Mundo

Bobby Sands: 35 años de su muerte en huelga de hambre

El 5 de mayo de 1981 fue uno de los días más definitorios de la historia de Irlanda. Fue el día en que Bobby Sands, de 27 años de edad, miembro del IRA y del parlamento británico por el distrito electoral de Fermanagh-South Tyrone, murió en la huelga de hambre en el bloque H de la prisión británica de Long Kesh, también conocida como Maze, como parte de la campaña de los prisioneros republicanos "para la restauración de la condición política"
| 5 mayo, 2016 13.05
Bobby Sands: 35 años de su muerte en huelga de hambre
Mural en Belfast dedicado a la memoria de Bobby Sands. Foto: AraInfo

Bobby Sands, el primero de los diez huelguistas de hambre en dar su vida en 1981, fue elegido el 9 de abril de ese año en la elección parcial para cubrir el asiento del diputado en el parlamento de Westminster, Frank Maguire, que había muerto tan sólo cinco días después del comienzo de la huelga de hambre el 1 de marzo.

El joven de Belfast obtuvo el apoyo de 30.492 electores y electoras, diez mil más que la primer ministro británica Margaret Thatcher en su circunscripción londinense de Finchley y con una mayoría el doble de grande.

“La dama de hierro” dio la espalda a la demanda de la huelga de hambre a favor de la restauración de la condición política de los presos y presas del IRA que el Gobierno británico había concedido anteriormente en 1972 y que volvió a derogar el 1 de marzo de 1976.

Bobby Sands murió el 5 de mayo 1981, después de 66 días en huelga de hambre. El informe original establecía que la causa de la muerte había sido «inanición auto impuesta», aunque fue enmendado posteriormente tras las protestas de los familiares, estableciéndose simplemente como «inanición».

Sands fue miembro del Parlamento de Westminster durante veinticinco días, aunque nunca ocupó su escaño ni juró su cargo. Entre sus escritos, encontramos una de sus frases más célebres y que ha sido difundida en infinidad de murales por las calles de Belfast oeste principalmente: «Nuestra venganza será la sonrisa de nuestros hijos».

Se estima que más de 100.000 personas asistieron al funeral de Sands, el mayor funeral republicano desde el del alcalde de Cork del Sinn Féin, Terence MacSwiney, que murió en la cárcel de Brixton el 25 de octubre de 1920 después de otra huelga de hambre de 74 días.

La huelga de hambre de los presos republicanos en la prisión de Long Kesh ha sido llevada al cine en dos cintas imprescindibles para entender el conflicto y las razones de esta lucha. La primera de ellas “En el nombre del hijo“, dirigida por Terry George en 1996 se centra en la perspectiva de las madres de estos presos. La segunda, “Hunger“, fue dirigida en 2008 por Steve McQueen (’12 años de esclavitud”) y protagonizada por Michael Fassbender (“X-men” o “Malditos Bastardos”) y Liam Cunningham (“Juego de Tronos” o “El viento que agita la cebada”).

Fuente: An Phoblacht
5 mayo, 2016

Autor/Autora


Twitter
Facebook

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

CERRAR