Política #minasdepotasa

El proyecto Mina Muga continúa a la espera de la decisión oficial que adopte el nuevo Gobierno de Pedro Sánchez

Isabel Lasobras, responsable de la Secretaría Territorial CHA-Zaragoza: "Queremos que el nuevo Gobierno actúe conforme a las alegaciones presentadas por diferentes colectivos en defensa del territorio y emita una Declaración de Impacto Ambiental desfavorable de este proyecto".
| 4 agosto, 2018 13.08
El proyecto Mina Muga continúa a la espera de la decisión oficial que adopte el nuevo Gobierno de Pedro Sánchez
Pintadas en contra de Mina Muga en Undués de Lerda.

CHA considera que el nuevo Gobierno de Pedro Sánchez tiene que adoptar “nuevas políticas” y en materia de defensa del medio ambiente diferenciarse de las políticas de Rajoy. De este modo Isabel Lasobras, responsable de la Secretaría Territorial de CHA-Zaragoza, reclama “una decisión tan urgente como contundente” contra el proyecto conocido como ‘Mina Muga’.

“Las afecciones territoriales podrían ser gravísimas como se ha puesto de manifiesto en las alegaciones presentadas por colectivos y asociaciones que se oponen a este proyecto a ubicar en las Altas Cinco Villas. Por este motivo no queremos más demoras, reclamamos la paralización definitiva de este proyecto”, asegura Lasobras.

Estas declaraciones las efectúa tras conocer la respuesta formulada por el Gobierno socialista a las preguntas del pasado 15 de mayo de este año, presentadas por el senador de Compromís, a iniciativa de CHA.

En la respuesta del Gobierno, fechada el pasado 27 de julio de 2018, se explica: “En relación con la pregunta de referencia, sobre el proyecto Mina Muga se indica que, actualmente, está siendo estudiada toda la documentación por los técnicos del Ministerio para la Transición Ecológica“.

Asimismo, desde la formación aragonesista recuerdan que formularon también, en tiempo y forma, las oportunas alegaciones correspondientes -en un trabajo coordinado por el responsable del Rolde de Medio Ambiente de CHA, David Félez- durante el periodo de exposición pública del proyecto, con el mismo objetivo: “Lograr la paralización de la tramitación de la denominada Mina-Muga para que no se conceda dicha autorización”.

Denuncian que “esta explotación se va a construir una mina subterránea a tan solo un kilómetro y medio de la ladera inestable en la que se asienta el recrecimiento del pantano de Yesa. Un hecho que según los expertos, puede provocar movimientos sísmicos en la zona”.

Para CHA, “muchos son los posibles problemas derivados de una explotación de estas características como son la salinización de aguas superficiales y de los acuíferos”.

En su opinión, “aumentará el consumo de agua a 807.784 m3/año, que es el consumo de agua previsto para todas las instalaciones mineras, por lo que esto provocará una bajada del nivel freático en unos cincuenta metros, tal y como aparece en el proyecto presentado por la Geoalcali en el Ministerio, pero también provocará contaminación acústica, polvo, riesgo por hundimientos del terreno, colapso de galerías y contaminación por tráfico de vehículos”.

4 agosto, 2018

Autor/Autora


Flickr
Twitter
Facebook

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

CERRAR