Subportada Mundo

Juana Rivas entrega a sus hijos menores al padre en la Guardia Civil

Los dos menores, de once y tres años, se encuentran con su padre Francesco Arcuri, condenado en 2009 por violencia machista. El padre ha asegurado que residirán en una localidad de Cerdeña. El próximo miércoles 30 de agosto, deberán declarar Francisca Granados y Teresa Sanz en calidad de investigadas.
| 28 agosto, 2017 12.08
Juana Rivas entrega a sus hijos menores al padre en la Guardia Civil
Imagen de archivo de Juana Rivas.

Juana Rivas, la madre de Maracena (Granada) obligada por la juez a entregar este lunes a sus hijos al padre, condenado en 2009 por lesiones de violencia machista, entregó a los menores, de once y tres años, en la Comandancia de la Guardia Civil de Granada.

Fuentes de la Subdelegación del Gobierno han precisado que no ha trascendido el procedimiento seguido por la madre de Maracena para entregar a sus hijos, como estaba obligada judicialmente esta tarde a las 17.00 horas en un punto de intermediación familiar.

La Guardia Civil de Granada no había podido localizar hasta la mañana del pasado lunes Juana Rivas, informaron fuentes del cuerpo, si bien estaba debidamente notificada de que había de entregar a los niños, en tanto en cuanto está representada por abogado y procurador en las diligencias que lleva adelante el Juzgado de Instrucción 2 de Granada, que la investiga por supuestas desobediencia judicial y sustracción de menores.

Alrededor de las 14.00 horas llegó Francesco Arcuri a la Comandancia de la Guardia Civil para llevarse a los dos menores. El padre ha asegurado que se marchará con ellos a Carloforte, en Cerdeña (Italia), donde una magistrada ha decretado que sean vigilados por los servicios sociales. La jueza de la primera sección civil de Cagliari, Grazia Maria Bagelli, ha considerado la condena a Arcuri por violencia de género en 2009 cuando residía en Granada con Rivas. Asimismo, ha tenido en cuenta la denuncia interpuesta por Rivas por malos tratos recibidos durante los años de convivencia de la pareja en Cerdeña en 2016. Estos hechos serán investigados en el juzgado italiano.

El próximo miércoles 30 de agosto, deberán comparecer en calidad de investigadas Francisca Granados, asesora jurídica del Centro Municipal de la Mujer de Maracena, y la psicóloga del centro Teresa Sanz. Su citación se debe a su presunta intervención como “inductoras o partícipes necesarios” en la presunta sustracción de los dos menores. El 1 de septiembre, están llamados a declarar los familiares de Juana Rivas hasta segundo grado de consanguinidad en calidad de investigados por presunta intervención.

Tras los hechos ocurridos el pasado lunes, diversas organizaciones presentaron ante la sede del Consejo General del Poder Judicial un escrito de queja en relación a la actuación del Juzgado de Granada y de la Fiscalía. El escrito también está dirigido al Ministerio Fiscal, a la Fiscalía Especial de violencia sobre la Mujer, el Juzgado de Instrucción nº 2 de Granada, a la Comisión de Igualdad del CGPJ y al Observatorio contra la Violencia Doméstica y de Género de este órgano. “Rechazamos en especial el papel del Ministerio Fiscal y de la Fiscalía de Violencia de Género, que lejos de velar por la protección de los menores y de la mujer maltratada, ha demostrado ser insensible con las víctimas”, reza el documento.

La plataforma feminista 7N Contra las Violencias Machistas ha lanzado una recogida de firmas on-line en la que insta a la justicia estatal al freno de la criminalización de las profesionales que han asesorado desde el Centro de la Mujer de Maracena y a los familiares de Juana Rivas.

28 agosto, 2017

Autor/Autora


Flickr
Twitter
Facebook

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

CERRAR