo que no es óbice para, al mismo tiempo, albergar once campos de golf, actividad pijo-deportiva derrochadora de agua donde las haya. De vez en cuando salen noticias estrambóticas en torno al golf que me han dado para juntar ideas y sacar este pastiche, digno del surrealismo aragonés que nos adorna en la gestión de lo público.

El 30 de agosto saltaba a los medios la noticia de que la DGA destinaba 4.000 euros a la promoción en la comunidad a través de la asociación para la Promoción y Divulgación del Golf, mediante convenio suscrito con la misma. El Ejecutivo justifica la subvención en el interés "social y económico" de esta actuación para las empresas turísticas y su impulso.No es mucha la cuantía, es cierto, y podría pasar por un gasto absurdo más de los muchos que se hacen con dinero público y un poco de tapadillo aprovechando épocas veraniegas (Ese mismo día se dieron 9.000 euros a la fundación Torreciudad del Opus Dei). Ahora bien, un espíritu inquieto, y con infinita paciencia, puede encontrar toda suerte de personajes turbios y negocios ladrilleros en el filo de la navaja relacionados con el deporte nacional... escocés.

Así pues leyendo un poco uno descubre que el presidente de la asociación golfista es un tal José Miguel Orduna Ascaso y, por eso de que por el hilo se saca el ovillo, se le encuentra toda una gloriosa carrera de vividor de la Administración. Asesor de esos tan célebres puestos a dedo, empieza su carrera en 1997 como Asesor de Medios de Comunicación de la DGA. También descubrimos que este señor tiene una empresa llamada Shackleton Arte & Communication que edita la revista Horeca, completamente subvencionada por la DGA, así como publicaciones institucionales, como Consumo Aragón, pagada cuatrimestralmente por el departamento de Salud y Consumo. Por cierto, Horeca fue subvencionada con 15.000 euros el mismo día que se dió la subvención al golf. (1) Vamos, que un pellizquito majo se está llevando este señor y su empresa a cuenta del erario. Orduna también edita la revista Golf Rioja y, ya que hablamos de todo un poco, Shackleton A & C también recibe dinero de la Diputación Provincial de Zaragoza por las publicaciones turísticas de Zaragoza la Provincia.

Pero, si seguimos buceando en el mundillo golfista lo que se va encontrando es muchos más personajes del golferío de toda clase en Aragón.

Podemos empezar el paseo hacia el sur y nos encontraremos con la urbanización fantasma de Ciudad Golf Zaragoza, con un sólo edificio donde sobreviven, sin servicios, ni tan siquiera correo, un grupito de vecinos en la localidad de la Muela, paradigma de la burbuja inmobiliaria del Estado Español. La Muela aspiraba a ser la tercera ciudad de Aragón con un crecimiento urbanístico que quería convertir un pueblo de 4.000 habitantes en una ciudad de 45.000.

La urbanización de viviendas protegidas Ciudad Golf, prometía campo de golf, un extraño atractivo para la VPO. A la hora de la verdad tenemos veinte familias en mitad del desierto en compañía de los esqueletos de edificios a medio hacer. (2)

¿Viviendas subvencionadas con campo de golf? Pues si queremos encontrar un excelente ejemplo podemos acudir al despropósito sumo del Ayuntamiento de Zaragoza: Arcosur.

El proyecto urbanístico estrella no tiene aún tan siquiera residentes, no está claro su futuro, ni quién terminará habitando las más de 20.000 viviendas, pero, eso sí, no puede faltar el campo de golf que cuenta con una tímida y solitaria oposición del grupo de IU.

Un campo de golf en la zona más árida de la ciudad, en plena estepa y nadie se inmuta. Pero lo más curioso es que el campo, cuya construcción pagará la junta de compensación de Arcosur, luego será cedido al Ayuntamiento de Zaragoza con lo que la gestión será pública. En el colmo de la desfachatez se vende como un avance que 70 hectáreas de terreno terminen siendo un campo de golf público para un deporte que apenas tiene un puñado de practicantes, mientras muchas instalaciones deportivas zaragozanas presentan serias carencias. Por muy insensato y absurdo que pueda parecer, el proyecto cuenta con la bendición de los futuros vecinos y vecinas. (3)

Pero no es el único ejemplo de mantenimiento de campo de golf con dinero público. Más al sur, se encuentra el Augusta Golf Calatayud, otra tomadura de pelo en la que el consistorio bilbilitano ha tenido que ir invirtiendo cantidades sucesivas de dinero, como los 80.833 euros de 2011 (4), aunque anualmente este gasto se acerca a los 100.000 durante quince años por acuerdo municipal.

Ya en 2008 el campo era inviable económicamente, según se rebeló en varias auditorías, y las urbanizaciones anexas no han terminado de despegar, víctimas del estallido de la burbuja inmobiliaria. Pese a todo, como en muchas otras decisiones políticas, se optó por la huida hacia delante y se invirtieron 330.000 euros en un campo de Pitch & Putt en 2010. (5)

El gasto corriente de la instalación lo asume el consistorio y las viviendas se encuentran a precio de saldo por sus promotores Caja España-Duero. El club de golf nunca ha llegado a pasar de 400 socios y ha generado y generará gastos que en total bien podrían brincar los dos millones de euros, cubiertos por el ayuntamiento y la DPZ. Más o menos la cantidad que tuvo que pedir Calatayud en crédito para pago a proveedores el pasado 14 de mayo. (6)

Pero podemos tirar ahora hacia el Norte de Aragón, al no menos sonado pufo de Margas Golf en Sabiñánigo, de la mano de los hermanos Nozaleda y su empresa Nozar, que terminó con despidos, ERE y cierres temporales, todo esto tras beneficiarse de ayudas públicas y tras protagonizar previamente el sonado destrozo del Balneario de Panticosa.

Los Nozaleda desembarcaron en Aragón cual barco pirata con su empresa Nozar, con palmaditas en la espalda desde las instituciones e incluso como patrocinador de la Expo 2008 en un primer momento, aunque luego se esfumaron convenientemente. Tan queridos eran por las instituciones que se les concedió Medalla al Mérito Turístico por el Gobierno de Aragón “en reconocimiento a su innovadora apuesta por el desarrollo turístico de calidad en el Pirineo Aragonés”. (7)

El turismo de calidad fue en realidad una colección de negocios inmobiliarios catastróficos que, sumados al conjunto de diferentes maniobras especulativas en todo el estado, ha terminado en concurso de acreedores y pufos multimillonarios.

Y ya que hablamos de las Margas, podemos irnos al campo de golf de Badaguás-Jaca, donde Fadesa, socia de Nozar en varios destrozos como el de Panticosa, era una de las que montó otro chanchullete urbanístico que terminó en denuncias, abandono de proyectos y casas a medio hacer que tuvo que dar por buenas el ayuntamiento jaqués...

Pese a todo algunos proyectos absolutamente irracionales, como los tres campos que se querían construir en Benasque, incluyendo el lugar de Alins, donde se tiene que llevar agua con cisternas en verano, han ido quedando de momento aparcados.

Aún así hay que entender que el binomio pirenaico esquí-especulación urbanística se completa con un tercer elemento diseñado para una oferta definitiva conminadora del turismo de masas y la especulación inmobiliaria: el golf.

Y no puedo terminar sin acordarme de ese ejemplo de sostenibilidad que fue la Expo 2008 de Zaragoza y uno de sus sostenibles legados, Las Ranillas Golf. Al menos este campo es privado, como el centro termal, pero instalado en terreno público y puede representar muy bien lo que fue el espíritu de la Expo: vender una imagen sostenible a base de una colección de despropósitos medioambientales.

Para ir concluyendo, el departamento de Economía de la DGA, con el que la asociación golfista suscribió el convenio de los 4.000 eurillos, no supo cifrar el impacto que el golf tiene en la economía de la comunidad. Pese a ello, en el texto publicado en el BOA se asegura que este deporte ha supuesto un "revulsivo" en el desarrollo turístico.

Lo que parece más acertado es hablar de una perfecta excusa para pelotazos de todo tipo y vividores diversos. El impacto económico, de momento, más bien parece que se lo llevan las arcas públicas, que pagan la cuenta. Un golpe perfecto, un hoyo en uno que agranda el agujero que terminamos tapando entre todas y todos.

J.M. Sipla | Para AraInfo

———————————————————————————————————————————————–

(1) Datos que se pueden consultar en el BOA de 29 de agosto de 2012
(2) Heraldo de Aragón http://www.heraldo.es/noticias/zaragoza/la_vida_una_urbanizacion_fantasma.html
(3) El Periódico de Aragón http://www.elperiodicodearagon.com/noticias/aragon/la-junta-defiende-que-campo-de-golf-supondra-un-ahorro_744447.html
(4) Heraldo de Aragón 29-nov-2011 y actas de Pleno Municipal Ayto Calatayud.
(5) Heraldo de Aragón http://www.heraldo.es/noticias/zaragoza/el_ayuntamiento_bilbilitano_gastara_300_000_euros_mini_campo_golf_nuevo.html
(6)Aragón Digital http://www.aragondigital.es/noticia.asp?notid=95109
(7) Boletín Oficial de Aragón DECRETO 79/2003, de 14 de abril

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de nuestra política de cookies, pincha el enlace para más información.

ACEPTAR
Aviso de cookies