Economía

El 70% de las pensiones de viudedad no subirán

Cuatro son los requisitos impuestos por el Gobierno de Mariano Rajoy para que las pensiones de viudedad suban un 3%, lo que elimina a la mayor parte de los 2.365.468 de pensionistas –según datos de 2017–, siendo tan solo un 31% de las pensiones beneficiadas
| 28 marzo, 2018 17.03
El 70% de las pensiones de viudedad no subirán
Movilización en Zaragoza el pasado 23 de febrero en defensa de las pensiones. Foto: Pablo Ibáñez (AraInfo)

La Ley 27/2011 en su Disposición Administrativa número 30 ya preveía la elevación del porcentaje a aplicar a la base reguladora de la pensión de viudedad y de una forma progresiva año a año, pasar del 52% vigente en 2011, hasta el 60 % el 1 de enero de 2019.

Así pues, la propuesta del Partido Popular y del Gobierno para el incremento de las pensiones de viudedad, no sólo llega seis años tarde y con el plazo a punto de expirar, sino que le ha supuesto un 1% anual de ahorro acumulado desde 2012 hasta 2018.

Lo establecido en la Ley y en los Presupuestos Generales del Estado para 2018, tiene importantes limitaciones en cuanto al número de pensionistas afectadas. El incremento de la base reguladora del 52 al 54 % en 2018 afectará a las viudas que cumplan todos y cada uno de los siguientes requisitos: tener 65 años o más, no tener derecho a otra pensión pública aunque esta sea de otro Estado, no recibir ingresos por la realización de trabajo y no percibir rendimientos del capital de actividades económicas o ganancias patrimoniales.

De acuerdo con los datos de la Seguridad Social a 31 de diciembre de 2017 las pensiones de viudedad eran 2.365.468 de las cuales 2.183.658 corresponden a mujeres y el resto hombres, a todas estas pensiones podría afectar lo previsto en los presupuestos Generales del Estado, pero antes habría que descontar a aquellas pensionistas excluidas, las menores de 65 años, a las que tienen dos o más pensiones públicas, en una generación que se vio obligada en muchos casos a emigrar, y finalmente a 591.358 pensionistas con complementos a mínimos mayores de 65 años ya que el incremento de la pensión de viudedad será absorbido de los complementos a mínimos.

En definitiva el número de pensionistas que verán incrementada su pensión de viudedad queda reducido a 728.880 de los 2.365.468 existentes en 2017. Las 728.880 viudas que cumplen los requisitos en 2018 de ser mayores de 65 años, con una sola pensión y sin complementos mínimos.

Los pensionistas de viudedad con complementos a mínimos tampoco verán incrementada su pensión de viudedad en este año 2018 al incrementarse las pensiones mínimas un 3% que absorberá el 2% de incremento de la pensión de viudedad para aquellas pensionistas que cobran complemento a mínimos, 591.358.

De forma que los 591.358 mayores de 65 años con complementos a mínimos permanecerán en 2018 con su pensión de viudedad inalterable y sólo tendrán de incremento el común a todas las pensiones mínimas. El 3%.

Hay que recordar que la pensión mínima de viudedad para mayores de 65 años estaba establecida a diciembre de 2017 en 637,70€. Por ende, toda pensión de viudedad por debajo de los 637,70 € y con un complemento a mínimos de un 2% después de la subida de las pensiones mínimas del 3% verá absorbida el incremento de la pensión de viudedad.

En definitiva la medida es discriminatoria con relación a las pensiones más bajas, pues las pensionistas con complementos a mínimos, que son las que perciben las pensiones más bajas, no se van a beneficiar de esta medida. Las pensionistas con dos pensiones públicas, tampoco podrán beneficiarse de ese incremento de la pensión al estar excluidas aunque entre las dos sumen una pensión ridícula.

Además, el incremento de la base reguladora del 52 al 54% no es consolidable sino que se trata de un complemento que dependerá en cada momento de reunir los requisitos exigidos de forma que tendremos tres tipos de pensiones de viudedad. La primera, la de viudedad del 52 % de la base reguladora que es la norma general para todas las pensiones de viudedad; la segunda, la que cobren las pensionistas que reúnen todos los requisitos exigidos para los mayores de 65 años que, percibirán el 54%; y por último la de las viudas con cargas familiares que percibirán el 70%.

Teniendo en cuenta todas estas consideraciones las pensionistas que verán incrementadas su pensión no llegaran a 728.880 de las 2.365.468 pensiones de viudedad a 31 de diciembre de 2017, esto es un 30,8%.

Por contra el Gobierno lleva a cabo un traslado de gastos, aumentando el de la Seguridad Social por el incremento de las pensiones de viudedad a la vez que disminuye el gasto en complementos a mínimos que son a cargo del Estado.

Lo adecuado y previsto en la Ley 27/2011 es que la pensión se incrementará este año hasta alcanzar el 59% de la base reguladora, pero para eso las pensiones deberían subir un 7% en lugar del 2% previsto.

Aun así, esta nimia subida de las pensiones de viudedad queda condicionada a la aprobación de los Presupuestos Generales del Estado, para los que el Gobierno todavía carece de apoyos, pendiente de unas negociaciones con el PNV que por el momento permanecen atascadas.

28 marzo, 2018

Autor/Autora


Flickr
Twitter
Facebook

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

CERRAR