22M: Razones ecologistas por la Dignidad

El 22 de marzo confluyen en Madrid las Marchas por la Dignidad bajo los lemas “no al pago de la deuda”, “ni un recorte más”, “fuera los gobiernos de la troika” y “pan, trabajo y techo para todos y todas”. Ecologistas en Acción se encuentra entre los colectivos que lanzaron la convocatoria y participa en la movilización en distintos territorios, pues entiende que los ejes de lucha que la articulan son centrales para enfrentar la fuerte crisis socioambiental actual. Para Ecologistas la deuda está siendo una de los principales mecanismos para expoliar aún más el patrimonio natural. "Obliga a que …

Ecologistas en Acción apoya las marchas que ya han salido de diferentes puntos para confluir en Madrid el 22 de marzo y señala que los ejes de la convocatoria son centrales para enfrentar la crisis socioambiental. Foto: Marchas por la Dignidad en Aragón
Ecologistas en Acción apoya las marchas que ya han salido de diferentes puntos para confluir en Madrid el 22 de marzo y señala que los ejes de la convocatoria son centrales para enfrentar la crisis socioambiental. Foto: Marchas por la Dignidad en Aragón
Ecologistas en Acción apoya las marchas que ya han salido de diferentes puntos para confluir en Madrid el 22 de marzo y señala que los ejes de la convocatoria son centrales para enfrentar la crisis socioambiental. Foto: Marchas por la Dignidad en Aragón

El 22 de marzo confluyen en Madrid las Marchas por la Dignidad bajo los lemas “no al pago de la deuda”, “ni un recorte más”, “fuera los gobiernos de la troika” y “pan, trabajo y techo para todos y todas”. Ecologistas en Acción se encuentra entre los colectivos que lanzaron la convocatoria y participa en la movilización en distintos territorios, pues entiende que los ejes de lucha que la articulan son centrales para enfrentar la fuerte crisis socioambiental actual.

Para Ecologistas la deuda está siendo una de los principales mecanismos para expoliar aún más el patrimonio natural. "Obliga a que el sistema crezca de manera continuada para intentar satisfacer su devolución, pero este crecimiento solo se puede sostener gracias a un consumo creciente de materia y energía. Además, se recurre a la privatización del entorno para, entre otras cosas, afrontar una deuda impagable. La reforma de la Ley de Costas y la creación de bancos de conservación son ejemplo de esa privatización a favor del negocio".

Los recortes también afectan a las partidas dedicadas a la conservación de la naturaleza. "Esto no es baladí, pues nuestra calidad de vida está directamente ligada al estado de los ríos, el aire y el suelo. Recortes en prevención de incendios forestales, en vigilancia de espacios naturales y, en general, en políticas de biodiversidad, acabarán pasando factura", explica la organización ecologista. "Además -continúa-, la imprescindible reconversión hacia una economía ecológica también necesita de fondos, por ejemplo de incentivo a las energías renovables y no de recorte en su promoción, como están haciendo los últimos gobiernos".

El tercer lema se refiere a la Troika, "el brazo político de los mercados”. El grupo de decisión formado por la Comisión Europea, el Banco Central Europeo y el Fondo Monetario Internacional "está siendo el encargado de imponer las políticas de recortes que requieren los mercados financieros a espaldas de las necesidades de las personas y del planeta. Y así, se intenta poner peajes a todo, desde el agua que bebemos al sol que nos da energía", denuncia Ecologistas.

"Pan, trabajo y techo, repartidos de manera equitativa, son esenciales para avanzar hacia una sociedad en paz con el planeta. Y para ello es necesario fomentar un mundo rural vivo -frente a las privatización de bienes comunes que llega con la Ley Montoro y otras medidas que lo impiden-; apostar por la economía local y la agroecología -en vez de repetir el mantra del consumo desmesurado y globalizado-; invertir en la rehabilitación de viviendas con criterios ecológicos -y no sostener un entramado urbanístico sobredimensionado e insostenible con fondos públicos como los que nutren en SAREB-. Es preciso además que se tenga en cuenta el trabajo de los cuidados, necesario en la sociedad para conseguir espacios de vida dignos y alimentación adecuada", concluye.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de nuestra política de cookies, pincha el enlace para más información.

ACEPTAR
Aviso de cookies