zLISTA Culturas Culturas

‘La Zaragoza de las mujeres’, un libro para conocer la historia de la ciudad con perspectiva de género

La nueva edición da a conocer la biografía de cada mujer y ordena sus calles por distritos, épocas históricas, profesiones y actividades. En los últimos años se ha incrementado en un 35% el número de calles con nombre de mujer. Aún así, la brecha de género sigue siendo notable: los varones representan el 84% de las placas dedicadas a personas concretas.
| 6 junio, 2018 07.06
‘La Zaragoza de las mujeres’, un libro para conocer la historia de la ciudad con perspectiva de género
Foto: Ayuntamiento de Zaragoza

Rendir homenaje a las mujeres que han sido protagonistas históricas en diversos ámbitos y recuperar la memoria de las menos conocidas, con sus nombres propios o su colectivo. Ese es el objetivo del nuevo libro ‘La Zaragoza de las mujeres’, editado por el Servicio de Igualdad del Ayuntamiento de Zaragoza, que este martes ha presentado la concejala de Educación e Inclusión, Arantza Gracia, junto a las autoras Carmen Romeo, Gloria Álvarez, Cristina Baselga, Concha Gaudó e Inocencia Torres y la diseñadora Aurora Verón.

La iniciativa se enmarca en una de las peticiones recogidas en el II Plan de Igualdad de la ciudad de Zaragoza 2018-2021: la visibilización pública de las mujeres, en este caso a través de la denominación de calles. Converge además con la estrategia Ciudad Educadora, también impulsada desde la Concejalía de Educación e Inclusión, que concibe cada espacio público como un recurso pedagógico.

Para ello, el Ayuntamiento ha decidido editar la segunda edición de este libro, que actualiza la pionera iniciativa publicada en 2010. En realidad, el libro no es solo un callejero, sino un estudio que da a conocer las biografías de estas mujeres y que tiene un gran valor para observar el desarrollo urbanístico y social de la ciudad.

Este trabajo muestra que en los últimos años se ha incrementado en un 35% el número de calles con nombre de mujer, pasando de 170 a 229. No obstante, en el callejero zaragozano, como en el de todas las ciudades, sigue existiendo una notable brecha de género. De las 3.230 calles registradas oficialmente, 1.463 llevan nombre de personas concretas y, de estas, 1.234 tienen nombre de varón (84%) y 229 de mujer (16%), de las cuales 41 son santas. Del resto de los topónimos (1.667) solo 142 están en femenino (oficios, monasterios, advocaciones de la Virgen…).

‘La Zaragoza de las mujeres’ es un exhaustivo trabajo de recopilación e investigación de 207 páginas que recoge las calles que en la ciudad llevan nombre de mujer, incluidas algunas de las que en otro tiempo hubo y que hoy están desaparecidas.

Así, por una parte quiere llamar la atención sobre la cantidad de mujeres librepensantes que, habiendo realizado una contribución a la sociedad de calidad indudable y presentando una trayectoria modélica, siguen sin tener espacio en las calles de Zaragoza. Y, al mismo tiempo, pone en valor la importancia de las mujeres que sí están nombradas en ellas.

El Servicio de Igualdad del Ayuntamiento de Zaragoza ha editado 500 ejemplares, que esta semana pueden adquirirse en la caseta municipal de la Feria del Libro. También se puede comprar on-line mandando un correo a cultura-publicaciones@zaragoza.es. Además, está disponible en las bibliotecas públicas municipales, y para descarga gratuita en la web municipal.

Organización del libro

Foto: Ayuntamiento de Zaragoza

Foto: Ayuntamiento de Zaragoza

La obra se organiza en tres partes. En la introducción se estudia el significado de los topónimos, el contexto histórico de las calles y cómo han ido entrando las mujeres en los callejeros desde la Edad Media.

Las biografías y la explicación de todos los nombres de mujeres que aparecen rotulados. Esta parte, el núcleo más importante del libro, constituye un auténtico diccionario enciclopédico de las mujeres que pueblan las calles de Zaragoza. Cada entrada biográfica viene acompañada de una reseña de la historia de la calle. De esta manera, la historia vital de las mujeres se completa con una historia urbana de la ciudad.

Y los apéndices: calles desaparecidas y reubicadas; por la fecha de entrada en los callejeros; por distritos urbanos (con localización en planos); por la época histórica en la que vivieron, por profesiones y actividades. Para terminar, un nomenclátor que recoge todos los términos por orden alfabético.

Estos apéndices pretenden ser una radiografía, clara y sencilla, de cómo las mujeres han ido conquistando el espacio público. En ellos, se puede observar que hay más nombres femeninos en los barrios que en el centro, o que en los barrios rurales hay muchas calles dedicadas a profesionales, reivindicadas por los vecinos y vecinas.

6 junio, 2018

Autor/Autora


Flickr
Twitter
Facebook

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

CERRAR