#Grecia  Mundo

Más rescate para Grecia

Alexis Tsipras trató de anunciar a los griegos positivamente la ampliación para cuatro meses del rescate económico. Lo que conlleva aceptar a la troika como interlocutor, así como unas condiciones que hace poco tiempo eran rotundamente rechazadas.
| 22 febrero, 2015 07.02
71b71d8333dc6aa029e964509776ae4ab9202d56

Luis de Guindos y Yanis Varoufakis en la reunión del Eurogrupo del pasado viernes.

Resultaba sorprendente escuchar a Alexis Tsipras dirigirse a las griegas en términos bélicos y victoriosos para anunciarles la prórroga, para cuatro meses más, del rescate económico. “En efecto, se anula la austeridad… En pocos días hemos logrado mucho, pero tenemos un largo camino. Hemos dado un paso decisivo para cambiar de rumbo dentro de la eurozona. Ahora, las negociaciones entran en una fase nueva y eficaz” anunciaba Tsipras en su declaración tras la reunión la noche del viernes en el Eurogrupo.

¿Por qué nos venden capitulación por victoria? Probablemente porque esta sea la opción económica más beneficiosa para los griegos de todas las que el Eurogrupo esté dispuesto a ofrecer al ejecutivo de Tsipras. Sin duda una opción menos rígida que la que el “poli malo” alemán quiere imponerles. El gobierno heleno ha elegido la oferta del “poli menos malo”.

Una oferta que acarrea diversos grados de aceptaciones. Trae de nuevo la troika, aquella que hábilmente eliminó del lenguaje el ministro Varoufakis, pero solo del lenguaje. En el documento emitido por el Eurogrupo se puede leer “acordamos que el FMI continuará desempeñando su papel”. Lo que sin duda nos aleja de aquellas primeras declaraciones en las que desde el recién elegido gobierno griego se aseguraba que el rescate estaba “muerto” y la troika “superada”.

Desde el miércoles el gobierno de Tsipras anunció que negociaría una ampliación del crédito, que no del rescate, sin embargo, parece que la frontera entre crédito y rescate se pierde entre el intrincado lenguaje de los productos financieros.

Grecia quería disponer del dinero negociado a través del Fondo de Estabilización Financiera Helénica (HFSF) durante el período de prórroga, de modo que hubiera sido posible su uso fuera del sector bancario. Sin embargo, este término ha sido negado y los bonos volverán al Fondo Europeo de Estabilidad Financiera (FEEF), es decir, seguirán estando disponibles para cualquier necesidad de recapitalización bancaria.

A todas luces, lo tratado este viernes en el Eurogrupo, parece una derrota, del gobierno Syriza, que va a continuar a merced de los dictados de Bruselas. “Las autoridades griegas se han comprometido a garantizar el superávit fiscal y financiar los ingresos necesarios para garantizar la sostenibilidad de la deuda de acuerdo con la declaración del Eurogrupo 11/2012” dice explícitamente el documento emitido por el Eurogrupo.

El mismo documento afirma que “las autoridades griegas han expresado su firme compromiso con un proceso de reforma estructural más amplio y profundo dirigido a mejorar de forma duradera las perspectivas de crecimiento y de empleo, garantizar la estabilidad y la capacidad de recuperación del sector financiero y la mejora de la equidad social” lo que es parte del programa electoral de Syriza, y prosigue diciendo en este sentido que “las autoridades se comprometen a implementar las reformas pendientes desde hace tiempo para combatir la corrupción y la evasión fiscal, y mejorar la eficiencia del sector público. En este contexto, las autoridades griegas se comprometen a hacer el mejor uso de la continuidad de la prestación de asistencia técnica”, lo que podría encajarse dentro de un acuerdo sin vencedores ni vencidos.

En el párrafo siguiente el Eurogrupo deja bien claro que es lo que va a suceder con la deuda griega: “Las autoridades griegas reiteran su compromiso inequívoco de cumplir sus obligaciones financieras con todos sus acreedores completamente y a tiempo”. Una posibilidad que continúa dejando a Grecia en el fondo de un abismo de deuda que sigue siendo, pese a las negociaciones, inasumible.

Salvada la posible bancarrota del 1 de Marzo, el gobierno de Tsipras tiene claro qué ha conseguido. “Ganamos tiempo”, declaraba el portavoz del gobierno Gabriel Sakellaridis. Parece que la aceptación de este acuerdo está también vinculada a una fuga de capitales que se ha acelerado en los últimos días.

Aún así, cuatro meses pasan muy rápido y la presión a la que está siendo sometido el gobierno Syriza muy grande. Existen muchas posibilidades de que nos encontremos ante un escenario que probablemente se repita a finales de mayo.

Yanis Varoufakis declaraba a la salida de la reunión que este acuerdo debía calmar a los ahorradores, consciente de la necesidad de parar una posibilidad que desde distintos sectores venía alimentándose hace tiempo. «Está bastante claro que la razón por la que teníamos una huida de capital es porque todos los días, incluso antes de que fuéramos elegidos, a los griegos se les decía que si éramos elegidos y nos hospedamos en el poder durante más de unos pocos días, los cajeros automáticos dejarían de funcionar.»

Por el momento, el gobierno griego trabajará contra reloj todo el fin de semana, para presentar en Bruselas este lunes el pliego de primeras medidas en base a este nuevo acuerdo. Unas medidas que deberán ser aceptadas por Unión Europea (UE), Banco Central Europeo (BCE) y Fondo Monetario Internacional (FMI), la famosa troika que parecía haber eliminado de las negociaciones Varoufakis.

La situación en la que se encuentra el ejecutivo de Tsipras es realmente complicada. El lunes presentarán unas medidas que deben ser aceptadas para concederse esta prórroga, pero que además deben ser vendidas como beneficiosas en Grecia, de lo contrario comenzará a perder la confianza de unos votantes que han reclamado en las urnas mano dura y pueden empezar a notar en su elegido cierto ablandamiento.

22 febrero, 2015

Autor/Autora

Redactor. Integrante del Consello d’AraInfo. @maconejos


Twitter
Facebook

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

CERRAR