Altavoz

Lestonnac para uso social ¡¡Torrero en pie!!

Artículo publicado por el Colectivo L´Astral, de la República Independiente de Torrero, en su revista nº 69
| 26 marzo, 2016 07.03
Lestonnac para uso social ¡¡Torrero en pie!!
Fachada del viejo colegio Lestonnac en Torrero. Foto: AV Venecia

¡Ya estamos otra vez! De nuevo otro proyecto que huele a especulación, a pelotazo, nos amenaza con hacerse realidad. Es el espacio del antiguo colegio de Lestonnac que, tras varios intentos fallidos de recalificación del suelo, ahora vuelve con fuerza por iniciativa del dueño del terreno, Montessori, y el apoyo inestimable del PP, PSOE y C´s.

Se pretende transformar un uso educativo en superficie comercial… Como si no tuviéramos bastante ya con Puerto Venecia, la mayor superficie de comercio del país, y puede que de Europa, a un tiro de piedra. Con este posicionamiento las asociaciones vecinales y colectivos del barrio no están de acuerdo y se han coordinado para presentar batalla… Animamos a todos los vecinos y vecinas a pelear y a ganarla.

Elogios al Colegio Lestonnac de Torrero

(Extracto de una carta que mandó a los medios el profesor y amigo, Mariano Mérida)

El colegio Lestonnac se cerró hace unos diez años después de funcionar cuarenta años como centro escolar de infantil, primaria y secundaria. La titularidad del centro fue de la Compañía de María que regenta otro colegio en Zaragoza, en la calle Bilbao, al lado de la Plaza de Aragón.

El de Torrero, se permitió construir en suelo no urbanizable a finales de los años 60, debido a la necesidad de escolarizar a los hijos de la clase trabajadora emigrante, que fue ocupando los barrios de la ciudad en los años 50 y 60. Desde sus inicios, una seña de identidad fue abrirse e integrarse con las necesidades sociales del barrio trabajando codo con codo no solo con la parroquia, lo cual sería lógico por el carácter religioso de las monjas que tenían la titularidad del centro, sino también con las asociaciones vecinales, deportivas y culturales del barrio. En la época de la dictadura, el centro estuvo abierto a aquellos colectivos sindicales y políticos que no tenían la posibilidad de reunirse libremente.

Posteriormente se apoyaron en el barrio reivindicaciones tan significativas, como el cambio del trazado del tercer cinturón, para que no afectara muy significativamente a los Pinares de Venecia, o la recuperación del Canal como un parque lineal. Fue también de los cuatro primeros centros de la ciudad que se acogió a programas de ayudas para alumnos con necesidades educativas especiales. También, de los primeros que tuvieron huerto escolar que siempre contó con la participación de los padres en su mantenimiento. Se cuidaba especialmente la participación de la comunidad educativa. En el desarrollo de la actividad escolar los alumnos colaboraban con espíritu crítico y asambleario potenciando el trabajo en grupo y todo ello tratando de crear un clima de alegría y buen compañerismo.

La apertura del centro era tal, que llevó a que acudieran no solo hijos de familias cristianas sino también el de otras muchas familias que no tenían creencias religiosas. El respeto de unos y otros fue total, tan es así que las celebraciones religiosas que se tenían, acudían la casi totalidad de los alumnos y alumnas ya que lo que se transmitía
fundamentalmente eran valores universales de justicia, solidaridad y fraternidad.

Durante muchos años se hicieron intercambios con escolares franceses y ya en los últimos años, con ingleses. Se participó en programas Comenius y se estuvo abierto a nuevas experiencias y realidades. Todas las fiestas del colegio, festivales y obras de teatro estaban abiertas al barrio…

…Pero en 1999 todo cambió. La nueva Provincial de la Compañía de María solicitó, en la revisión del Plan General de Ordenación Urbana, la recalificación del suelo del Colegio para dedicarlo a construcción de viviendas. Pretendían apoyar de esta forma las múltiples labores de beneficencia que, según ellas, llevaban en la ciudad. Y todo ello se planteó sin el conocimiento del resto de la comunidad educativa. El descredito que ello ocasionó en el barrio, unido a un descenso de población escolar, llevó a una alarmante perdida de alumnado. El profesorado se planteó desarrollar una cooperativa de enseñanza, pero después de dos años de negociaciones, la titular del centro no apoyó esta iniciativa. En ello tuvo mucho que ver que la entonces Directora General de Enseñanza en el Gobierno de Aragón, M. Broto, le planteó a la titular aumentar una tercera línea educativa en el otro centro escolar de la calle Bilbao que fue finalmente aprobada.

De esta forma, los vecinos de Torrero se quedaron sin una oferta escolar que, muchos pensamos, apostó por la autonomía, el funcionamiento democrático, la cooperación, la apertura al barrio de Torrero y la solidaridad como señas de funcionamiento. Todo lo contrario del individualismo y la competencia que son las que caracterizan básicamente a esta sociedad. El último año fue enormemente duro cuando solo quedaban las últimas tres aulas funcionando…

…El balance, a pesar de este triste final, muchos lo consideramos enormemente positivo aunque solo fuera por los gratificantes años vividos.

Un poco de historia

En 1999, Compañía de María, propietaria del Colegio Lestonnac, c/ Cuarte 103, solicita al Ayuntamiento el cambio de uso del terreno para construir viviendas, previendo la pérdida de alumnado. Esta operación requiere un cambio del Plan General de Ordenación Urbana y se les deniega. En el curso 2004-2005 las monjas deciden su cierre definitivo. El personal docente y contratado del colegio vive con preocupación la situación e intentan dar una salida constituyéndose en cooperativa y evitar así el cierre del colegio… La Compañía de María puso unas condiciones inasumibles y el colegio se cerró.

Pasaron los años y lo único cierto era el deterioro agravado por gamberradas y el vacio sonoro, la quietud que dejaba el colegio tras más de 40 años abierto. El movimiento okupa, que ha tenido una fuerte presencia en el barrio en los últimos años, una vez desalojados de Rasmia, un local emblemático con gran participación de jóvenes y organizando muchas actividades autogestionadas, se deciden a ocupar Lestonnac, lo llaman CSO El Viejo Colegio. Allí desarrollan actividades durante más de un año, se esfuerzan en limpiar y adecuar espacios, hasta que en octubre de 2010 la policía se decide a intervenir desalojando a los 4 jóvenes que estaban allí. Ya lo habían intentado fechas atrás pero debido a un defecto de forma lo tuvieron que dejar. El despliegue de la policía antidisturbios fue desmedido y ocasionó incidentes y fricciones con okupas y también con vecinos que vivieron la situación con verdadero amedrentamiento.

CSO La Vieja Escuela, en el antiguo Lestonnac.

CSO La Vieja Escuela, en el antiguo Lestonnac.

Tras el desalojo, los soldadores sellaron las puertas de acceso al edificio y la Compañía María puso guardia privada de seguridad. Mientras tanto la propietaria negociaba la venta del espacio a la Comunidad Islámica de Zgz que lo quería convertir en un gran centro cultural con mezquita incluida. Esta noticia corrió como la pólvora por todo el barrio y las asociaciones de vecinos se opusieron, pues un uso confesional requería el cambio del PGOU y además, por la misma razón y por más que aseguraran sus promotores, ese centro cultural estaba dirigido a una minoría religiosa lo cual contradecía las reivindicaciones de las asociaciones y colectivos que siempre estaban ligadas a toda la ciudadanía. El representante de la Comunidad Islámica, Abderramán Ben Chaabane, admitió ante la prensa las dificultades para comprar Lestonnac debido a que les pedían 3 millones de euros y ellos, decía, tan solo contaban con la aportación de los fieles… En esa época, la inmobiliaria Fincas Feliu que gestiona la venta, aseguraba que había contactos para convertirlo en residencia, una clínica o un centro educativo de carácter privado.

Ante tanto ajetreo, Javier Grassa, el que fuera presidente de la AVV Venecia declaraba: “Nos gustaría que se hicieran equipamientos. Si lo quieren vender y dar otro uso hay que cambiar el PGOU y queremos que se cuente con nuestra opinión. El uso que están dando ahora los okupas es para el barrio”.

Pasa el tiempo y el antiguo colegio cambia de dueño, en 2012 lo compra Montessori, desconocemos por cuánto dinero se produce la operación. De nuevo hacer constar que la compra inicial de un terreno calificado para rústico y por donde pasaba el antiguo trazado del III Cinturón (cogía parte de lo que era la zona no edificable del terreno), por lo tanto barato, pasados los años se vende al precio de mercado. Claro, si hablamos de especulación consentida, algunos nos dirán que estamos en un sistema de libre mercado y las propiedades se venden y compran cuando se quiere y puede y al mejor precio. Y pueden tener razón, pero intuimos que tan solo a medias, pues al principio gozaron de ventajas y luego las cosas se desenvuelven de otra manera, el caso es el dinero, ganar dinero. Bien, Montessori lo compra con la intención de construir otro colegio y de abrirlo en septiembre de 2013, como indica el cartel instalado en la valla de la fotografía de más abajo. El proyecto pasaba porque el Departamento de Educación del Gobierno de Aragón aceptara un concierto del nuevo centro y se lo denegó. Montessori además, pensó desde el primer momento en la apertura de una nueva entrada/salida al III Cinturón por el trozo de pinar aledaño al Lestonnac, así ese centro se abastecería básicamente de alumnado reclutado en toda la ciudad que acudiría en bus escolar hasta allí…

Ante la paralización del proyecto, se pone de manifiesto el fracaso de lo previsto y la pillada de mano al haber efectuado una inversión millonaria. El objetivo era dar continuidad a los alumnos de infantil que tiene en su centro de la Romareda, ofertando tres vías nuevas en cada uno de los cursos de Primaria y Secundaria. En Junio de 2014, Montessori inicia una segunda intentona en base a dar rendimiento a la inversión y solicita la recalificación para usos terciarios del antiguo colegio, ya que sin el concierto el proyecto era inviable. De esta forma puede recuperar toda o gran parte de su fallida inversión y de paso se pondría fin al abandono que sufre el lugar y al deterioro permanente que sufre el edificio con secuelas frecuentes de gente sin escrúpulos que hasta le han prendido fuego en alguna ocasión… Y sin pensar mal, la última vez que ocurrió, con presencia de bomberos, policía y el rugir de sirenas a todo meter, fue coincidente con la asamblea de vecinos que convocó la AV Venecia para decidir sobre el asunto ¡Qué casualidad!

Desde el principio parece que una firma comercial tiene interés en instalarse allí, según ha aparecido en los medios y aunque va de boca en boca qué firma es, no lo hacen oficial, lo cual no deja de ser curioso. Con el paso del tiempo y gracias a lo manifestado por los vocales del PSOE y PP sabemos que con ellos al menos, esa firma sí que ha hablado, sin embargo a los vecinos no se nos ha informado de nada. El 4 de enero de 2016, Montessori vuelve a la carga con la prensa local volcada en dar la información, cambiar los usos y así poder construir una superficie comercial que nadie nos ha aclarado cuántos metros cuadrados dispondría ni de sus condiciones… Por la prensa sabemos que se habla de un edificio de 2500 metros cuadrados de planta y el resto se dedicaría a aparcamientos. El plan pasa por abrir un nuevo vial al III Cinturón por la prolongación del Camino de Cuarte y con la consiguiente afección a los Pinares de Venecia. Espacio que debería estar protegido y por el que tanto hemos luchado los vecinos y vecinas del barrio.

Ante semejante panorama y fruto de una mala operación financiera, los sufridores vamos a ser los vecinos de Torrero, a la empresa se le concede el cambio de uso y adelante… Desde la AVV Venecia salían al paso diciendo: “el barrio no puede estar a expensas de la mala gestión e inversión de una empresa privada cuyo objetivo es el beneficio económico”.

Se constituye la Plataforma Torrero Sostenible

Desde el momento en que Montessori pedía otra vez la recalificación del suelo, las asociaciones y colectivos del barrio se ponen en marcha, se suceden los contactos y surge la necesidad de “hacer algo”. Más aun cuando se ve circular por el barrio unos panfletos de carácter anónimo, confeccionados con muy buen papel y con bastante tirada, pidiendo que se celebrara consulta a los vecinos para ver si querían una superficie comercial en los terrenos del Lestonnac… El 28 de enero, se publica a través de Facebook, la postura oficial del PSOE de Torrero quien recalca el respeto escrupuloso por la legislación urbanística y el derecho de la propiedad a plantear el cambio de uso; la evaluación y conocimiento del proyecto por la Junta de distrito; la consulta a los vecinos y no circunscrita al movimiento vecinal; explorar las necesidades
de equipamiento social en el barrio y una evaluación del Pinar… La coincidencia de criterio del comunicado anónimo y la del PSOE, choca bastante. Es curioso comprobar cómo vuelven los viejos hábitos sí, como aquellos panfletos que se hicieron contra la Coordinadora de Torrero en los años 90. Hacían campaña contra el movimiento vecinal y perdían en el barrio todas y cada una de las asambleas y actos públicos que se convocaron. Se repite pues la historia señores del PSOE. Es mejor cobijarse tras la propiedad que tras un diálogo de verdad y ver efectivamente las necesidades sociales y carencias que tiene ese sector del barrio, que no pasan precisamente por una superficie comercial, ¿estamos locos o qué? Hay que respetar la ley, evidentemente que sí, pero no favorecer los intereses privados a cuenta de perjuicios al entorno, a los vecinos, al pequeño comercio y al Pinar ¡o qué! Y es significativo el miedo que muestra este partido al movimiento vecinal. Casi nunca ha sintonizado con las reivindicaciones que se han planteado…

Se constituye la Plataforma Torrero Sostenible y en esa primera reunión, con varios colectivos presentes, se decide la oposición a un cambio del uso de la parcela por la repercusión que tendrá en el comercio de proximidad del barrio, bastante afectado ya por Pto. Venecia y también oponerse a que se construya un nuevo vial de entrada/salida al III Cinturón por su afección al Pinar y porque, de construirse una superficie comercial, iba a aumentar considerablemente el tráfico en una zona que no está preparada para el volumen circulatorio que ocasionaría y también el ruido.

Nos enteramos que el PP solicita un Pleno Extraordinario del Ayto el 24 de febrero para generar consenso político y así desatascar los proyectos de inmersión que “bloquea” ZeC, unos 200 millones de euros y habla de la creación de 2.000 puestos de trabajo… En concreto se refiere a Averly, Grupo Quirón, Pikolin y la reconversión del Lestonnac para usos comerciales.

Declara también que existe una mayoría política que quiere impulsarlos, por lo que tiene el respaldo de PSOE y C´s. La iniciativa no es para decidir, sino para plantear que concluya la tramitación de los expedientes y se traslade a los órganos de decisión y debate, o sea, a un Pleno Ordinario del Ayto.

El 26 de febrero se celebra la asamblea en Venecia donde se debate ampliamente sobre los diversos aspectos del plan y a las conclusiones que se llegan casi por unanimidad son: 1º, no rotundo al cambio de uso del terreno y propuestas de alternativas para usos sociales 2º- Negativa total a la apertura de un nuevo vial al III Cinturón por el ruido, polución y afección al Pinar y 3º- Exigir al actual propietario de los terrenos y al Ayuntamiento que pongan medidas para que se frene el deterioro y degradación del espacio y se evite suciedad, peligro y vandalismo.

Se pide opinión al barrio y es contundente. Ante la iniciativa del PP, la Junta de Distrito de Torrero convoca un Pleno Extraordinario para el 7 de Marzo, con un punto único en el orden del día: Lestonnac. Hablar y tomar una decisión como barrio de cara al Pleno Extraordinario del Ayto. Es de risa, impresionante, flipante, oír las quejas de falta de democracia efectuadas por el vocal del PSOE, que pedía diálogo en el barrio y que esta Junta Extraordinaria convocada, según él, aprisa y corriendo, hurtaba el debate necesario entre los vecinos y colectivos del barrio… En la misma línea se definieron los vocales de PP y C´s. Los tres partidos sabían perfectamente que el diálogo social pedido con tanto ahínco, se cortaría al votar en el Ayto, después ya solo queda la protesta… Y es que las tres formaciones están convencidos de que vendrá muy bien la inversión y la creación de puestos de trabajo. A lo que habría que responder que inversiones se pueden realizar en igual cuantía o mayores si se plantean y aprueban otros proyectos de carácter social necesarios en el barrio, ¡¡y de esto hay que hablar!! ¡¡Claro que sí!!

Y en relación con los puestos de trabajo, se pueden crear los mismos o bastantes más, además de ser de mejor calidad y salario, si se acomete un proyecto potente que resulte atractivo y repito, sea socialmente necesario ¡Toca hablar!

Hay que decir también que PP y PSOE no se han caracterizado normalmente por su talante democrático en relación a la participación y al consenso en las diferentes actuaciones habidas en el barrio a lo largo de los años. En este caso se les une C´s, un partido nuevo, que nadie conoce y que por arte de birlí birloque ha sacado varios concejales… ¿Dónde han estado hasta ahora? ¿Dónde, que no se han visto en los múltiples actos y reivindicaciones habidas en toda la ciudad? ¡Impresionante!

El Pleno Extraordinario de la Junta de Distrito del barrio, decidió rechazar el cambio de uso y el nuevo vial con la votación a favor de ZeC y Cha y el voto en contra de PP, PSOE y C´s, se repite la foto. Se produce un empate que rompe el voto de calidad de la concejala presidenta del Distrito. Las intervenciones no dejan lugar a dudas, por parte del público las asociaciones y colectivos del barrio y vecinos a título individual muy mayoritariamente se oponen al cambio de uso y al nuevo vial al III Cinturón y reprueban la manipulación de los vocales que han aludido a la falta de diálogo sabiendo lo del Pleno Extraordinario del Ayto y su carácter político, que no decisorio, del mismo.

El 14 de marzo tiene lugar el Pleno Extraordinario del Ayuntamiento con todo “el pescao vendido” y con los 20 votos del PP, PSOE y C´s tumban a la minoría que representa el gobierno de ZeC que tiene 9 concejales. La Cha, ante la charlotada que estaban propiciando, así lo definió un militante, se abstuvo. En el asunto de Lestonnac se decidió “que el gobierno municipal finalice los expedientes para modificar el PGOU”. Así pues, el pleno sirvió para acelerar la tramitación de los expedientes y trasladarlos a un pleno ordinario para su discusión y votación. Hubo una foto fija que debería preocupar a los ediles del tripartito que pretenden tumbar un día sí y otro también al equipo de gobierno con cualquier pretexto, y es que 15 colectivos ciudadanos tomaron la palabra en la sesión y manifestaron con su discurso el apoyo a ZeC. En nuestro caso fueron las asociaciones, el AMPA del colegio Domingo Miral y la Plataforma Torrero Sostenible. Y aunque no fue para nuestro asunto, ECOS y CEPYME, máximos representantes del pequeño comercio, pidieron poner freno a las grandes superficies… En este sentido, la compañera que leyó el manifiesto de la Plataforma, pronunció los diferentes colectivos que apoyaban, que eran bastantes, y entre ellos se encontraba la Asociación de Comerciantes de Torrero.

26 marzo, 2016

Autor/Autora

República Independiente de Torrero.


Twitter
Facebook

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

CERRAR