Culturas

La Asociación Vecinal de Valdefierro colabora en el Festival Asalto

La Asociación Vecinal de Valdefierro "Aldebarán" colabora  en el Festival Internacional de Arte Urbano ASALTO, que este año se celebra en su barrio. A propuesta de la Asociación tendrá su sede en el antiguo reformatorio Buen Pastor.
| 6 septiembre, 2017 16.09
La Asociación Vecinal de Valdefierro colabora en el Festival Asalto
El antiguo reformatorio "El Buen Pastor" será la sede del Festival Asalto.

Juliana Algaba, presidenta de la Asociación Aldebarán, participó este martes en la presentación del Festival Asalto que tendrá su sede, conocida como Espacio Asalto, en dos patios del antiguo centro de menores del Buen Pastor. A propuesta de la Asociación, en él se desarrollarán diferentes actividades y talleres, además estará abierto a toda la ciudadanía el 8 de septiembre y entre el 15 y el 17 de septiembre.

Para la Asociación Vecinal, como señaló su presidenta, es la ocasión para volver a reivindicar la recuperación de este espacio para el barrio. Propiedad actualmente del Gobierno de Aragón, ocupa un terreno inmediato al barrio, el Alto Carabinas, de 87.776 metros cuadrados. El edificio que albergaba el antiguo reformatorio, construido en 1953, según un proyecto del arquitecto Regino Borobio Ojeda, cuenta con una superficie construida de 10.275 metros cuadrados, en buen estado de conservación.

Abandonado desde los años noventa, la presión vecinal consiguió hace tres años la intervención de una Escuela de Jardinería para limpiar y mantener las zonas ajardinadas y el esplendido pinar que rodean el edificio. Abiertas hoy al uso público, los vecinos, no sin ironía, lo han bautizado como “Jardín Emergente de Valdefierro”.

Para la celebración del Festival Asalto, se han limpiado y adecentado los dos patios interiores, como también reivindicaban los vecinos. Entre los usos públicos que podrían darse a este espacio, la Asociación Vecinal destaca el de Centro de Día y Residencia de Mayores para todo el Distrito Oliver-Valdefierro, y que podría combinarse con otros servicios -hay espacio suficiente- guardería, juveniles, educacionales…, con el fin de mantener la convivencia intergeneracional.

“A los mayores -señala Juliana- los mandan a residencias de pueblos o los meten en pisos, lejos de sus familiares y nietos. Aquí tendrían un lugar ajardinado, saludable y digno, sin perder el contacto con sus familias, vecinos y la vida del barrio”.

6 septiembre, 2017

Autor/Autora


Flickr
Twitter
Facebook

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

CERRAR