Economía

El primer trimestre de 2018 arroja una disminución de la ocupación en Aragón y un descenso de la población activa

CCOO de Aragón valora “negativamente” estos datos ya que, a pesar de la disminución de los activos, la población ocupada disminuye y aumenta el número de personas desempleadas, “lo que demuestra que el crecimiento económico no está creando empleo estable”
| 26 abril, 2018 11.04
El primer trimestre de 2018 arroja una disminución de la ocupación en Aragón y un descenso de la población activa
Foto: Pablo Ibáñez (AraInfo)

De acuerdo con los datos de la Encuesta de Población Activa (EPA) publicados este jueves por el Instituto Nacional de Estadística (INE), en el primer trimestre de 2018 el número de personas ocupadas en Aragón ascendió a 561.100 personas, es decir 3.500 más que en el mismo período del año anterior, lo que supone un incremento del empleo del 0,6% en tasa anual.

Entre las personas ocupadas asalariadas, el 24,5% de ellas tenía un contrato temporal en Aragón en el primer trimestre de 2018, 1,6 puntos por debajo de la media estatal (26,1%).

Por su parte, había en Aragón un total de 634.600 personas activas en el invierno, 8.700 menos que un año antes, lo que supone una disminución del 1,3% en tasa anual.

La combinación de ambas variaciones se tradujo en un descenso del desempleo de 12.200 personas en un año (un -14,2% en tasa anual), dejando el número de personas desempleadas en 73.500. Con ello, la tasa de paro se situaba en el 11,6% de la población activa aragonesa, es decir, 1,7 puntos porcentuales por debajo del registro del mismo trimestre del año anterior, cuando fue del 13,3% de la población activa. A su vez, la tasa de paro aragonesa era 5,1 puntos menor a la media estatal en el primer trimestre de 2018.

Por comparación con el resto de territorios del Estado español, Aragón ocupaba la cuarta posición en la clasificación de menor a mayor tasa de paro en el primer trimestre de 2018, por detrás de Nafarroa, Euskal Herria y La Rioja.

El número de hogares con todos sus miembros activos en paro durante el primer trimestre de 2018 se situó en un total de 20.700, es decir 3.500 hogares menos que un año antes. Ello representaba el 5,5% del total de hogares aragoneses donde había al menos un activo, 3,8 puntos por debajo del promedio estatal.

En el conjunto del Estado español, en el primer trimestre de 2018 había 1.241.800 hogares con todos sus miembros activos en paro, 152.800 menos que hace un año. Con ello la tasa de hogares con todos sus activos desempleados se situaba en el 9,3% del total de hogares con al menos una persona activa.

Evolución sectorial

Atendiendo a los sectores productivos, el principal responsable de la creación de empleo en Aragón en el primer trimestre del año 2018 fue el sector industrial, ya que se crearon 8.700 nuevos empleos en un año, lo que se tradujo en un incremento del 8,3% en tasa anual. En segundo lugar se situó la construcción, que anotó un aumento de 3.600 empleos, equivalentes a un incremento del 12,2% en tasa anual.

En los dos sectores restantes el empleo disminuyó en Aragón en el invierno en comparación interanual. Así, descendió en 6.500 personas ocupadas en servicios (-1,7% anual) y en 2.300 personas en agricultura (-6,0% anual).

Evolución por género

Atendiendo al género, el comportamiento del mercado laboral aragonés fue “manifiestamente más positivo” entre las mujeres. Así, en el primer trimestre de 2018 el número de personas activas en Aragón descendió en ambos géneros en comparación anual, 3.300 hombres y 5.300 mujeres menos que en el primer trimestre del año anterior, hasta quedar en un total respectivo de 344.300 varones y 290.300 mujeres. En términos de tasa anual de variación, la caída de la población activa fue del 1,0% anual para los hombres y algo más intensa, del 1,8% anual, para las mujeres.

El empleo “crecía con dinamismo” en el colectivo femenino, con un aumento de 5.800 mujeres ocupadas en un año, equivalente a una tasa del 2,3% anual, hasta alcanzar un total de 253.500 mujeres ocupadas en el invierno. Sin embargo, el empleo masculino sufría un retroceso de 2.200 hombres ocupados en un año, que se tradujo en una caída del 0,7% en tasa anual, quedando en el primer trimestre un total de 307.600 hombres ocupados en Aragón.

Como resultado de esta evolución, el paro femenino disminuía con “intensidad” en el primer trimestre de 2018, contabilizando 36.800 mujeres desempleadas, es decir 11.100 menos que un año atrás, quedando la tasa de paro femenina en el 12,7% de su respectiva población activa.

Por lo que respecta a los hombres, la caída de la población activa superaba a la disminución del empleo, por lo que el número de desempleados disminuía en 1.100 varones en un año hasta situarse en 36.700, dejando la tasa de paro masculina en el 10,7% de su población activa.

Evolución trimestral

Por comparación con el cuarto trimestre de 2017, durante el invierno de 2018 la ocupación disminuyó en Aragón, lo que combinado con un descenso de la población activa de menor intensidad dio como resultado final un ligero aumento del desempleo.

Así, en el primer trimestre de 2018 había en Aragón 4.600 personas ocupadas menos que en el otoño, mientras que la población activa disminuyó en 3.700 personas. Como resultado, el número de personas desempleadas aumentó en 900 personas respecto al trimestre precedente.

“Este comportamiento trimestral tiene un carácter marcadamente estacional”, aseguran fuentes del Gobierno de Aragón. Desde el año 2001, en invierno se ha producido una disminución trimestral del empleo en Aragón en doce de los dieciocho años que forman este período, mientras que el paro ha aumentado en términos trimestrales en quince de las dieciocho ocasiones.

En un tono similar, en el conjunto del Estado español disminuye la ocupación en invierno en once de los dieciocho períodos anuales, mientras el paro aumenta en catorce de los dieciocho años considerados.

Por otro lado, la tasa de paro en el primer trimestre de 2018 se situó en el 9,8% de la población activa en Uesca, en el 10,2% en Teruel y en el 12,1% en Zaragoza.

CCOO Aragón asegura que “las malas cifras de la EPA muestran la volatilidad del empleo”   

CCOO de Aragón valora “negativamente” estos datos ya que, a pesar de la disminución de los activos, la población ocupada disminuye y aumenta el número de personas desempleadas, “lo que demuestra que el crecimiento económico no está creando empleo estable”.

“No hemos de olvidar que el 42,6% de los desempleados y desempleadas llevan más de un año en paro y tienen serios problemas para volver al mercado de trabajo, que la tasa de paro sigue en niveles altos, con unos diferenciales entre sexo que no consiguen descender y que cada mes son menos los desempleados con cobertura por desempleo, lo que está generando un aumento intolerable de la pobreza y la exclusión social”, destacan desde la formación sindical.

CCOO considera que es “imprescindible un cambio en el modelo productivo que siente las bases del crecimiento sostenible de nuestra economía, que cree empleo de calidad y reduzca la pobreza y la desigualdad, además de la recuperación de rentas de los ciudadanos que permita la consolidación de la demanda interna e impulse la actividad económica”.

“Es el momento de apostar de forma decidida por el crecimiento de forma que se consiga crear empleo de forma rápida y recuperar el diálogo social como instrumento básico, al tiempo que se da cobertura a los miles de hogares sin ingresos”, concluyen desde el sindicato.

26 abril, 2018

Autor/Autora


Flickr
Twitter
Facebook

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

CERRAR