Culturas

Patrimonio arqueológico: La Codera

Nuestro Patrimonio arqueológico está gravemente amenazado por el actual modelo de desarrollo con el que cada año perdemos centenares de restos valiosísimos. La construcción de grandes infraestructuras, carreteras, aeropuertos, grandes embalses, las reconstrucciones de los centros históricos, son justificaciones suficientes para hacer desaparecer restos históricos, o en su lugar, dar un escaso tiempo a los...
| 20 junio, 2012 09.06

Foto de Ecologistas en Acción Uesca

Nuestro Patrimonio arqueológico está gravemente amenazado por el actual modelo de desarrollo con el que cada año perdemos centenares de restos valiosísimos. La construcción de grandes infraestructuras, carreteras, aeropuertos, grandes embalses, las reconstrucciones de los centros históricos, son justificaciones suficientes para hacer desaparecer restos históricos, o en su lugar, dar un escaso tiempo a los expertos para realizar las campañas, imposibilitando hacer un correcto estudio de los descubrimientos. Por si fuera poco, muchas personas, no dudan en remover y expoliar los asentamientos en busca de algún antiguo objeto o moneda, destruyendo para siempre la información que pudieran aportar. Sin comprensión ya de ningún tipo, el yacimiento neolítico de la Cueva de Chaves, fue completamente arrasado, sacando sus 7000 metros cúbicos de tierra con máquinas excavadoras. Era uno de los yacimientos más importantes de todo el estado y único en su género y del cual sólo pudo estudiarse un 10 por ciento. Todavía hoy nos sabemos a dónde fueron a parar aquellos vestigios.

En contraposición a esta barbarie, hay mucha gente que ha dedicado su vida, a estudiar este tipo de restos, por eso hemos elegido el Conjunto Arqueológico de La Codera, situado en Alcolea de Cinca como escenario para desarrollar las I jornadas de Patrimonio Histórico que hemos organizado conjuntamente con la asociación de Amigos del Museo. De forma altruista y voluntaria un grupo de personas todos los años se van a escavar ahí en verano. Recibían hasta ahora una pequeña ayuda del Gobierno de Aragón, para hacer frente, por lo menos, a la comida y el hospedaje. Este año también esos costes saldrán de sus bolsillos por la falta de presupuesto.
Las jornadas consistieron en una charla, una visita al Museo Arqueológico para ver las piezas extraídas y una excursión al yacimiento. Todo esto guiado por Félix J. Montón Broto que dirige los trabajos arqueológicos que allí se desarrollan ininterrumpidamente.
Os recomendamos la visita a la web de este yacimiento.
20 junio, 2012

Autor/Autora


Flickr
Twitter
Facebook

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

CERRAR