Ganar Teruel reclama agilidad en los acuerdos sobre la limpieza de barrios rurales y la barredora prevista

El Portavoz de la formación recuerda que la Barredora fue aprobada en los remanentes municipales y a propuesta suya se acordó limpiar los barrios rurales de forma periódica cada 15 días

El concejal de Ganar-IU, Nicolás López, en el barrio de San Blas. Foto: Ganar Teruel-IU.

El Grupo municipal Ganar Teruel–IU ha hecho públicas sus dudas con el ejecutivo local a la hora de ejecutar los más de 2,2 millones de euros de remanentes de los que dispone el consistorio. Una de sus principales quejas versa sobre la demora en la adquisición de una barredora de arrastre para el Servicio Municipal de Limpieza con destino en exclusiva a los barrios rurales de la capital.

En la sesión de Junta de Gobierno Local celebrada el pasado 14 de julio se aprobó el expediente de suministro de esta nueva máquina, tan demandada por la vecindad de los barrios pedáneos, de la cual todavía no hay noticias.

En esta línea, Ganar Teruel presentó en el pleno del pasado mes de marzo una propuesta para que los barrios rurales cuenten con una limpieza periódica de sus calles. Tal y como los vecinos y vecinas de distintos barrios pedáneos trasladaron a la formación, en la actualidad ese servicio solo es prestado bajo demanda, es decir, cuando un alcalde pedáneo solicita una brigada de limpieza.  Además, la moción también recogía que esta actuación debe ser atendida a la máxima brevedad posible y ejecutarse de cara al ejercicio presupuestario del año 2022. Pese a ser aprobada en su momento, seis meses después los barrios pedáneos siguen sin contar con este servicio de limpieza periódico.

Para el portavoz del grupo, Nicolás López, "esta demora solo pone de manifiesto el abandono sistemático que tienen con los barrios pedáneos. Es solo un ejemplo más de la desigualdad que existe, en términos de servicios entre los habitantes que vivimos en la capital con los de los barrios rurales".

Estas dos propuestas relacionan los servicios de limpieza demandados por sus habitantes y aprobados en el ayuntamiento, frente a los que realmente se están prestando en estos momentos. Urge que poco a poco estos se vayan equiparando a los de la ciudad y la limpieza viaria y de las calles es fundamental que se aborde según la formación.

Así mismo, Ganar Teruel también ha querido recalcar su compromiso con la vecindad de los barrios rurales, esta vez a través de una propuesta de modificación de ordenanzas fiscales. Proponían una rebaja de las tasas de los servicios de deportes del ayuntamiento para los y las habitantes que viviesen en los barrios pedáneos. Argumentan que el acceso de estas personas supone un agravio comparativo al tener que desplazarse hasta la ciudad para poder utilizar estos servicios, más si cabe, cuando el servicio de autobuses con estos barrios es tan deficiente.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de nuestra política de cookies, pincha el enlace para más información.

ACEPTAR
Aviso de cookies