Ganar Teruel critica el estado de abandono en el que se encuentra la ribera del Turia

Acusan la situación de deterioro a la mala gestión y la falta de planificación después de una inversión de más de 700.000 euros en reacondicionamiento el entorno

Banco en la ribera del río Turia
Banco en la ribera del río Turia | Foto: Ganar Teruel

Tras la actuación que se realizó en la ribera del Turia por parte del Ayuntamiento de Teruel, una actuación que desde Ganar Teruel ya fue criticada por la polémica tala masiva que se efectuó en la zona, el estado en el que se encuentra actualmente la rivera sigue, según la formación, “con los mismos problemas que ya adolecía anteriormente”. Esta tala de árboles y cañizos vino precedida por la falta de planificación en la gestión del arbolado y por un déficit de mantenimiento, sostienen desde Ganar.

Así mismo, el grupo municipal ha trasladado que, tras una inversión de más de 700.000 euros, la mala ejecución y falta de mantenimiento por parte del Ayuntamiento ha provocado que el estado del nuevo arbolado y de varias zonas, siga siendo muy deficitario. Argumentan que, durante estos meses, desde que se realizó la actuación hasta el presente, el nulo mantenimiento, la falta de alcorques para los árboles y una importante sequía que no ha sido suplida por riegos en la zona, ha dado como resultado que muchos de los árboles replantados se encuentren secos y por tanto “es probable que no vayan a arraigar este presente año y necesiten de una sustitución".

Además de este déficit de cuidado en el arbolado, desde Ganar Teruel añaden la situación de abandono del mobiliario urbano instalado en la zona, así como en las vallas que separan los caminos del propio río. También han querido remarcar que la falta de mantenimiento y planificación en la gestión de las zonas verdes se extiende por toda la ciudad.

El portavoz del grupo municipal, Nicolás López, explicaba que “es fácil encontrar árboles secos y en deterioro en muchos espacios de Teruel, incluso en zonas nuevas como el Parque del Polígono Sur. Si a esto sumamos las talas indiscriminadas en calles como la de San Vicente Paul, podemos convenir que el problema en el mantenimiento es estructural y pone de manifiesto que los recursos que se destinan a ello son insuficientes”. A lo que López añadía: “De nada sirve gastar dinero en grandes obras si después el Ayuntamiento no es capaz de mantener en condiciones nada de lo que se hace”.

Además del mantenimiento en la zona, reclaman que se instalen puntos de sombra en el parque para mascotas que se abrió hace unos meses en la propia ribera. Aseguran que la ausencia de elementos que proporcionen cobijo ha impedido que, durante los meses estivales, salvo cuando ya caía el sol, se pudiese utilizar de forma asidua por los vecinos y vecinas de Teruel que se acercaban a pasear por el lugar con sus mascotas. Solicitan también que los puntos en los que las vallas están deterioradas sean reparados a la mayor brevedad posible dado el peligro que esto implica.

Por último, destacan que cuando se realice un replante de los ejemplares que tienen que sustituirse, deberán realizarse los alcorques no solo de los que se planten nuevamente, sino que es recomendable realizar los de los ejemplares que fueron replantados en la actuación principal pero que no cuentan con ellos en la actualidad.

Autor/Autora

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de nuestra política de cookies, pincha el enlace para más información.

ACEPTAR
Aviso de cookies