zECOLOGIA LISTA Ecología

Ecologistas en Acción considera “positiva pero insuficiente” la propuesta de Directiva europea para la reducción de plásticos

La organización ecologista critica, no obstante, “la falta de objetivos verdaderamente consecuentes en la reducción y el escaso compromiso por los sistemas de depósito, devolución y retorno para los envases de bebidas”
| 29 mayo, 2018 12.05
Ecologistas en Acción considera “positiva pero insuficiente” la propuesta de Directiva europea para la reducción de plásticos

La Comisión Europea hizo pública este pasado lunes una propuesta de Directiva para reducir el impacto de determinados plásticos en el medioambiente, que supone el desarrollo de la Estrategia Europea del plástico en una economía circular presentada en enero de 2018. Ecologistas en Acción considera que esta propuesta supone un “buen paso” que ahora han de debatir el Parlamento Europeo y los Gobiernos de la UE, pero añade algunas objeciones.

La propuesta legislativa intenta poner freno a la contaminación del medioambiente y en especial del medio marino por determinados residuos plásticos de un solo uso, que son los más abundantes en las playas y costas: botellas de plástico, bastoncillos de los oídos, toallitas higiénicas, cigarrillos con filtro, envoltura de las comidas rápidas, etcétera.

El contenido de la propuesta establece prohibiciones de puesta en el mercado de algunos de esos productos, que tienen alternativas menos impactantes sin el uso del plástico: bastoncillos de algodón para los oídos, cubiertos y platos de un solo uso, palillos de chupachups y palillos de globos.

Para otros residuos abundantes en el medio natural -como botellas de plástico de bebidas, toallitas higiénicas, envoltorios de comida rápida, globos, bolsas de plástico o cigarrillos con filtros- establece la obligación a los productores de asumir la responsabilidad ampliada del productor, establecida en la Directiva Marco de Residuos. Por medio de esta responsabilidad el productor o productora debe incluir en el precio del producto el coste de su recogida, tratamiento y la limpieza del medio marino.

En cuanto a las botellas de plástico, el objetivo que se ha de cumplir en 2025 es que el 90% de esos residuos se recojan de forma selectiva. Para ello los Estados miembros pueden utilizar alternativamente los sistemas de responsabilidad ampliada del productor (en el Estado español, los llamados Sistemas Integrados de Gestión) o los sistemas de depósito, devolución y retorno de envases.

Los productores de aparejos de pesca de plástico de un solo uso también han de asumir la responsabilidad ampliada del productor. Además, en el caso de otros residuos con plásticos, como las toallitas higiénicas, los tampones y los globos, se establece la obligación de etiquetar los productos, para que los consumidores y consumidoras sean advertidas de los negativos impactos ambientales que generan su uso y abandono.

Ecologistas en Acción considera estas propuestas como “un paso adelante” en la lucha contra las basuras marinas y el abandono de residuos plásticos en el medio natural. Sin embargo, se lamenta de una ausencia destacable: la falta de objetivos de reducción de los plásticos de un solo uso (como los envases de alimentos y vasos de bebidas) que ya se establecieron en el caso de las bolsas de plástico en la Directiva (UE) 2015/720, de 29 de abril.

El establecimiento de objetivos de reducción se deja a la competencia de los Estados miembros, siempre con la posibilidad de establecer ese objetivo seis años después de la trasposición de la Directiva por los países comunitarios a su normativa interna, es decir, previsiblemente no antes de 2027.

Asimismo, según Ecologistas en Acción, existen algunos residuos plásticos que se deberían incluir entre los que son objetivo de esta propuesta de Directiva y que se abandonan en el medio natural o urbano: las maquinillas de afeitar y los encendedores de cigarrillos.

Por otra parte, la organización ecologista hace hincapié en que el sistema más eficiente, y el único que podría garantizar una recogida y reciclaje superior al 90% de los residuos plásticos de envases de bebidas, es el Sistema de Depósito, Devolución y Retorno (SDDR), que ya está implantado en más de 30 países y territorios en el mundo, la mayoría de ellos en Europa.

Carlos Arribas, coordinador del área de Residuos de Ecologistas en Acción: “Dejar en manos de los Sistemas Integrados de Gestión, como Ecoembes, la consecución del objetivo de la recogida del 90% de las botellas de plástico es una irresponsabilidad y una quimera, pues ya han demostrado su ineficiencia, ya que llevan actuando durante más de 20 años y la contaminación no cesa”.

Algunos territorios en el Estado español- como Illes Balears, Nafarroa y País Valencià- se han adelantado a esta propuesta legislativa e incluso van más allá, ya que en sus Leyes de Residuos o Planes de Residuos incorporan algunas de estas medidas. También algunos Estados miembros aplican ya medidas de prohibición, como Francia para los cubiertos y platos de plástico de un solo uso, bolsas de plástico o bastoncillos de algodón hechos de plástico.

Por todos estos motivos y ejemplos, Ecologistas en Acción lamenta que la ley no sea más ambiciosa y no aborde los objetivos de reducción de residuos plásticos de manera más contundente, de acuerdo a la magnitud del problema ambiental que éstos generan.

29 mayo, 2018

Autor/Autora


Flickr
Twitter
Facebook

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

CERRAR