Deportes

Investigadores del Campus de Uesca estudian la incidencia para la salud de las carreras de montaña de larga distancia

El profesor Carlos Castellar dirige este estudio sobre los efectos causados por las pruebas de ultrafondo de más de 60 kilómetros en corredores experimentados de distinto nivel. Para ello, se seleccionará a doce deportistas que participan en estas competiciones en el Pirineo.
| 12 julio, 2017 13.07
Investigadores del Campus de Uesca estudian la incidencia para la salud de las carreras de montaña de larga distancia
Carrera de montaña de larga distancia.

Varios investigadores del Campus de Uesca de la Universidad de Zaragoza estudian la incidencia para la salud de las carreras de montaña de larga distancia. El profesor Carlos Castellar, del grupo “Entrenamiento físico y rendimiento deportivo” (ENFYRED), es el encargado de dirigir este trabajo que analizará los efectos que tienen estas pruebas – que han experimentado un gran aumento de participantes durante los últimos años- en corredores experimentados de diferentes niveles. Por ello, serán seleccionados doce deportistas que participan en este tipo de carreras en el Pirineo.

El objetivo de la investigación es conocer las demandas fisiológicas de una prueba de ultradistancia, de más de 60 kilómetros, por montaña. De esta manera, se determinará el impacto que tiene en el organismo humano y se comparará a sujetos con mayor o menor nivel de condición física que participan en ellas.

“Son ampliamente conocidas las ventajas que proporciona la práctica de ejercicio físico sobre la salud”, escriben los investigadores. “No obstante, hay numerosas evidencias acerca de un aumento en la producción de radicales libres a intensidades elevadas, estimulando una serie de reacciones en cadena que originan una respuesta inflamatoria, provocando deterioro funcional en fibras musculares. La repetición de esas reacciones por cargas diarias intensas de entrenamiento podría inducir una afectación inflamatoria recurrente, e incluso la merma de la respuesta inmunológica del deportista, condicionando su rendimiento físico y su estado de salud”, añaden.

Estos son los motivos del proyecto, junto al creciente impacto social de las pruebas de ultra fondo en montaña. La investigación analizará las demandas físicas de los atletas en estas carreras, en relación a factores como su composición corporal, su somatotipo o sus capacidades físicas.

Los primeros resultados del estudio previo, realizado por los mismos investigadores oscenses, extraídos del reto “GR-11 en 11”, “Modificaciones en parámetros bioquímicos sanguíneos tras una prueba de larga distancia por montaña en corredores entrenados” recibieron el premio a la mejor comunicación oral en el “I Congreso Internacional en Ciencias de la Salud y el Deporte: Actividad física segura y saludable en la montaña”, celebrado en Uesca. Este proyecto cuenta con una ayuda del Instituto de Estudios Altoaragoneses.

12 julio, 2017

Autor/Autora


Flickr
Twitter
Facebook

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

CERRAR