Altavoz

La sangre está asegurada y la impunidad también

NNUU emitió hace semanas un informe sobre las masacres perpetradas desde el 30 de marzo de 2018: soldados y francotiradores israelíes dispararon sobre palestinos desarmados que se manifestaban en Gaza por la liberación de los presos y por el derecho de sus familias a retornar a sus hogares originales (Resolución 194 AG NNUU). Más de...
| 27 marzo, 2019 18.03
La sangre está asegurada y la impunidad también
El periodista Yaser Murtaja ha sido una de las víctimas del fuego israelí.

NNUU emitió hace semanas un informe sobre las masacres perpetradas desde el 30 de marzo de 2018: soldados y francotiradores israelíes dispararon sobre palestinos desarmados que se manifestaban en Gaza por la liberación de los presos y por el derecho de sus familias a retornar a sus hogares originales (Resolución 194 AG NNUU).

Más de 200 personas fueron asesinadas y 18.000 acabaron heridas. El informe recoge 189 casos. Los disparos habían sido realizados deliberadamente y apuntando al objetivo. Entre los cadáveres hay periodistas, sanitarios y niños. Conclusión preliminar: crímenes de guerra. Otra vez. Mil veces. Según Israel, los manifestantes eran de Hamás, Hamás es “terrorista” y la investigación es “absurda, hostil, falaz y parcial”.

El próximo 30 de marzo tendrá lugar otra Gran Marcha por el Retorno. Hoy, miércoles 27, las FOI han asesinado a Sajid Mezher, voluntario paramédico palestino de 17 años, en el campo de refugiados de Deheisheh (Belén). Ayer martes, aviones de guerra atacaron 5 edificios, 7 puestos de la resistencia, 2 puntos de observación, 8 granjas, 2 grupos de personas y el puerto de Khanyounis en Gaza. Siete heridos. En Cisjordania, 9 manifestantes fueron detenidos. La casa de la familia de Omar Abu Laila fue demolida en Salfit.

El lunes 25, aviones de guerra israelíes bombardearon la oficina de Ismail Haniyah, la casa del director general de Inteligencia, el edificio de Almultazem y el edificio de Seguridad Interna en Gaza. Ese mismo día, EEUU reconocía los Altos del Golán como territorio israelí.

Trump firmó el reconocimiento de la soberanía del Estado judío sobre la zona de Siria ocupada desde 1967, e Israel cerró los pasos de Erez y Karm Abu Salem. La decisión ya había sido anunciada tres días antes, y de ahí las protestas y las víctimas del ejército ocupante. En Beit Hanoun los heridos se cuentan por decenas.

El domingo 24 fue asesinado Habib Al-Masri, de 24 años, durante las protestas junto a la valla perimetral de Gaza. 12 personas fueron detenidas en Cisjordania. El sábado, un drone israelí dejó 3 heridos de gravedad en Al-Buraij – Gaza.

El viernes 22, Nedal Shatat de Al-Mughraqa y Jehad Hararah from Al-Shuja’ea fueron asesinados por disparos de soldados israelíes durante las protestas en Gaza. 55 personas acabaron heridas por munición real y bombas lacrimógenas.

El jueves 21, 7 manifestantes heridos por las FOI en Gaza. El 20, Ahmed Manasrah fue asesinado cerca de Belén por las fuerzas de ocupación israelíes mientras ayudaba a varias personas heridas en un checkpoint militar israelí. Raed Hamdan y Zaid Nouri también fueron asesinados a sangre fría por las FOI en Nablús. Cientos de personas despidieron a los tres mártires.

Un día antes, en Cisjordania, Omar Abu Laila, de 19 años, había sido asesinado en una operación de campo por las FOI gracias a la “coordinación de seguridad” entre Israel y la ANP. Ese mismo día, 13 palestinos eran heridos por soldados del ejército sionista en el Ramallah.

Aviones, sirenas, bombardeos, fuego, ruinas, cadáveres. Mientras tanto, los colonos sionistas protestan contra su gobierno cada vez que el ejército se toma un descanso y para de matar. Y así todo el rato. Desde 1948, por así decir. Y cuando no es así es porque los cadáveres se cuentan por decenas. O centenares. O miles. Cada poco tiempo. Como mucho, cada fiesta electoral en Israel.

Y en eso estamos: el 9 de abril, 10 días después de que el Pueblo palestino vuelva a manifestarse en masa, la población del estado sionista de Israel elegirá qué criminal ocupará el siguiente sillón presidencial. Como siempre y hasta entonces, la carne de palestino será la materia prima más valiosa en la competición.

En diciembre, qué casualidad que fuese nada más anunciar las elecciones anticipadas, Netanyahu se reunió con los colonos judíos de la Cisjordania ocupada. Según la televisión israelí, más de la mitad del electorado no quiere que Netanyahu gane, pero las encuestas pronostican otra victoria de la derecha ultranacionalista en coalición con los partidos religiosos. Y en Israel la izquierda se llama Unión Sionista, así que… la sangre está asegurada.

Mientras tanto, la gran madre de todos los criminales fuerza su maquinaria. Jared Kushner (el yerno de Trump) y Jason Greenblatt (representante especial de EEUU para el proceso de paz) trabajan duro para cerrar un acuerdo de miles de millones de dólares con la flor y nata de los sátrapas de la zona (Arabía Saudí a la cabeza) y acabar con la limpieza étnica en el futuro “Gran Israel”.

Más noticias en primavera… y ya es primavera: la sangre está asegurada. Como explica Robert Fisk, “es la primera vez en la historia árabe moderna – también en la musulmana – que EEUU construye y prepara sus sobornos ANTES de tener la aprobación de los supuestos sobornados; antes incluso de decir a los palestinos y a otros árabes qué tienen que hacer para meter sus manos en el botín”.

En hermosa y solidaria contraprestación fascista, Israel aparece en primer plano, apoyando a sus socios y ondeando su bandera donde sea necesario,con Bolsonaro en Brasil o junto a cualquiera de sus clones.

Dando cobertura, como siempre, a cada paso del sionismo, en el reino de España vemos alinearse a las fuerzas políticas, cada una en su papel: la derecha o el extremo centro alaban un “ejemplo de democracia” (el héroe Aznar y sus descendencias); la socialdemocracia reconoce al “estado judío” (Trinidad Jiménez, no te olvidamos) y una izquierda presunta se traga complaciente la farsa de los “dos estados”.

¡Hasta David Friedman, el embajador de EEUU que apoya el robo de tierra en Cisjordania, pide “una solución de dos estados”!

Pero lo que nos faltaba por ver es el strip-tease del lobby cultural sionista. Llevamos años denunciando la complicidad y la colaboración activa con Israel de distintas instituciones del Estado español a todo nivel, también en Aragón. La cultura judía y los patrimonios históricos han sido siempre utilizados como herramienta espuria con fines de blanqueo, muy especialmente en Aragón. Lo que aún no había ocurrido es que entidades comoAmistad Judeo Aragonesa y Sefarad Aragón salieran del armario para dar su apoyo explícito a los criminales vivos más crueles del planeta. Fijaos qué bonita convocatoria:

Concentración. Sábado 16 marzo 2019. 18:00 – Plaza España. Escaleras DPZ Zaragoza. NO al AntiSemismo, AntiSionismo, AntiIsraelismo. No al BDS. Amistad Judeo Aragonesa y Sefarad Aragón nos unimos a la convocatoria de la Organización Sionista Mundial

Y como la mejor defensa es un buen ataque, el arma vuelve a ser la criminalización de la solidaridad: la Organización Sionista Mundial promueve una campaña de propaganda con la excusa de los ataques nazis para señalar a quien se solidarice con la Causa Palestina y Amistad Judeo Aragonesa y Sefarad Aragón se ponen en fila. Fin de la coartada cultural: ahora el lema es “viva el crimen”.

¿“No al Anti-Semismo”? Es el clásico y patético argumento al que no vale la pena responder.

¿”No al Anti-Israelismo”? Cada día que Israel siga matando, torturando, ocupando y robando, lo justo será decir “Israel asesino, torturador, ocupante y ladrón”.

¿“No al Anti-Sionismo”? Desde el día que el sionismo fue definido como racismo por NNUU, hasta las inútiles NNUU lo están diciendo.

¿“No al BDS”? No esperarán que se nos obligue por ley a comprar productos fabricados con la sangre de Palestina… ¿verdad? No creerán que pueden permitirse el lujo de atar de manos las iniciativas de la sociedad civil mundial para hacer todo lo que está en su mano por cumplir con el mandato legal que el Derecho Internacional impone a sus estados y sus estados ignoran de la forma más vergonzosa imaginable… ¿verdad?

Son los criminales vivos más crueles del planeta, los socios de los criminales vivos más crueles del planeta y los perros de los criminales vivos más crueles del planeta. Para la próxima campaña les proponemos un eslogan más eficaz:

“¡NO AL ANTIRRACISMO! ¡NO A LA PAZ! ¡NO A LA SOLIDARIDAD! ¡NO A LA JUSTICIA! ¡NO A LOS NAZIS, QUE PARA COMETER Y JUSTIFICAR BARBARIDADES RACISTAS YA ESTAMOS LOS SIONISTAS! ¡POR ALGO LLEVAMOS 80 AÑOS DEMOSTRÁNDOLO!”

El estado de Israel nace de un crimen, vive del crimen y solo se mantiene sobre el crimen. Mientras pueda seguir operando a un libre albedrío que salpica cada rincón de los parlamentos, patronatos, universidades, auditorios, supermercados y agencias de viajes en el Reino, en Aragón, en Zaragoza, en Tarazona o en Calatayud o donde sea, la sangre estará asegurada.

Nuestra posición también. Con el Pueblo Palestino, sus derechos, su resistencia, su supervivencia y su dignidad.

27 marzo, 2019

Autor/Autora


Twitter
Facebook

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

CERRAR