A vueltas con el Hospital

Desde que comenzara a hablarse del nuevo hospital de Alcañiz, a finales de 2006, no han dejado de sucederse noticias falsas, comentarios manipulados y rumores malintencionados. Parece que la nula intención de abordar ese nuevo hospital en un plazo de tiempo breve obligaba a buscar excusas, pretextos y culpables, en lugar de decir la verdad a los ciudadanos: el anuncio del nuevo hospital de Alcañiz fue una promesa electoral lanzada muy alegremente, que se vio imposible de cumplir tan pronto surgieron los primeros síntomas de crisis. El Ayuntamiento de Alcañiz, gobernado por IU y PSOE en 2007, inició diligentemente la …

Proyecto del nuevo Hospital de Alcañiz
Proyecto del nuevo Hospital de Alcañiz

Desde que comenzara a hablarse del nuevo hospital de Alcañiz, a finales de 2006, no han dejado de sucederse noticias falsas, comentarios manipulados y rumores malintencionados.

Parece que la nula intención de abordar ese nuevo hospital en un plazo de tiempo breve obligaba a buscar excusas, pretextos y culpables, en lugar de decir la verdad a los ciudadanos: el anuncio del nuevo hospital de Alcañiz fue una promesa electoral lanzada muy alegremente, que se vio imposible de cumplir tan pronto surgieron los primeros síntomas de crisis.

El Ayuntamiento de Alcañiz, gobernado por IU y PSOE en 2007, inició diligentemente la tarea encomendada por el Gobierno de Aragón. Aceptó la ubicación del nuevo hospital, pero por tratarse de terrenos rústicos y de particulares, tuvo que acometer un largo y complicado proceso administrativo para convertirlos en terrenos donde se pudiera edificar y adquirirlos. Al finalizar la legislatura ambos documentos estuvieron aprobados: la modificación del Plan General, y el Proyecto de Expropiación (para ser exactos, este último recibió el visto bueno de la Comisión Provincial apenas 15 días después de la designación de nuevo gobierno local). Por lo tanto, no sólo es injusto sino que es mentira decir que el Ayuntamiento de Alcañiz no cumplió, bien y rápido, su trabajo respecto al nuevo hospital de Alcañiz.

Y mientras tanto, se negoció la forma de conseguir más de un millón de euros para financiar la adquisición de dichos terrenos. Recordemos que el Hospital de Teruel se va a edificar en terrenos propiedad del Gobierno de Aragón. Sería un agravio comparativo intolerable que los alcañizanos tuviéramos que sufragar un coste adicional a los turolenses, más teniendo en cuenta que el hospital dará servicio a una población de unos 80.000 habitantes.

El gobierno de IU-PSOE consideramos, apoyados por el resto de partidos del consistorio, que debíamos recibir financiación extraordinaria de otro lugar, como del Fondo de Inversiones de Teruel. Pero quienes reparten dicho Fondo, ahora en cuestión por el mismo motivo, consideraron prioritarios otros proyectos en 2009 y en 2010.

Finalmente, y tras duras negociaciones, conseguimos que se dieran 400.000€ al Ayuntamiento de Alcañiz para la adquisición de terrenos del hospital, y otros 400.000€ (que se dieron a la Diputación Provincial) para los terrenos de los accesos del hospital. Eso se dijo y eso se publicó entonces.

Si la Diputación Provincial cambió la finalidad de este dinero tendrá que explicar por qué. Más aún cuando en el gobierno de dicha institución había una concejala alcañizana. La obra de la variante norte es importante para nuestra ciudad, pero lo correcto sería que utilizaran otros fondos para ello, y dejaran para el hospital, lo que era para el hospital, obra mucho más prioritaria, a juicio de IU. Es más, lo que entonces se anunció es que sería el Ministerio de Fomento quien colaboraría en el pago de ese tramo de variante norte.

Pero lo que de verdad resulta torpe y rancio es que ahora, todavía, algunos se empeñen en atacar y manipular la verdad sobre este tema, y sobre las gestiones realizadas por un equipo de gobierno, el del Izquierda Unida y el Partido Socialista, que vivieron conjuntamente presiones y dificultades, pero que, también conjuntamente, defendimos nuestra ciudad con la máxima valentía y firmeza.

Del Fondo de Inversiones de Teruel, de cómo se reparte, quién y por qué hablaremos en otro momento.  El Tribunal de Cuentas ya ha denunciado el destino de parte del dinero repartido en estos años: casi cuatro millones de euros en publicidad de Motorland, cuando este fondo está dedicado exclusivamente a inversiones. Muy grave porque mientras se negaba uno al hospital. De esto deberían dar cuenta ahora quienes estaban al frente de estas instituciones y repartieron el dinero, en lugar de criticar a quienes hacíamos nuestro trabajo.

Lamentable que sigan buscándose excusas, pretextos y culpables en lugar de comenzar, cuanto antes, el nuevo Hospital de Alcañiz.

Amor Pascual Carceller (Coordinadora Intercomarcal de Izquierda Unida Teruel)

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de nuestra política de cookies, pincha el enlace para más información.

ACEPTAR
Aviso de cookies