Marciano Sánchez: “Buscar a los enfermos menos complicados y no atender a los que no lo son es donde está la mayor rentabilidad de los centros sanitarios privados”

El pasado día 20 de diciembre se realizó en la Biblioteca Aragón de Zaragoza en un acto de Ateneo Republicano junto con Asociación por la Defensa de la Sanidad Pública de Aragón, la presentación del libro “Privatización Sanitaria. Análisis y alternativas”. Hablamos con su coordinador, el doctor Marciano Sánchez Bayle.

los
Marciano Sánchez. Foto: Iker González Izagirre.

Libro realizado por diferentes autores/as que pertenecen a la Federación de Asociaciones en Defensa de la Sanidad Pública y que ha coordinado el Dr. Marciano Sánchez Bayle. Además de esta presentación nos habló de” la ILP medicamentos a precio justo”, campaña en la que están implicadas diferentes asociaciones y que iniciaremos también en Aragón. Fue el Dr. Sánchez Bayle quien hizo la presentación. Fue un acto en el que el público salió contento y muy sensibilizado frente a los problemas actuales de la sanidad y con la firmeza de que hay que defender “la Sanidad Pública”.

Esta debe ser una de “las marcas España” que si merece divulgar y defenderla, pero eso si su defensa debe ser por una sanidad pública para todas las personas sin exclusividades, sin privatizaciones reales o encubiertas y por supuesto de calidad. Una de las marcas donde las listas de espera no se solucionen financiando desde lo público a empresas sanitarias privadas.

¿Cuáles son las consecuencias de la privatización o privatizaciones sanitarias?

Digamos que básicamente 3: aumentan los costes de manera muy importante; empeoran la calidad asistencial y producen un deterioro de los centros públicos, precisamente porque el sector privado se come una parte cada vez mayor del presupuesto. Ahora hay otros problemas añadidos como el fomento de la corrupción y/o las corruptelas, y la pérdida de los poderes públicos de su capacidad de control y planificación de los recursos necesarios para la asistencia sanitaria.

Tiene que ver con esto la existencia de enfermos/as rentables y no rentables, ¿realmente hay personas enfermas rentables?

Empecemos por el final, para las empresas sí hay enfermos rentables y otros que no lo son. Un ejemplo, operar de apendicitis a una persona joven y sana es bastante barato porque tendrá una estancia corta y no presentara complicaciones. Hacerlo a una que tiene 80 años, es diabética e hipertensa es mucho mas costoso y problemático. Buscar a los enfermos menos complicados y no atender a los que no lo son es lo que se conoce como selección de riesgos y es donde esta la mayor rentabilidad de los seguros y centros sanitarios privados, y puede hacerse de muchas maneras y muy sofisticadas. Hace tiempo que un estudio en USA señalaba que el 50% de la población consumía el 3% del gasto sanitario mientras el 10% mas enfermo era responsable del 70% del gasto, la rentabilidad esta en identificar a este ultimo grupo y conseguir derivarle hacia la Sanidad Pública.

¿Están bien utilizados los recursos del sistema sanitario público? Más concretamente me refiero a las derivaciones que se hacen a centros privados, mientras se cierran camas en la sanidad pública. De la misma manera hay servicios que pudiendo funcionar mañana y tarde no se hace, pero cuando si se realiza es pagando las famosas peonadas. Es el caso de los quirófanos por ejemplo.

Yo creo que está claro que existe un deterioro intencionado de los centros públicos para favorecer al sector privado. Ahí están los cierres de camas un buen ejemplo (en Madrid cada vez que se abría un centro privado se cerraban camas y se disminuía el personal de los públicos). No parece razonable que los recursos públicos no se utilicen de manera intensiva mientras se derivan enfermos hacia el sector privado.

Hoy tenemos algunos aspectos que nos preocupan y muy especialmente a la ciudadanía son las famosas “Listas de Espera”, ¿por qué se producen y que soluciones ve para disminuirlas o acabar con ellas?

En realidad es un fenómeno bastante complejo en el que interviene todo el sistema sanitario, desde la falta de capacidad de la Atención Primaria (AP) para resolver los problemas de salud de la población (pocos profesionales, demoras, etc), la inadecuación de las derivaciones y la utilización de los recursos tecnológicos, los recortes de personal y el cierre de camas, etc. Como problema complejo no tiene soluciones simples porque precisan de intervenciones en todo el sistema, pero yo creo que seria fundamental mejorar la capacidad de resolución de la AP, y la utilización intensiva de los recursos de la Sanidad Pública (camas, tecnología, etc).

Siguiendo en esta línea, sabemos que hay personas que abandonan tratamientos médicos por no poder pagar su costo. Esto tiene que ver con “los copagos”, ¿son imprescindibles?

Claramente no porque penalizan a las personas más enfermas y más pobres, justamente a las que más necesitan del sistema sanitario. Los copagos producen verdaderas exclusiones de la asistencia sanitaria, en 2018 se calcula que 1,4 millones de personas no retiraron medicamentos prescritos porque no podían pagarlos. Hay que revertir el sistema implantado por el RDL 16/2012.

Según vemos continuamente en medios de comunicación hay un crecimiento de seguros privados. ¿Por qué se produce y qué podemos hacer para invertir esta tendencia?

Se produce sobre todo por las prolongadas listas de espera que expulsan a la población de la Sanidad Pública, y hay que ser conscientes de que estos seguros tienen mucha “letra pequeña” que la gente descubre cuando los necesita. Sobre todo hay que garantizar una Sanidad Pública de calidad con unos tiempos de acceso adecuados.

Un puntal de nuestra sanidad pública es la Atención Primaria, ¿esto sigue siendo así o más bien está deteriorándose o como decimos por aquí está de capa caída?

Por supuesto la AP es fundamental, y en general es muy envidiada en casi todos los países del mundo. No obstante ha sido muy penalizada por los recortes y ha sufrido una pérdida importante en cuanto al personal y a su capacidad de resolución. Un 24% de las personas que pedían cita en medicina de familia en 2018 la obtenían con más de 6 días de demora, una vergüenza. Es fundamental mejorar sus recursos profesionales, especialmente en enfermería, acabar con las demoras (más de un 90% deberían recibir cita en 48 horas), recuperar la prevención y promoción, la atención domiciliaria y la participación ciudadana.

Como profesional también me preocupa y nos preocupa algunas cuestiones específicas como son la cobertura de plantillas y la dedicación exclusiva, ¿qué piensa, es parte de la solución o no es necesario y podemos seguir igual?

Es evidente que necesitamos recuperar las plantillas que se perdieron con los recortes y también separar claramente lo público de lo privado mediante la dedicación exclusiva de los profesionales porque la situación actual de muchos que compagina la Sanidad Pública con el sector privado crea muchos problemas de competencia desleal y de infrautilización.

Y ya para terminar ¿hay alternativas a todo esto o más bien nos tenemos que conformar?

El conformismo es lo peor que puede suceder porque las cosas irán necesariamente a peor ya que la codicia de las empresas es insaciable. Hay que movilizarse y exigir en todos los ámbitos (en la calle, en la academia, en la formación, en los medios, en las instituciones, etc) una Sanidad Pública de calidad para toda la población porque al fin y al cabo lo que queremos es el compromiso solidario de las personas más sanas y con más recursos económicos para aquellos que tienen más problemas de salud y menos recursos. La Sanidad Pública es la clave de la solidaridad social y de la lucha contra las desigualdades, pero también de una sociedad democrática que tiene que ser justa y sin exclusiones. No se puede ser pesimista, en España se ha demostrado que la mayoría de la población y de los profesionales apuestan por la Sanidad Pública que en última instancia es hacerlo por la salud de todas las personas.

Autor/Autora

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de nuestra política de cookies, pincha el enlace para más información.

ACEPTAR
Aviso de cookies